Investigan si las nuevas mutaciones de Covid-19 ya circulan en Mendoza

La recopilación de datos se realiza en el marco del Proyecto Argentino de genómica SARS-CoV-2: PAIS. Foto: Ignacio Blanco /Los Andes
La recopilación de datos se realiza en el marco del Proyecto Argentino de genómica SARS-CoV-2: PAIS. Foto: Ignacio Blanco /Los Andes

Las muestras tomadas en laboratorios locales ya fueron enviadas al hospital Gutiérrez y corresponden a septiembre. Restan las de octubre a enero, en las que se podrían detectar mutaciones.

Mientras la Provincia de Mendoza se prepara para la llegada de la “segunda ola” de Covid-19, que llegaría a mediados de febrero o principios de marzo, especialistas locales siguen trabajando en un proyecto nacional que busca detectar variantes del virus, ya sea a nivel local o de aquellas que han sido identificadas en otros países.

Sobre este trabajo habló el coordinador de Unidades Centinelas del Ministerio de Salud, Carlos Espul, quien explicó que desde Mendoza “enviamos un set de muestras antes de la aparición de la variante de Covid-19 del sudeste de Londres”.

En esa oportunidad fueron despachadas 50 muestras, de las que les confirmaron que solo iban a ser analizadas 30.

Ese fue último envío y se hizo en septiembre de 2020. Esto se debe a que los mismos no se hacen con una periodicidad determinada.

Actualmente, se están juntando los datos locales para enviar muestras correspondientes a octubre, noviembre, diciembre de 2020 y enero de 2021.

Respecto a la cantidad que serán despachadas en esta oportunidad, Espul reconoció que no sabe a ciencia cierta cuántas serán las que les soliciten.

Cabe aclarar que las pruebas seleccionadas deben tener “una carga viral determinada” y “la determinación que se hace es cualitativa”, según detalló el especialista.

Esto significa que, al analizar la muestra, y de acuerdo al tipo de curva, se puede establecer si la carga viral es detectable o no. El dispositivo que se utiliza para medirla emite una fluorescencia.

Hasta 35 es positivo y no es lo mismo si da 34 o 17. A nosotros nos piden muestras con un ciclo umbral que no sea superior a 30”, detalló el médico virólogo.

Todo este trabajo de recopilación de datos se da en el marco del Proyecto Argentino Institucional de genómica SARS-CoV-2: PAIS, conocido popularmente como ”Proyecto PAIS”.

Las muestras de Mendoza y otros puntos Argentina son enviadas al Hospital Gutiérrez, desde donde, a su vez, las administran y derivan a diferentes laboratorios donde se llevan adelante los estudios correspondientes.

En nuestra provincia las pruebas que han dado positivo se conservan en el Laboratorio de Salud Pública, donde se mantienen refrigeradas -70 grados.

En el envío que se realizaría en esta oportunidad ya podrían detectarse las mutaciones de Gran Bretaña, Brasil y Sudáfrica.

No obstante, no se descarta que pueda identificarse una variante del virus propia de nuestro país. En este sentido, Espul indicó que “puede haber una mutación a nivel local, por eso guardamos todas las muestras positivas”.

Esto se debe a que las alteraciones son “parte de la evolución natural de cada virus: algunas son favorables, permitiendo la perpetuación del virus, y otras perjudiciales”, agregó el especialista.

Asimismo, el Coordinador precisó que, desde que comen comenzó efectuarse la vigilancia activa en Argentina, “hay 144 muestras que se secuenciaron y no se ha detectado ninguna mutación. Aparte del Consorcio, El Instituto Malbrán ha hecho sus estudios y tampoco lo ha detectado”.

Otro punto a tener en cuenta es que las pruebas que se envían pueden corresponder a cualquier persona que haya dado positivo a coronavirus y no necesariamente a extranjeros o argentinos que recientemente hayan llegado del exterior, como trascendió.

Vigilancia activa para frenar la expansión

El foco de la vigilancia se está dando, principalmente, en la mutación detectada en el Reino Unido, justamente porque “la Organización Mundial de la Salud confirmó que los análisis indican que es fácilmente transmisible”.

La variación se da en la proteína S en la espícula del virus, los ‘palitos’ que identifican al mismo que terminaron dándole el nombre de ‘coronavirus’. Esto la vuelve un 50 por ciento más transmisible.

Igualmente, Espul remarcó la importancia del cierre de fronteras como medida para evitar que se sigan detectando casos positivos con las mutaciones del Reino Unido, Brasil O Sudáfrica.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA