Se entregaron los tres policías acusados de balear en la cabeza a Lucas González

Los tres efectivos de la Policía de la Ciudad involucrados en el crimen de Lucas González, el adolescente que jugaba en las inferiores de Barracas Central, se entregaron este sábado a la Justicia.
Los tres efectivos de la Policía de la Ciudad involucrados en el crimen de Lucas González, el adolescente que jugaba en las inferiores de Barracas Central, se entregaron este sábado a la Justicia.

Los agentes se presentaron ante la Justicia y fueron trasladados a la Superintendencia de Investigaciones de la Policía Federal. Podrían enfrentar prisión perpetua.

Los tres efectivos de la Policía de la Ciudad acusados por el asesinato de Lucas González en Barracas se presentaron este sábado ante la Justicia y fueron trasladados a la Superintendencia de Investigaciones de la Policía Federal.

Se trata del inspector Gabriel Isassi, el oficial mayor Fabián López y el oficial José Nieva, integrantes de una Brigada de la Comisaría Vecinal 4D de la Policía de la Ciudad. Los tres se presentaron este sábado, luego de que el juez Martín Carlos Del Viso firmara las órdenes de detención.

Se entregaron en la sede de la comuna 4, en Parque Patricios y poco después fueron trasladados a la dependencia de la Policía Federal en Madariaga y General Paz. Mientras que se llevaron a cabo allanamientos en las casas de los policías acusados.

Los tres agentes están acusados del delito de “homicidio agravado por haber sido perpetrado por miembros de las fuerzas policiales abusando de sus funciones”, imputación que prevé la pena de prisión perpetua.

El viernes en la noche, los fiscales Leonel Gómez Barbella, a cargo de la fiscalía nacional en lo Criminal y Correccional 32, y el fiscal Andrés Heim, a cargo de la Procuraduría de Violencia Institucional (Procuvin) pidieron la detención de los policías, pero el juez recién firmó las órdenes este sábado.

Lucas González, jugador de Barracas Central de 17 años, falleció tras recibir dos disparos en la cabeza por parte de la policía.
Lucas González, jugador de Barracas Central de 17 años, falleció tras recibir dos disparos en la cabeza por parte de la policía.

Los doctores Alejandro Rullan Corna y Patricia Gómez fueron los encargados de llevar a cabo la autopsia de Lucas y determinaron una “lesión por proyectil de arma de fuego en cráneo” además de “hemorragia meningoencefálica” y un surco en el pómulo derecho de una segunda bala.

Mientras que a las 11.10 de este sábado, el abogado Gregorio Dalbón, quien representa a los padres del adolescente asesinado, se presentó en el Ministerio de Justicia y Seguridad porteño tras ser convocado por el ministro Marcelo D’Alessandro.

Al llegar a la sede del organismo en Avenida Regimiento de Patricios 1142, Dalbón dijo que valoraba mucho la convocatoria al encuentro y tras la reunión, que se hizo en la oficina del ministro, ambos dieron una conferencia de prensa.

Dalbón, por su parte, fue directo contra el juez de Menores que una vez que sobreseyó a los tres amigos de Lucas, se declaró incompetente. “Vamos a pedir el juicio político para ese juez de Minoridad, que no pidió las detenciones de los asesinos. Tuvo a los chicos 12 horas en un instituto de menores, una locura”, confirmó, en referencia al juez Nacional de Menores 4, Alejandro Rodolfo Cilleruelo.

“Estamos hablando de tres asesinos que debían cuidarnos, no estamos hablando de la Policía. Lo que hicieron fue asesinar a un chico, quitarle todos sus sueños, destruir a una familia y vaya a saber dónde están porque parece una tortuga el juez que tiene la causa. La verdad que no entiendo porque no dispone la detención habida cuenta de que están cercados, a punto de ser detenidos, y solo falta eso”, señaló.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA