El mate compartido: el mejor aliado de la transmisión de coronavirus

La vida de los argentinos debe seguir sin mate compartido
La vida de los argentinos debe seguir sin mate compartido

Dado que el virus se transmite por la saliva compartir esta infusión podría favorecer la infección, al igual que pasarlo de mano en mano sin higiene previa

El mate, una costumbre tan típicamente argentina, asociada a los buenos momentos compartidos, se transformó en el detonante de una cadena de contagios de Sars Cov-2 en Entre Ríos.

La infusión fue el vector de transmisión de coronavirus entre habitantes de la ciudad de Colón por lo que el gobierno local tomó la drástica decisión de volver a la fase 1 del aislamiento social obligatorio.

Un mate compartido en un gimnasio del lugar entre un grupo reducido de personas, según se informó implicó que fueran aisladas más de 120 personas y la detección de 18 casos de Covid-19 positivos en menos de una semana.

Lo cierto es que dado el conocimiento que hay sobre el mecanismo de transmisión del virus, compartir un mate no sería una buena idea. Este se transmite fundamentalmente a través de la saliva por lo que la bombilla se convertiría en un canal privilegiado.

Pero no sólo esto, hay estudios realizados que han podido observar que parte de la saliva decanta en el recipiente.

A esto hay que sumar que las manos son otra vía por la que se transfiere el microorganismo. Por ello al pasar el mate de una persona a otra podría producirse la infección si luego se toca la boca, nariz u ojos. Esto si no hubo higiene previa.

“No debemos compartir el mate en este momento porque no solo es una fuente de contagio la bebida, sino que el hecho social del mate puede hacer que estemos sin barbijo, en una superficie pequeña, más de dos personas juntas y seguramente sin guardar distancia”, dijo al diario Perfil el médico Lautaro de Vedia, miembro y ex presidente de la Sociedad Argentina de Infectología.

En ese marco lo recomendable es en una reunión que cada uno utilice su mate y se mantenga la distancia social.

De hecho, ante la habilitación de las reuniones familiares en Mendoza se ha sugerido que uno lleve su propia vajilla para evitar el contacto con la saliva de otros.

Infectólogos han advertido antes de la pandemia que el mate es una potencial vía de transmisión de microorganismos, especialmente de herpes y aquellos asociados a enfermedades respiratorias. Además se potencian los riesgos de contagiarse mononucleosis, hepatitis o tuberculosis.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA