miércoles 25 de noviembre de 2020

Sin otras restricciones a la vista, el Gobierno provincial analiza nuevos pedidos y protocolos para elevar a la Nación. Foto: Ignacio Blanco / Los Andes
Sociedad

Aunque Nación sigue preocupada por los contagios, por ahora no habrá nuevas restricciones en Mendoza

La provincia está entre las ocho que mencionó el presidente Alberto Fernández porque concentran el 55% de los contagios de Covid-19 en el país. El Gobierno local espera el decreto nacional para definir el propio.

  • sábado, 24 de octubre de 2020
Sin otras restricciones a la vista, el Gobierno provincial analiza nuevos pedidos y protocolos para elevar a la Nación. Foto: Ignacio Blanco / Los Andes

Mendoza se encuentra entre las ocho provincias que continuarán hasta el 8 de noviembre con Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio. Si bien se registró una pequeña variación “positiva” en los datos de ocupación de camas en la provincia, el presidente Alberto Fernández volvió a mencionar a la provincia durante el anuncio de la continuidad de la cuarentena nacional, una de las más extensas del mundo.

Tras siete meses de aislamiento, según el Presidente, la decisión se basa en la diseminación que ha tenido el coronavirus, traspasando los límites de las ciudades y llegando a pequeños pueblos.

El mandatario focalizó su decisión en las provincias que concentran el 55% de los contagios en el país. Allí, Mendoza apareció en el anuncio entre Buenos Aires, San Luis, Salta, Tucumán, Neuquén, Santa Fe, Córdoba y Río Negro. Fernández se comunicó con los correspondientes mandatarios provinciales a través de las ya “tradicionales” videoconferencias que anteceden a los anuncios oficiales.

Pero si bien el Gobierno provincial sospechaba que Mendoza ya no estaba en el foco nacional, estuvo presente en las explicaciones de la situación epidemiológica y sanitaria general. “Hemos observado que hay lugares concretos, en todas las provincias, donde el nivel de saturación siempre está en un punto límite. Esto es lo que pasa en Neuquén, en General Roca, en Mendoza y Gran Mendoza, pero también pasa en Río Cuarto o Villa María. Esa saturación no viene de lo que ocurre sólo ahí, sino que en esas ciudades se atienden todos los pueblos cercanos”, mencionó el mandatario nacional.

En las filminas del Ministerio de Salud de la Nación difundidas tras el anuncio, Mendoza figura quinta en el gráfico de ocupación de camas de Unidades de Terapia Intensiva (UTI) por departamentos con ocupación mayor al 70%, con el Gran Mendoza con un 88%. Se trata de un 4% menos del valor presentando en las filminas del anuncio del pasado 9 de octubre.

En los reportes semanales de la provincia, Mendoza también muestra un leve descenso en el índice de ocupación de camas de terapia intensiva en todo el territorio y en el Gran Mendoza. Al día, registran 79,30% y 85,96%, respectivamente.

El último viernes la ministra de Salud, Ana María Nadal, estuvo presente en la habilitación de seis nuevas camas de terapia intensiva en el hospital Saporiti, de Rivadavia, y aseguró que ya son 80 camas las que se sumaron al sistema de salud. Esto porque el Hospital Central duplicó su capacidad, con 40 camas nuevas. Además, la semana pasada se incorporaron siete plazas en el hospital Lagomaggiore y cuatro para adultos en el Notti .

Sin anuncios provinciales por el momento

El gobierno de Rodolfo Suárez espera el nuevo decreto nacional para definir el propio. “Una vez que esté el decreto nacional, se lee, se estudia, se evalúa y de acuerdo a eso se toma alguna iniciativa”, expresaron desde el entorno del Gobernador.

Hace dos semanas, Mendoza y Nación tuvieron un “tire y afloje” previo al decreto y luego el mismo dejó algunas dudas, que se “salvaron” tras la reunión de Suárez con Fernández en Buenos Aires.

Por el momento, Mendoza continuaría sin cambios: ni nuevas autorizaciones, ni más restricciones. En la situación de Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio, es el Gobierno nacional el que tiene la palabra final frente a la autorización de nuevas actividades.

Desde el oficialismo local aseguran que se siguen analizando nuevos pedidos y trabajando en nuevos protocolos sanitarios.

De cara al comienzo de la temporada “alta” en la provincia, se puede suponer que se trabaja en protocolos relacionados a la actividad turística. Sin embargo, se especula con que no se harán nuevos pedidos de autorizaciones y se aguarda la respuesta por la apertura de jardines de infantes.