Alumnos sin recursos de una escuela albergue piden ayuda para trasladarse a Tunuyán por el viaje de egresados

Egresados de la Escuela Albergue Maestro Pablo Pizzurno, en Lavalle, necesitan un transporte para que este lunes los lleve al polideportivo de Tunuyán, donde compartirán cuatro días como cierre de un ciclo.
Egresados de la Escuela Albergue Maestro Pablo Pizzurno, en Lavalle, necesitan un transporte para que este lunes los lleve al polideportivo de Tunuyán, donde compartirán cuatro días como cierre de un ciclo.

Sólo necesitan el trayecto de ida, que sería este lunes, desde una escuela albergue de Lavalle hasta el polideportivo de Tunuyán. Se trata de chicos que finalizan la primaria y carecen de recursos.

Un total de 10 alumnos que egresan de séptimo grado de la Escuela Albergue Maestro Pablo Pizzurno de San José, Lavalle, hicieron un llamado a la solidaridad a través de Patricia Villegas, madre de uno de los niños: necesitan un transporte que este lunes 14 los traslade al polideportivo de Tunuyán, donde compartirán cuatro días como cierre de un ciclo.

“Apelo a la buena voluntad de alguien que posibilite que estos chicos, junto a tres docentes, puedan viajar a Tunuyán. El viaje de regreso ya está confirmado, así como la estadía y la comida.

“Solo resta el viaje de ida y están muy ilusionados”, amplió la mujer, en diálogo con Los Andes.

Villegas sostuvo que el traslado sería desde el propio establecimiento, situado en el km 976 s/n de San José, Lavalle, hasta el centro de Tunuyán.

Y recordó que se trata de un grupo que carece de los recursos necesarios para acudir por sus propios medios.

Patricia y su esposo Carlos tienen una historia muy particular que fue publicada por este medio el año pasado: son padres de 12 hijos y 10 de ellos fueron escoltas o abanderados en esa escuela, un establecimiento que para ellos es su segundo hogar.

Los Villegas tienen un récord difícil de igualar: 10 de sus 12 hijos fueron o son abanderados y escoltas en la escuela primaria y secundaria de San José.

Nada fue casual: ambos se pusieron a disposición de los hijos para que priorizaran sus estudios y fueran, como suele decirse, “alguien en la vida”. Hoy uno de sus hijos, Rubén, es maestro del niño que acaba de egresar de la primaria, Juan Gabriel.

“Sí, es un esfuerzo, pero todos lo han hecho por igual y sin quejarse”, reconoció Patricia en aquella entrevista, para agregar que los mayores ya se han independizado y tienen sus familias.

Activos y comprometidos con el establecimiento, para Carlos y Patricia era frecuente acompañar a sus hijos mayores a los actos como escoltas o abanderados. Luego llegó otra etapa cuando tuvieron a la segunda tanda. “Es un orgullo, porque mi esposo y yo no hemos tenido esa posibilidad y hemos apostado a ellos”, reflexionó.

El primer hijo es Víctor, que tiene 33 años. Luego siguen: Leonardo (31), Rubén (29), Diolinda (27), Belén (26), Andrea (23), Rocío (21), Candela (18), Carolina (15), Guadalupe (14), Juan Gabriel (12) y Javier, 8.

En la primaria o en la secundaria todos se han destacado por sus propios méritos. “Siempre los hemos acompañado participando en todo lo que hemos podido, cooperadora, viajes, actividades, pero jamás los hemos ayudado porque nuestra tarea siempre estuvo ligada al campo”, dijo. “Trabajan y estudian, pero lo más importante es que hemos educado a personas de bien”, reflexionó Patricia en aquella oportunidad.

Hoy redobla su compromiso para que uno de los más pequeños de la familia pueda tener su viaje de egresado.

Cómo ayudar

Quienes puedan tender una mano para que los chicos sean trasladados a Tunuyán pueden contactarse con Patricia Villegas: tel. 2612 39-7032 o Rubén (maestro): 2616 94-5343.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA