Florencia Peña y el cambio de su radical “antes y después”

Florencia Peña "un antes y después". Gentileza / El Liberal
Florencia Peña "un antes y después". Gentileza / El Liberal

De la “Pechocha”, apodo que le dio su nombre y lugar en la televisión argentina, a la Flor que hoy conocemos.

De una pequeña morocha con rulos de ojos café y curvas prominentes a una rubia despampanante de 46 años, Flor Peña es un ejemplo de transformación.

Reconocida por darle vida al hegemónico personaje de “Moni Argento” como protagonista de la famosa serie “Casados con hijos”, Florencia Peña ha pasado por una larga lista de personajes a lo largo de su carrera profesional, trabajando desde muy pequeña.

Flor Peña hizo sus primeros pasos en la televisión argentina desde muy pequeña y su mayor repercusión llegó con el programa “Son de 10″ en donde interpretaba un personaje que popularmente se conocía como “La Pechocha”. Apodada así por el evidente tamaño de sus senos, rasgo por la que era muy reconocida cuando tan solo era una adolescente en los 90′.

"La Flor de antes". Instagram
"La Flor de antes". Instagram

Actualmente Flor es una de la actrices argentinas más reconocidas y con mayor trayectoria en su carrera. Pero no todo es “color de rosas” en la vida de esta rubia. La actriz que, evidentemente, ha pasado por innumerables cambios de looks para adaptarse a sus diferentes personajes. También ha hecho referencia en algunas entrevistas al estrés, angustia y “malos ratos” que ha tenido que atravesar por estos cambios físicos.

Cuando Flor Peña comenzó a hacer su carrera, su escote era un tema de conversación y los tiempos que corrían eran diferentes. Por aquel entonces, ante los prejuicios, decidió hacer un cambio drástico. Con tan solo 18 años, se sometió a una cirugía para reducirse el busto. Abrumada por los comentarios sobre su cuerpo y la mirada de los hombres, la actriz confesó durante una entrevista, en el programa de Verónica Lozano, que esa fue la causa que la llevó a tomar la decisión de operarse cuando aún era una adolescente. “Estaba incómoda físicamente, pero creo que la mirada del medio y del hombre me condicionó mucho”, lamentó. “Quizá si hubiera tenido la cabeza de hoy no me hubiese operado. Tenía 18 años, era muy chica. Pensaba que no iba a poder ser una actriz reconocida con tantas lolas”.

A demás, confesó que sufría de mucho acoso sexual en la calle. “Lo llevaba re mal. Recibía muchas cosas en la calle que no podía manejar. Son imposibles de repetir. Lo naturalicé. Yo me tapaba porque no podía hacer dos cuadras con la remera ajustada. Me angustiaba mucho”, agregó.

Con un perfil muy activo en las redes sociales, Peña reconoció que también recibe críticas sobre su cuerpo a diario. Sin embargo, reacciona de otra forma. “Me lo tomo con humor. Ahora ya contesto y me divierte. Es un trabajo que tuve que hacer y siento que es una batalla que gané”, aseguró. “Las mujeres que trabajamos en los medios recibimos muchos ataques o críticas y que no te afecten es positivo. Hay que relajarse y hacer la de uno, el límite siempre es no dañar a otros”, dijo. “Hoy veo que lo que soy como artista no lo define mi cuerpo”, explicó.

En otras muchas ocasiones, Flor también ha sido cuestionada de haberse hecho cirugías en el rostro... A lo que ella siempre responde que no se ha realizado ningún tipo de intervención en lo absoluto. Sostiene que los cambios que se pueden apreciar en sus facciones son consecuencia de que ha bajado mucho de peso en los últimos años; y que el único tratamiento que se realiza es la colocación de inyecciones de ácido hialurónico, que no es botox, sino algo mucho más suave. Además de mantener una vida saludable y buenos hábitos.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA