sábado 24 de octubre de 2020

Se trata del segundo escándalo que golpea a la Universidad de Córdoba en menos de un mes
Sociedad

Otro escándalo en la UNC: denuncian falta de confidencialidad de estudiantes travestis y trans

La Universidad Nacional de Córdoba suma un nuevo cuestionamiento luego de que días atrás un profesor de la facultad de odontología fuera detenido por cobrar 3.000 pesos para aprobar su materia.

  • jueves, 1 de octubre de 2020
Se trata del segundo escándalo que golpea a la Universidad de Córdoba en menos de un mes

Seis estudiantes presentaron hoy una denuncia contra la Universidad Nacional de Córdoba (UNC) por violación del derecho a la confidencialidad y la privacidad de estudiantes travestis y trans y pidieron a la Justicia Federal que se suprima información sensible de esas personas en el “Digesto UNC” publicado en la página web de la casa de altos estudios.

Los alumnos efectuaron la presentación ante la justicia federal con el apoyo de la Asociación Civil Devenir Diverse y La Bisagra, Movimiento Universitario Independiente (Estudiantes por la Universidad Pública).

Uno de los denunciantes, Thiago Galván, manifestó: “Después de más de un año de reclamos y denuncias, la única respuesta de la Universidad ha sido el silencio. La publicación de nuestros datos es grave e ilegal, se nos expone a la violencia. Por eso presentamos ante la justicia federal un habeas data para hacer cumplir nuestros derechos”.

Es hora de que la UNC, gobernada por el radicalismo, nos escuche, nos respete y nos contenga”, completó Galván, quien además es consiliario estudiantil de La Bisagra.

Los denunciantes, basados en la Ordenanza 9/11 aprobada por el Consejo Superior, indican que la UNC reconoce la identidad de género autopercibida de cualquier persona a su sólo requerimiento y establece que las Unidades Académicas y todas las dependencias académicas y administrativas de la UNC deberán arbitrar las reformas administrativas y de sistemas de información necesarias a fin de preservar la dignidad y privacidad de las personas.

Este derecho fue posteriormente reconocido por la Ley 26.743 de identidad de género que en su artículo 9°, denominado “confidencialidad”, dispone que no se dará publicidad a la rectificación registral de sexo y cambio de nombre de pila en ningún caso, salvo autorización del/la titular de los datos.

Aunque argumentan que “la UNC pública en el ‘Digesto UNC’, disponible en su página web, las resoluciones por las cuales se aprueban estas solicitudes, incluyendo los datos personales de las personas solicitantes. Este Digesto es público y de libre acceso, es decir, que cualquier persona dentro y fuera de la Universidad tiene acceso al mismo”.

“Ni siquiera es necesario entrar al Digesto: con solo googlear el nombre de cualquiera de estas personas se accede a estas resoluciones con información privada y confidencial sobre su identidad de género”, remarca el comunicado difundido por los denunciantes.

En ese sentido, el escrito afirma que “de esta manera se vulneran los derechos fundamentales a la confidencialidad y la privacidad y el principio de no discriminación consagrados en la Ordenanza 9/11 y la Ley 26.743 de Identidad de Género, la Ley 25.326 de Protección de los Datos Personales, la Constitución Nacional y los Tratados Internacionales de Derechos Humanos”.

Escándalo en Odontología

El 23 de septiembre pasado un profesor de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC) junto a otras dos personas fueron detenidas por orden de la Justicia Federal de la provincia.

Estaban acusados por presunta “extorsión reiterada” a estudiantes de la carrera de Odontología para aprobar materias. La decana de esa Facultad fue imputada por no haber denunciado el hecho.