miércoles 16 de junio de2021

Cómo son los hongos pos-Covid que pueden ser letales en casos graves y por qué es erróneo llamarlos “hongo negro”
Si bien en la provincia no existen casos, se dan en varias partes del mundo. / Foto: AP
Sociedad

Cómo son los hongos pos-Covid que pueden ser letales en casos graves y por qué es erróneo llamarlos “hongo negro”

Afectan a pacientes con el sistema inmune comprometido y usualmente con ventilación mecánica. Tienen alta letalidad.

Cómo son los hongos pos-Covid que pueden ser letales en casos graves y por qué es erróneo llamarlos “hongo negro”
Si bien en la provincia no existen casos, se dan en varias partes del mundo. / Foto: AP

El 26 de mayo el diario El País de Uruguay informaba el caso de un hombre de 50 años, recuperado de Covid-19 que posteriormente resultó infectado con una micosis que en la prensa se denominó “hongo negro”.

Es la primera vez que tiene una repercusión tan cercana un caso por el estilo, pero lo cierto es que no es novedad. Los especialistas están observando que pacientes que transitan la enfermedad en condiciones graves ven complicado su cuadro con micosis.

Según el diario, el infectólogo Henry Albornoz, quien atiende al paciente, informó que el hombre además presenta diabetes. Los signos de la infección comenzaron a presentarse unos 10 días posteriores al alta por Covid-19 y, luego de pruebas de laboratorio, se confirmó el diagnóstico de mucormicosis.

“Es uno de los hongos que aparecen pos-Covid pero también está el otro género, el de los aspergillus, que es el otro hongo que está causando infección fúngica invasiva por Covid pero en casos graves, con asistencia mecánica respiratoria por mucho tiempo y que tienen un estatus inmunológico deprimido por comorbilidades”, explicó a Los Andes el doctor Hugo Pagella, microbiólogo y micólogo, titular de la cátedra de Microbiología de la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad de Mendoza.

El experto apuntó a llevar tranquilidad. “Parece que a la gente le estuvieran hablando de un alien que se lo va a comer”, expresó. Pagella dijo que si bien se trata de cuadros que tienen una alta letalidad, si son tomados de manera temprana pueden tratarse antes de que llegue a órganos que puedan complicar la situación.

Advirtió que en el país no se han reportado muertes por esta causa y que en Mendoza hay cómo hacer este tipo de determinaciones en efectores públicos y privados.

Pagella señaló que en Argentina es un tema que se está empezando a estudiar pero no hay mucho publicado y que pueden haberse presentado casos que no se han identificado.

“Lamentablemente, muchas muertes se atribuyen a estos hongos cuando se realizan las necropsias, que en Argentina no es habitual hacer, pero sí se ha visto en otros países y se determina que la causa de muerte ha sido la invasión fúngica”, explicó.

“Hay distintos tipos de afecciones micóticas por hongos. Las que se asociaron al principio a Covid fueron las aspergilosis pulmonares. En Mendoza prácticamente no hubo casos; hubo sospechas que luego fueron descartadas, pero en otros lugares de Argentina sí hubo. Lo nuevo, el famoso ‘hongo negro’, es una mucormicosis: da en pacientes ventilados pero que tienen algun compromiso inmunológico”, afirmó por su parte el doctor Gonzalo Álvarez, delegado de la regional de Cuyo de la Sociedad Argentina de Terapia Intensiva.

Confusión

La denominación “hongo negro” para referirse a la infección en el caso de Covid, ganó prensa rápidamente. Sin embargo, Pagella, el especialista mendocino, emitió un comunicado en el que advierte que no es correcta. “Están informando algo que existe pero está mal definido lo que son hongos negros”, advirtió.

Dijo que es probable que hayan sido denominados de esta manera por la presentación clínica pero que en realidad se trata de tipos diferentes.

Los verdaderos hongos negros son las feohifomicosis, llamados así porque en la pared micótica el hongo tiene melanina que es un pigmento negro”, detalló. Pero lo que se ve asociado a Covid son mucormicosis. “En la presentación clínica es angioinvasivo porque invade los tejidos y no permite la irrigación de la sangre. Entonces el tejido se vuelve necrótico y se pone de color negro”, detalló Pagella. Es decir que en el primer caso es el hongo que se ve negro mientras que en el segundo es la tonalidad que adquiere el tejido.

Explicó que si bien inicia por las vías respiratorias puede ganar territorio y extenderse a cualquier otro órgano, incluso al Sistema Nervioso Central (SNC). Por ello es importante detectarlo a tiempo ya que de otro modo es grave, con un índice de letalidad que puede llegar a 80%, dijo el experto.

Con el notorio incremento de enfermos de Covid, en India se han informado varios casos. El 28 de mayo falleció un hombre de 59 años debido a una toxemia, envenenamiento de la sangre por toxinas. Se le habían diagnosticado infecciones de hongo negro, blanco y amarillo el 24. Ocurrió en el hospital de Ghaziabad, cuyas autoridades han informado que hay 65 personas con infecciones fúngicas.

El Aspergillus provoca úlceras o aftas bucales, afecta los pulmones y también puede ser fatal.

Los especialistas consultados detallaron que se trata de hongos llamados “oportunistas”, que pueden afectar a personas de cualquier edad en determinadas condiciones de inmunidad deprimida. En ese marco pueden considerarse por ejemplo personas diabéticas, con VIH, oncológicos, trasplantados.

“Expertos dicen que las personas que reciben ventilación mecánica siempre tienen un mayor riesgo de desarrollar infecciones bacterianas o fúngicas. El uso excesivo de esteroides y otros medicamentos que debilitan el sistema inmunitario del cuerpo, y las condiciones subyacentes hacen que los pacientes con Covid-19 en cuidados intensivos sean más propensos a este tipo de infecciones”, publicó BBC Mundo.

“Como en el aire uno está respirando esporas de estos hongos ingresan por la vía aérea superior y pueden hacer una injuria en el tejido de las fosas nasales, pueden seguir hasta el SNC, si pasa al SNC es fatal y fulminante porque da una meningitis por mucormicosis”, refirió Pagella.

“Tiene tratamiento, pero hay que ser sumamente probo en poder detectarlo a tiempo”, subrayó el microbiólogo. El tratamiento es con antifúngicos y hay que iniciarlo lo más rápido posible.

Detalló que en las fosas nasales se distingue porque los pacientes comienzan con rinorrea (descarga de moco nasal) y con alteraciones en la zona orbitaria o periorbitaria, con una inflamación y una tonalidad cianótica, un color negro, producto de la necrosis.