miércoles 23 de junio de2021

San Martín Norte, el “polo nocturno” que surgió durante el aislamiento en Ciudad
Decenas de bares y restaurantes se instalaron con fuerza en los últimos meses y son un imán para los vecinos / Mariana Villa
Sociedad

San Martín Norte, el “polo nocturno” que surgió durante el aislamiento en Ciudad

Bares y restaurantes extienden la movida nocturna desde la Alameda hasta el límite con Las Heras. Vecinos y familias son los principales clientes.

  • domingo, 14 de febrero de 2021
  • hs.
San Martín Norte, el “polo nocturno” que surgió durante el aislamiento en Ciudad
Decenas de bares y restaurantes se instalaron con fuerza en los últimos meses y son un imán para los vecinos / Mariana Villa

Una de las principales avenidas que une a tres departamentos del Gran Mendoza presenta una fisonomía diferente a lo largo de sus cuadras. Camino hacia el Norte, al finalizar la Alameda, la calle San Martín no ha parecido ser una opción para quienes hayan buscado un lugar de esparcimiento y salir a cenar durante las últimas décadas, a diferencia del sector denominado San Martín Sur. Sin embargo, la situación ha cambiado.

La zona del emblemático Barloa y sus lomos y del particular restaurant y salón de pool El Establo, entre la calle Ayacucho y el zanjón de Los Ciruelos, comienza a mostrar algunos indicios de cambios, que adelantan la posibilidad de un nuevo polo gastronómico y de diversión nocturna. Y tanto desde la Municipalidad de la Ciudad de Mendoza como del departamento de Las Heras han transmitido el ánimo de que así sea.

Desde la esquina de San Martín y Coronel Díaz hasta el zanjón de Los Ciruelos, la vereda Este corresponde a Las Heras, mientras que la vereda Oeste pertenece a Capital.

En una zona comercial, se hace fácil distinguir al acercarse el horario de cierre de comercio, aquellos que continúan con las luces encendidas durante la noche. Y es que en cada cuadra hay al menos un bar, restaurante o minimarket con sillas y mesas sobre la vereda donde poder tomar o comer algo.

Dueños y encargados de los lugares aseguran que hay un movimiento creciente y coinciden en que “hay días buenos y otros días malos”. “En la semana hay gente, pero lo más común es que no haya recambio en las mesas, cosa que sí sucede con más frecuencia los fines de semana”, comenta Joaquín Mendilaharzu, dueño de Del Toro, restaurant y bar que abrió en enero de 2020, que sólo estuvo abierto durante 45 días hasta que se decretó la cuarentena y que logró sobrevivir y ampliar el local.

La encargada del restaurant bar República asegura que han bajado considerablemente las ventas por el aislamiento pero que, sin embargo, se mantiene la clientela en un local que ya lleva tres años en el lugar. Al lado abrió Rafaela Drinks, un negocio familiar liderado por Gonzalo Villarroel, dedicado al expendio de bebidas alcohólicas, mediante la venta de combos para llevar o mediante delivery. Pero también ofrecen la posibilidad de sentarse a consumir algún trago preparado en el lugar. “Compartimos las mesas de la vereda con el negocio de al lado y en los próximos días vamos a abrir el sector de cafetería”, comentó la mamá de Gonzalo, quien se encontraba atendiendo el negocio.

Respondiendo a la necesidad de reinventarse nació Peter Bar en noviembre de 2020. Luciano Ferrandi y Gabriel Magallán, dos amigos y socios amantes de las motos, abrieron un bar en un sector del local de uno de ellos dedicado a la venta de repuestos y accesorios de motocicletas. Con una propuesta pensada para jóvenes han realizado toques de DJs, karaoke y shows en vivo, con la posibilidad de disfrutar de tragos y comidas en el lugar. Un perfil similar en la idea, pero de diferente fisonomía por tratarse de una casa, ofrece el Bar 22, ubicado a unos mestros.

Tendencia. Decenas de bares y restaurantes se instalaron con fuerza en los últimos meses y son un imán para los vecinos.Mariana Villa

Pero el avance de este “polo nocturno” no parece entusiasmar a todos. Desde algunos locales comentan que han recibido denuncias por parte de vecinos por ruidos molestos.

Ulpiano Suárez, intendente de Capital, conversó con Los Andes acerca del tramo capitalino de la arteria, que según informó, cuenta con 51 comercios habilitados, entre los que se incluyen locales gastronómicos, minimarket, farmacias, mueblerías, peluquerías, venta de automotores y motos, casas de telefonía, gimnasios y jardines infantiles, entre otros.

“Para nosotros es importante porque lo que buscamos es consolidar esa zona que estaba algo deprimida. Ha ido creciendo y hoy los vecinos de la Cuarta Este y Oeste, la Sexta y de Las Heras también, tienen un eje comercial con una amplia oferta de servicios y productos”, expresó Suárez.

El jefe comunal remarcó que buscan acompañar ese crecimiento bajo el concepto de policentralidad. “Queremos consolidar que los vecinos puedan acceder a servicios y realizar compras sin necesidad de desplazarse hasta el microcentro”, indicó.

El intendente transmitió con entusiasmo que se advierte movimiento nocturno por una zona que va adquiriendo su propia impronta y donde los locales funcionan y respetan los protocolos. “Hay gente que ha visto una oportunidad en estos lugares, pensando en un público que quizás busque evitar la aglomeración u otras opciones en relación al poder adquisitivo. Es un público vecino que seguramente busca un lugar más tranquilo, más relajado que los otros ejes donde pueda haber mayor cantidad de jóvenes o turistas. Hemos visto que tiene un perfil más familiar”, apuntó Suárez.

El intendente comentó que se trata de un tramo netamente comercial en cuanto a la ordenanza de uso, por lo que desde el municipio se encuentran trabajando para promover la instalación y habilitación de comercios. “Hemos advertido con agrado que se han instalado 12 establecimientos gastronómicos, entre ellos un restaurant parrilla, tres pizzerías, dos cafés y seis rotiserías. Procuramos que de a poco, se vaya consolidando como un nuevo eje gastronómico que se sume a la Arístides, a la Juan B. Justo, a la Alameda, a calle Sarmiento, y también a la calle Belgrano”, anunció.

Balance

Según los datos oficiales publicados por la municipalidad capitalina, se han registrado 549 cierres de negocios, mientras que las altas ascienden a 572. Si bien se reconoce que pueden existir casos de cierres que no han sido oficializados mediante el trámite correspondiente, desde el municipio toman esos números como buenos indicadores. “La brecha positiva evidentemente ha sido en el sector gastronómico particularmente por una gran cantidad de cafés que se han instalado en el último tiempo. Aún en un año difícil, entendemos que hay un saldo positivo”, agregó Suárez, y resaltó los beneficios fiscales y exenciones otorgadas durante el 2020 y que se extenderán durante el 2021 a aquellos locales que abran en el presente año.

Obras futuras

El intendente Ulpiano Suárez aseguró que en los próximos meses se reconvertirá toda la luminaria de la zona a LED. Además informó que la nueva ciclovía de calle San Martín se extiende desde el límite con Godoy Cruz hasta el límite con Las Heras y que la obra va a estar concluida en los próximos meses. “Toda esta zona va a contar con ciclovía, una vez terminada la Alameda, sobre el costado Este de la avenida hasta la intersección con calle Coronel Díaz, límite con Las Heras. Allí la ciclovía se cruza hacia el costado Oeste llegando hasta calle Houssay y allí se vincula con la ciclovía de ese paseo”, explicó Suárez, resaltando la posibilidad de conectividad con la que contará la zona que también cuenta con frecuencias de siete líneas de transporte público.