miércoles 23 de septiembre de 2020

Al probar la ojota, los policías descubrieron al ladrón - GMA Network
Por las redes

Se olvidó una ojota después de robarle a una mujer y lo identificaron al probársela como la Cenicienta

El hombre irrumpió en una casa para llevarse el celular, pero los gritos de la dueña le obligaron a huir de inmediato. Como dejó su sandalia, los policías hicieron la verificación de identidad de manera “tradicional”.

Al probar la ojota, los policías descubrieron al ladrón - GMA Network

Los cuentos de hadas pueden ser más reales de lo que uno cree. Y más retorcidos todavía. Un ladrón que olvidó su ojota en la escena del hurto fue detenido luego de que los policías le probaran el calzado y coincidiera con su pie... como en la Cenicienta.

El insólito episodio ocurrió el lunes en la ciudad de General Santos, Filipinas, según un informe del programa local Unang Balita emitido por GMA Network.

En el cuento original, el Príncipe pudo volver a encontrarse con su amada Cenicienta después de la medianoche probándole una zapatilla de cristal que dejó en el castillo. Sin embargo, en Filipinas, la Cenicienta fue el propio delincuente.

Según el informe policial, el sospechoso ingresó a una casa y fue atrapado in fraganti agarrando el teléfono móvil de la víctima. Como la mujer empezó a gritar y pedir ayuda, el sujeto huyó de inmediato, dejó el celular y se olvidó una de sus sandalias.

Con la ayuda de un testigo, la Policía pudo localizar la residencia del ladrón, que estaba justo en la siguiente calle. En la residencia del sospechoso, los uniformados notaron que solo llevaba una ojota de goma, por lo que procedieron a la verificación tradicional.

A continuación, los agentes le probaron la sandalia que el sujeto había dejado en la casa de la víctima y encajó perfectamente en el pie. En su defensa, el hombre dijo que había intentado cometer un delito porque no tenía dinero y se estaba muriendo de hambre.