jueves 3 de diciembre de 2020

Sólo suscriptores
El director general de Escuelas, José Thomas, durante la presentación del borrador al Consejo General de Educación.
Sociedad

Con objeciones, la DGE abre el debate sobre la nueva ley de Educación

Desde hoy el precongreso espera recibir opiniones de los docentes y la sociedad en general hasta el 7 de octubre. El SUTE promueve el rechazo. Las críticas advierten sobre la municipalización, la ambigüedad de algunos enunciados, la incorporación del ítem productividad.

El director general de Escuelas, José Thomas, durante la presentación del borrador al Consejo General de Educación.
Sólo suscriptores

La consulta sobre el borrador del proyecto de Ley de Educación Pública de la Provincia de Mendoza está en marcha y los aspectos a rever ya circulan por las redes sociales. Desde el Gobierno estimulan a que esas opiniones, fundamentos y sugerencias de modificaciones lleguen por vía electrónica durante la instancia de Precongreso Pedagógico y prometen que se leerán todos los mensajes.

Hoy, desde las 10.30, quedará formalmente inaugurado el espacio que se extenderá hasta el 7 de octubre; allí habrá un formulario que se sumará a la casilla de correo electrónico creada para tal fin (congreso@mendoza.edu.ar). Este Precongreso dará paso, luego, al Congreso Pedagógico. Desde el 19 al 24 de octubre disertarán especialistas y referentes de reconocida trayectoria, se convocará a la ciudadanía en general y se desarrollarán conversatorios, foros, encuestas, entre otros canales y herramientas para recibir los aportes.

Mientras tanto y aprovechando la instancia de jornadas institucionales, además de desarrollar la temática solicitada por la Dirección General de Escuelas, los cuerpos docentes se están tomando un tiempo para meterse en la discusión de la normativa que reemplazará a la vigente desde 2002. Es que las instituciones deberán llevar a los plenarios departamentales del SUTE alguna moción sobre qué hacer ante el borrador de cara a la decisión que tomará el plenario provincial del lunes.

La postura del SUTE es que se postergue el tratamiento y dan cinco razones para rechazar este proyecto de plano. Dicen que no hay condiciones que garanticen la participación real de la sociedad, que vulnera los derechos de los trabajadores y que significa un retroceso en la educación como derecho, en la calidad educativa y en materia presupuestaria.

Entre esas objeciones que se viralizan en las redes sociales se habla de municipalización de la educación; se advierte que se desdibuja el rol central del Estado provincial en garantizar este derecho y que elude la responsabilidad de mantener las instalaciones adecuadas; se argumenta que abre el camino al ítem productividad como salario atado al rendimiento académico de los estudiantes; que se pretende vigilar, controlar, censurar y sancionar a docentes por el uso de redes sociales, que deja de lado el interés superior cuando se refiere a los deberes de padres y madres, que amplía los deberes de los estudiantes; se critican también “enunciados ambiguos que favorecen la aprobación de vacíos legales”.

Otro de los aspectos que más rechazo ha causado desde el jueves pasado que se hizo público el borrador tiene que ver con la evaluación del sistema educativo y la posibilidad que se otorga al Ejecutivo de adecuar el Estatuto del Docente a la nueva legislación. Quienes están en contra, dicen que el proyecto “propende a crear un instituto de evaluación de la calidad educativa para responsabilizar a los docentes del fracaso de las políticas educativas y así luego reformar el Estatuto Docente, cambiar la carrera docente y asignar adicionales salariales como el ítem a la productividad”.

Por su parte, el director general de Escuelas, José Thomas, repite que este borrador “refleja el trabajo de muchas personas que durante varios meses estuvieron estudiando, escribiendo, debatiendo ideas que se concretaron en un proyecto inicial”. En la misiva que está circulando por mail para invitar a la participación asegura que “la tarea ahora es que todos/as puedan leerlo, analizarlo y generar los aportes que crean oportunos”. Y admite que “se podría haber enviado directamente el proyecto de ley a la Legislatura, pero la decisión es otra: la idea es generar una ley con aporte de todos/as”.

En este sentido y desde el arco opositor, la diputada Silvia Stocco (Frente para todos) precisó que el espíritu de la Bicameral de Educación aprobada ayer por el Senado y de la convocatoria del Congreso Pedagógico es democratizar el debate del borrador que pretende ser el marco general de la educación mendocina. Desde su punto de vista y dado que el oficialismo tiene el número de legisladores necesarios a su favor, con el rechazo lo único que se logra es que la ley salga como está. “Necesitamos la mejor ley; una ley que nos represente a todos”, manifestó a la vez que abrió las puertas de la Bicameral para recibir las opiniones de toda la sociedad.

Claves

Borrador. Es el proyecto de una ley marco. Tiene 143 artículos. Incluye: el Sistema Educativo Digital, la Educación a Distancia, la creación del Instituto de Evaluación, la posibilidad de adecuar el Estatuto del Docente.

Consulta. Al Precongreso se puede entrar en http://congreso.mendoza.edu.ar. El mail para los aportes es: congreso@mendoza.edu.ar.

Críticas. Municipalización de la educación; ambigüedad de enunciados; sanción a docentes por uso de redes sociales; ítem productividad, entre otras.

Congresos pedagógicos en la historia

Los congresos pedagógicos son convocatorias para debatir públicamente sobre la situación de la educación. Entre este tipo de consultas, podemos recordar dos que históricas.

En 1882, se debatió acerca de las ideas y principios que debían regir la educación pública. Sus resoluciones suelen considerarse un antecedente de la Ley 1420.

Un siglo después de la legislación que instituyó la educación gratuita, laica y obligatoria se vio la necesidad de discutir la regulación de la escuela secundaria. Según recordó el doctor en Ciencias de la Educación Francisco Muscará, a partir de la convocatoria de Raúl Alfonsín se realizaron asambleas en todos municipios y luego en las provincias que llevaron sus propuestas no vinculantes a la instancia nacional en 1988. Varias de esas sugerencias terminaron en la Ley Federal.

Para Muscará toda transformación necesita de la colaboración de los gremios; sin embargo, históricamente no se ha contado con ellos.

El borrador del proyecto


Por las redes