sábado 19 de septiembre de 2020

Operativo de testeos en el barrio Gonzalez Galino, Luzuriaga, Maipú.
Sociedad

Covid-19: el “caso 98″ obligó a triplicar la cantidad de testeos en Mendoza

Previamente las PCR para búsqueda de nuevos casos rondaban los 40 y en la última semana este número se ubicó en torno a los 140.

Operativo de testeos en el barrio Gonzalez Galino, Luzuriaga, Maipú.

En un contexto mundial y nacional de preocupación por la pandemia de Covid-19, Mendoza vivía entre principios de mayo y mediados de junio en un panorama de relativa tranquilidad. La aparición de nuevos casos era escasa y se llegó incluso en ese período a superar los 30 días sin infectados. En paralelo, los tests de PCR para buscar nuevos contagiados rondaba los 40, tal como se detalla en los partes diario del Ministerio de Salud. Todo cambió luego de conocerse el tristemente célebre “caso 98” (del que hoy se cumple un mes), que desató una ola de contagios y llevó a un aumento de los infectados en la provincia.

A partir de ahí, y de forma proporcional, fue creciendo la cantidad de estas pruebas, también conocidas como hisopados, que en promedio durante los últimos siete días estuvo en torno a los 140, es decir, se triplicaron.

Como explicó la ministra de Salud, Ana María Nadal, el testeo responde a una estrategia asociada a la cantidad de positivos y a los lugares donde van apareciendo. “Si empezamos a tener más casos y más focos, haremos más testeos”, confirmó.

También explicó que esta prueba, a diferencia de las serológicas (que buscan anticuerpos), se aplica a personas con síntomas y que tienen nexo con algún positivo. “Desde el ‘caso 98’ han aumentado los contagiados y los testeos acompañan”, observó.

Asimismo, informó que desde que comenzó la pandemia se han realizado aproximadamente 20.000 testeos, entre PCR y test rápidos serológicos (reactivo con forma de caset y electroquimioluminiscencia). Estos últimos son los que se utilizan cuando se realizan los operativos territoriales. El positivo indica que la persona ha estado en contacto con el virus y ha generado anticuerpos. Pero es necesario realizarle el PCR para saber en qué etapa de la enfermedad está y si transmite el virus para aislarla.

“Si no contagia es útil para explicar por qué se contagió alguien o si hay circulación de virus”, detalló Nadal. En tanto aclaró que el PCR no se puede hacer masivamente porque utiliza tecnología de biología molecular y entre la extracción y los resultados se requieren 6 horas.

Otro aspecto que se analiza por estos días es el nivel de positividad de las pruebas. Es decir, qué porcentaje de los que se realizan resultan positivas. Este número es variable y si bien ha presentado picos durante algunas jornadas, se mantiene en niveles estables entre un 5% y un 10% desde el “caso 98”, ya que a medida que suben los positivos, se van realizando más testeos.

En este sentido Nadal aclaró que desde allí toman este valor en promedio desde que comenzó la pandemia en Mendoza. “Teniendo en cuenta esos días tenemos una positividad menor al 5%. Pero hay que hacer un corte porque la situación no se ha comportado siempre igual”, reconoció. Y adelantó que esperarán 15 días para comprobar si la situación de casos sostenidos sigue alta para volver a evaluar.

Continúa la contención

Pese al marcado aumento de casos en la última semana, la ministra aclaró que Mendoza sigue en fase de contención. “Estamos haciendo un esfuerzo muy grande para seguir en esta etapa, es la manera en la que podemos evitar el aumento de la curva y un aumento en la cantidad de contagios”, aseveró.

Con este propósito se sigue trabajando con el eje puesto en la vigilancia epidemiológica. “La clave es detectar rápidamente a la persona positiva, aislar a sus contactos estrechos y hacer que estas personas estén aisladas en su domicilio”, expuso Nadal. En esta tarea trabajan más de 170 personas entre operadores y profesionales que atienden las llamadas del 0-800 y detectan nuevos sospechosos.

Como otro punto fundamental están abocados a buscar a la persona positiva. “La mayoría cursa la enfermedad con sintomatología leve. Como no tiene necesidad de consulta médica, minimiza el síntoma y abre las cadenas de contagios”, explicó la funcionaria. En estos operativos se realizan interrogatorios y se testea con PCR. En estas salidas ya se ha abordado a 11.000 personas en toda la provincia.

Pero además estas brigadas llevan adelante lo que denominan “control de brote: concurren al domicilio donde haya aparecido algún positivo y se entrevista a la familia. En caso de que haya alguna persona con síntomas se la interna y si hay personas en riesgo se las traslada a un hotel. Luego se abre este anillo y se continúa por el barrio y las inmediaciones.

“Es inevitable la transmisión comunitaria”

Tras el aumento de casos en Mendoza, entre los cuales hay algunos en investigación epidemiológica por no contar con un nexo comprobable, se abrió nuevamente la duda sobre la transmisión comunitaria. Por lo que la ministra de Salud, Ana María Nadal se refirió nuevamente al respecto.

-¿Hay transmisión comunitaria en la provincia?

-Hay que desmitificar. Es una situación que se evalúa nacionalmente con ciertos indicadores. Hoy la tranquilidad es que todos los casos positivos están asociados a otros positivos, salvo unos pocos en investigación. Distinto sería tener 20 casos en varios departamentos. Transmisión comunitaria va a haber, es inevitable, hay que tratar que sea lo más tarde posible.

-¿Qué indicadores se toman para medir si hay transmisión?

-En primer lugar, que aparezcan muchos casos sin poder definir el nexo. También aspectos como la duplicación de casos, que preocupa cuando es menor a 15 días. En Mendoza está en 17,3 días en la última semana. Otro es el R0, que es la tasa de contagiosidad del virus, y que hoy en promedio nos da 1,19. Sabemos que el R0 a partir de 1 indica transmisión pero hay que saberlo leer, en nuestro caso tenemos identificados a la mayoría de los que se contagian. En nuestra provincia, por la poca cantidad de casos, ese dato pierde relevancia.

- ¿Por la situación actual ya se puede decir que estamos en el pico de la curva en Mendoza?

- No, el pico va a ser cuando aparezcan muchos casos en varios lados. Todavía estamos en contención. Más casos vamos a tener, el virus circula porque hay gente contagiada. Lo fundamental es que la gente que tiene riesgo real de complicarse y morir, esté cuidada.

-¿Era esperable un rebrote?

-Sí porque están aumentando los casos en todo el país. Es imposible pensar que íbamos a estar exentos de esta realidad.

Contagiados en la última etapa irán a hoteles

Si bien hasta el momento todos aquellos que daban positivo por Sars-Cov-2 quedaban internados en hospitales hasta tener el alta definitiva, desde el Ministerio de Salud decidieron cambiar la estrategia de actuación. Como han comprobado que la enfermedad puede complicarse durante los primeros días, desde la semana que viene se los internará por 5 días en el hospital y esperarán el alta definitiva en un anillo prehospitalario preparado en el Hospital Metraux, en un anexo preparado para tal fin en el Lencinas o en otro sitio en Luján o en hoteles. “El paciente espera la PCR negativa allí y una vez que la obtiene le damos el alta y puede ir a su casa”, detalló la ministra de Salud, Ana María Nadal. De hecho adelantó que ya hay unas pocas personas trasladas al Metraux.