miércoles 20 de enero de 2021

Por las redes

¿Sabías que hay perros no recomendados para convivir con niños? Enteráte cuáles son

Según un estudio, los menores de edad están en mayor riesgo que los adultos de ser mordidos por canes.

Según los Centros para el Control de las Enfermedades en Estados Unidos (CDC), casi 5 millones de personas son mordidas por perros en el año en ese país y los menores están en mayor riesgo que los adultos. Además informan que ciertas razas son conocidas por ser más agresivas y muerden más frecuentemente pero también, se encontró que en casi 60% de los casos, la raza del perro que mordía era desconocida.

Las mordeduras de perros pueden causar significativas lesiones físicas y psicológicas. Cuando son en el rostro, frecuentemente requieren cirugía reconstructiva ya que las heridas pueden estar en nervios y hasta llevar a pérdida de tejido.

Internet

Hay ciertas razas que son conocidas por ser más agresivas y que realmente muerden con más frecuencia o causan daños más severos, pero la sorpresa es que en un nuevo estudio se encontró que en casi 60% de los casos, la raza del perro que mordía era desconocida. Desde el Centro Médico Wexner de la Universidad de Ohio dicen que este hallazgo puede ser útil para los padres que quieran adquirir un perro y tengan hijos menores.

¿Cuáles son los perros más propensos a morder? Un estudio publicado en el International Journal of Pediatric Otorhinolaryngology, lanza que los pitbulls y los perros de raza mixta presentan el mayor riesgo de morder y causar más daños. Como los de cabezas anchas y más chatas que largas, que pesan entre 30 y 45 kilos.

“El propósito de este estudio fue evaluar las mordeduras de perro a niños y miramos específicamente cómo la raza se relaciona con la frecuencia y severidad de éstas”, explicaron los investigadores.

Para el análisis, se repasaron 15 años de casos de traumas faciales relacionados con perros del Hospital Infantil Nationwide y del Sistema de Salud de la Universidad de Virginia, y los combinaron con una extensa investigación de documentación sobre mordeduras de canes que reportaban la raza a lo largo de más de 45 años.

Internet

Para evitar mordeduras en niños, se recomienda: Asignar un lugar de descanso para el perro lejos de donde los niños corren y juegan; enseñarles a los niños a no invadir el espacio del perro cuando está descansando o comiendo; no permitir que un niño trate de recuperar un juguete o alimento que el perro le haya quitado, entre otras.

Los niños pequeños son especialmente vulnerables porque pueden no percibir las sutiles señales que apuntan a que un perro pueda morder, comentan los expertos. “Los niños imitan a sus padres”, explican, por lo que se le aconseja a los mayores que eviten interacciones beligerantes o riesgosas.


Por las redes