Creci贸 la poblaci贸n de yaguaret茅s en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por cazarlos

En 18 a帽os se duplic贸 la cantidad en la selva misionera. Se trata del felino m谩s grande de Am茅rica y es una especie protegida. En Mendoza lleg贸 a vivir uno solo en el ex Zoo, mientras que en Formosa a un cazador lo multaron con 370 millones de pesos tras matar a un ejemplar.

Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina
Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina

El yaguaret茅 es el tercer felino m谩s grande del mundo y, adem谩s, es una especie fundamental dentro del ecosistema de la selva misionera (Argentina y Brasil). Dentro de la fauna silvestre representativa nacional, es una de las especies m谩s simb贸licas, tanto que -por ejemplo- es el animal que eligi贸 la Uni贸n Argentina de Rugby para representar a la entidad y la selecci贸n nacional de ese deporte a nivel internacional (aunque se los llama Los Pumas, el verdadero animal presente en el escudo es un yaguaret茅).

A principios de la d茅cada del 2000 era un ejemplar en serio peligro de extinci贸n en su h谩bitat natural. De hecho, solamente hab铆a unos 40 en toda su 谩rea de incidencia. No obstante, el m谩s reciente muestreo poblacional de yaguaret茅s -tambi茅n realizado en la selva compartida por Argentina y Brasil- ha arrojado esperanzadores datos: en los 煤ltimos 18 a帽os pr谩cticamente se duplic贸 la cantidad de ejemplares y se estima que hay poco menos de 100 en toda la extensi贸n de la selva misionera.

Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina
Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina

De acuerdo a los resultados del muestreo poblacional, la poblaci贸n de este felino se encuentra estable desde hace 6 a帽os, con alrededor de entre 90 y 100 animales adultos (93 es el dato al que se ha arribado, aunque se trata de una estimaci贸n en base a un c谩lculo matem谩tico que se obtiene de los registros). Seg煤n destacaron sus responsables, la cifra evidencia que los esfuerzos de conservaci贸n por la especie a煤n son cruciales.

No obstante, sigue siendo una especie en peligro cr铆tico de extinci贸n en Argentina, y sus principales amenazas son la p茅rdida del h谩bitat, la caza ilegal del yaguaret茅 propiamente dicho y de sus presas y el atropellamiento en rutas.

En ese sentido, y con intenciones de revertir la situaci贸n, a principios de mes se confirm贸 una multimillonaria multa (370 millones de pesos) para un hombre que caz贸 a un ejemplar de yaguaret茅 en Formosa, se jact贸 de lo hecho en las redes sociales y luego fue identificado y detenido. La Administraci贸n de Parques Nacionales (APN), que se constituy贸 como querellante en la causa, catalog贸 a la sentencia como 鈥渆jemplificadora y crucial鈥 para frenar la cacer铆a de ejemplares de la especie.

En Mendoza, en tanto, en los a帽os del antiguo Zool贸gico, lleg贸 a habitar un 煤nico yaguaret茅. Hab铆a llegado a fines de 1990 al por entonces tradicional paseo y tras ser secuestrado de un circo. Si bien sus primeros a帽os en el lugar los pas贸 postrado y sin realizar demasiada actividad en su recinto, en 2011 -y gracias a la intervenci贸n Red Yaguaret茅- se lo logr贸 estimular, rehabilitar y que perdiera peso. Falleci贸 en 2013.

Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina
Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina

Esperanzadores resultados, aunque sigue la alerta

El Bosque Atl谩ntico del Alto Paran谩 -integrado por la selva misionera (Argentina) y los Parques do Igua莽u y do Turvo (Brasil)- es el nombre t茅cnico del 谩rea donde se lleva adelante, desde hace 20 a帽os y con una periodicidad de cada 2, el monitoreo de poblaci贸n de yaguaret茅s en la regi贸n.

Los m谩s recientes estudios arrojaron datos positivos: en comparaci贸n con datos previos, la poblaci贸n se encuentra estable, con un tama帽o total estimado entre 72 y 122 yaguaret茅s (una media de 93 animales). Pero, adem谩s, queda confirmado que la poblaci贸n se ha recuperado durante m谩s de una d茅cada -se duplic贸 entre entre 2005 y 2016-.

El trabajo se realiz贸 en un 谩rea comprendida por m谩s de 580.000 hect谩reas de ambos pa铆ses, donde se colocaron 224 estaciones de muestreo con c谩maras trampas (c谩maras fotogr谩ficas o de video que se activan con un sensor que capta temperatura y movimiento).

Estos mismos dispositivos son los que han permitido captar la presencia de gatos andinos en Mendoza -dentro de su h谩bitat natural-, por ejemplo, as铆 como tambi茅n de otras especies que suelen evitar la presencia de seres humanos y son de muy dif铆cil avistamiento.

Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina
Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina

En cuanto al m谩s reciente estudio de la poblaci贸n de yaguaret茅s, la metodolog铆a a la que se recurre consiste en analizar las fotograf铆as e im谩genes y separarlas e individualizarlas a trav茅s de un an谩lisis del patr贸n de manchas del pelaje (煤nico e irrepetible en cada ejemplar).

A trav茅s de un modelo matem谩tico, se calcula el n煤mero de individuos que viven en el 谩rea relevada -generalmente es mayor al n煤mero de registrados-, y en base a ese an谩lisis, se logra obtener una estimaci贸n poblacional (los responsables del estudio aclararon que no se arriba a un dato exacto).

鈥淟os datos del monitoreo demuestran que los esfuerzos de conservaci贸n del yaguaret茅 est谩n brindando resultados, ya que dan cuenta de una poblaci贸n estable. Pero sigue siendo imprescindible hacer m谩s para que el felino y sus presas sobrevivan. Es por eso que el trabajo conjunto y el compromiso de organizaciones ambientales, la comunidad y el gobierno tiene que incrementarse. El yaguaret茅 es considerado un indicador de la salud de la biodiversidad, y de los servicios ecosist茅micos y la calidad de vida de las personas鈥, destac贸 el director de conservaci贸n de Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina, Fernando Mi帽arro. 鈥淪i el felino m谩s grande de nuestro continente est谩 en riesgo, nosotros tambi茅n鈥, agreg贸.

Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina
Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina

Si se tiene en cuenta que el yaguaret茅 estaba casi extinto en el Corredor Verde Brasil - Argentina a principios de este siglo, los resultados son alentadores.

鈥淪e obtuvieron fotograf铆as de 55 yaguaret茅s diferentes, y los modelos poblacionales nos indicaron que viven en la regi贸n algo m谩s de 90 animales. El tama帽o poblacional se ha mantenido estable durante los 煤ltimos 6 a帽os, y si consideramos que en el a帽o 2005 ten铆amos solamente alrededor de 40 animales, podemos considerar que las medidas para conservar la especie han dado buenos resultados鈥, agreg贸 durante la presentaci贸n de los resultados el coordinador de Proyecto Yaguaret茅 e investigador del Conicet, Agust铆n Paviolo.

鈥淪in embargo, las presiones que amenazan a la especie siguen latentes, y en algunos casos creciendo, por lo que debemos redoblar los esfuerzos para mantener a la especie lejos de la extinci贸n鈥, agreg贸.

Si bien los resultados dejan en evidencia que el yaguaret茅 ha logrado salir del estado cr铆tico en el que se encontraba hace un par de d茅cadas -estuvo muy cerca de la extinci贸n local-, tambi茅n demuestran que la poblaci贸n dej贸 de crecer, aun habiendo h谩bitat suficiente para m谩s animales.

Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina
Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina

La importancia de la preservaci贸n del yaguaret茅

Panthera onca (el nombre cient铆fico del yaguaret茅) es el felino m谩s grande de Am茅rica y el tercero a nivel mundial, despu茅s del le贸n y el tigre asi谩tico. En Argentina, la especie se encuentra en peligro cr铆tico de extinci贸n debido a la p茅rdida de h谩bitat, el atropellamiento en rutas y la caza ilegal del felino y sus presas.

Seg煤n destacaron desde Vida Silvestre y desde Proyecto Yaguaret茅, la conservaci贸n de este felino va mucho m谩s all谩 de la protecci贸n de una sola especie.

鈥淟a conservaci贸n exitosa del yaguaret茅 es fundamental para mantener los bosques saludables, las reservas de carbono, la biodiversidad, la disponibilidad de agua y el patrimonio natural y cultural. Estos esfuerzos no solo protegen toda la vida silvestre en el paisaje que representa el h谩bitat del yaguaret茅, sino que tambi茅n ayudan a diversificar las oportunidades econ贸micas para las comunidades locales y contribuyen a mitigar y adaptarse al cambio clim谩tico global鈥, resaltaron desde ambas entidades y luego de la presentaci贸n de los resultados del muestreo poblacional.

Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina
Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina

Mat贸 a un yaguaret茅, alarde贸 en las redes, fue preso y deber谩 pagar 370 millones de pesos

En diciembre de 2022, un hombre caz贸 a un yaguaret茅 en la localidad de Clorinda (Formosa) y subi贸 dos videos en sus propias redes sociales, jact谩ndose de lo que hab铆a hecho. Lo que este cazador furtivo no tuvo en cuenta era que estaba mand谩ndose al frente a s铆 mismo tras haber matado a una especie en peligro de extinci贸n en Argentina, adem谩s considerada monumento natural por el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible de la Naci贸n.

Luego de que se viralizaran las im谩genes del hombre con el cad谩ver del ejemplar, la organizaci贸n Red Yaguaret茅 denunci贸 al cazador. Y en febrero de este a帽o, la APN se present贸 como querellante en la causa.

鈥淓l ejemplar del yaguaret茅 se encontraba en la provincia de Formosa y si bien no estaba dentro del 谩rea protegida, la Administraci贸n de Parques Nacionales se present贸 como querellante porque es un monumento natural, raz贸n por la cual lo protege y asume un rol activo en la justicia鈥, destac贸 oportunamente el Ministerio de Ambiente de la Naci贸n en un comunicado.

A principios de mayo, la Justicia Federal de Resistencia admiti贸 un pedido de la Administraci贸n de Parques Nacionales (APN) y aplic贸 una cauci贸n real de 370 millones de pesos contra el cazador. La APN hab铆a realizado el pedido apoyada por la Red Yaguaret茅, la Fiscal铆a de Estado de Formosa y el Ministerio P煤blico Fiscal. Y hab铆a enmarcado la solicitud como una de las sentencias 鈥渆jemplificadoras y cruciales para frenar la cacer铆a de ejemplares de la especie鈥.

Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina
Creci贸 la poblaci贸n de un felino en peligro en el pa铆s: el 煤nico que vivi贸 en Mendoza y la multimillonaria multa por su caza. Foto: Gentileza Fundaci贸n Vida Silvestre Argentina

Orlando, el 煤nico yaguaret茅 que estuvo en Mendoza y pudo vivir una 鈥渟egunda vida鈥

En diciembre 1990, siendo apenas un cachorrito, Orlando lleg贸 al Zool贸gico de Mendoza. Se trataba de un yaguaret茅, que hab铆a sido secuestrado durante un operativo a un circo que hab铆a pasado por Mendoza.

El h谩bitat natural del yaguaret茅 nada tiene que ver con la geograf铆a y clima de Mendoza, y durante los primeros a帽os Orlando llev贸 una rutina y vida sedentarias y condenadas al cautiverio en su recinto. Entre 1990 y 2010, la vida de Orlando era parte de una mon贸tona y aplastada rutina: se despertaba, caminaba muy poco por su jaula 鈥揹e un lado para el otro-, trepaba excepcionalmente las piedras que se encontraban en su espacio (delimitado por la jaula y la misma pared) e iba y ven铆a a su dormitorio, que era la parte que no ve铆a el p煤blico.

Adem谩s, varias veces al d铆a los cuidadores le llevaban trozos de carne (osobuco, preferentemente) para que se alimentara. Pero carec铆a del instinto salvaje, ese que lo deber铆a haber llevado a ser un 谩gil y veloz animal y que tambi茅n lo deber铆a haber obligado a cazar para poder tener su alimento. Y el movimiento que m谩s repet铆a era el de echarse en el suelo de la jaula, levantarse para comer, y volver a echarse. Esto deriv贸, por ejemplo, en que debiera ser sometido a un cuidadoso tratamiento m茅dico por problemas respiratorios y de articulaciones que hab铆an aparecido ante la escasa 鈥損r谩cticamente nula- actividad f铆sica del yaguaret茅.

Sin embargo, en 2011 -y gracias a la intervenci贸n de la Red Yaguaret茅 y a un convenio con el entonces Zool贸gico de Mendoza-, Orlando pudo tener una nueva oportunidad y reiniciar una 鈥渟egunda vida鈥 un poco m谩s activa.

Historias del Zoo: Orlando, el yaguaret茅 que vivi贸 su segunda vida en Mendoza y muri贸 en cautiverio. Foto: Gentileza.
Historias del Zoo: Orlando, el yaguaret茅 que vivi贸 su segunda vida en Mendoza y muri贸 en cautiverio. Foto: Gentileza.

A trav茅s de mejoras en su recinto y de ejercicios que se lo estimul贸 y acostumbr贸 a realizar, el yaguaret茅 Orlando recuper贸 parte de su movilidad, baj贸 considerablemente de peso y hasta pudo experimentar que se sent铆a saltar de un punto al otro, aunque siempre con las limitaciones de unas paredes y un techo de reja.

Entre otras cosas, le colocaron un par de escaleras de tronco, canteros nuevos con vegetaci贸n y dos 谩rboles que despertaban la curiosidad de Orlando en el espacio (dos jaulas unidas entre s铆 por una guillotina -que estaba permanentemente abierta-) que ten铆a una extensi贸n de 30 m2.

Historias del Zoo: Orlando, el yaguaret茅 que vivi贸 su segunda vida en Mendoza y muri贸 en cautiverio. Foto: Gentileza.
Historias del Zoo: Orlando, el yaguaret茅 que vivi贸 su segunda vida en Mendoza y muri贸 en cautiverio. Foto: Gentileza.

A partir de ese momento, el yaguaret茅 Orlando pudo rascarse con los 谩rboles, adem谩s de descubrir juegos con cubiertas de caucho y troncos. Tambi茅n se trabaj贸 en la estimulaci贸n del olfato y sus otros sentidos.

El 5 de mayo de 2013, y tras haber podido vivenciar -al menos de una manera aproximada- parte de lo que estos ejemplares viven y disfrutan en su h谩bitat natural, Orlando falleci贸 en su jaula. Seg煤n revel贸 la autopsia, el felino falleci贸 por causas relacionadas a su avanzada edad y agravadas por el propio cautiverio (estos ejemplares no suelen superar los 20 a帽os en cautiverio).

Segu铆 leyendo:

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripci贸n naveg谩s sin l铆mites, acced茅s a contenidos exclusivos y mucho m谩s. 隆Tambi茅n pod茅s sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCI脫N

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA