Presupuesto 2022: cómo serán las rebajas de impuestos en Mendoza y cuánto dejará de percibir la provincia

Alejandro Donati, titular de ATM. Prensa Legislatura
Alejandro Donati, titular de ATM. Prensa Legislatura

El titular de la Administración Tributaria Mendoza (ATM) explicó ante las comisiones de Hacienda de la Legislatura los proyectos de Avalúo e Impositiva.

El titular de la Administración Tributaria Mendoza (ATM), Alejandro Donati, fue este mediodía a la Legislatura para presentar las Leyes de Avalúo e Impositiva para el ejercicio fiscal del año próximo, en las que se presentan beneficios impositivos con rebajas de Ingresos Brutos (IIBB) para 68 actividades, lo que tendrá un costo fiscal para la provincia de $1.309 millones.

Donati manifestó, en términos generales, que se ha tratado de “mantener” la estructura que se viene sosteniendo en los últimos años, esto es, “dar beneficios a los contribuyentes cumplidores”, como así también a aquellas actividades que más se vieron afectadas por la pandemia.

De acuerdo a la baja de impuestos, se indicó que se mantendrán los beneficios aplicados este año de una reducción del 50% en IIBB a 50 actividades que habían sido seriamente afectados por la pandemia del coronavirus (hoteles, restaurantes, agencias de viaje, entretenimiento, espectáculos, industria audiovisual, guarderías y jardines maternales) y seguirá la alícuota especial a los call center al 1% (suele ser del 4%) con el fin de “incentivar empleo formal para jóvenes”.

No obstante, la novedad es que se agregarán beneficios con tasa cero de IIBB para actividades dedicadas a software y a la investigación y desarrollo; y lo mismo tendrán las relacionadas con la recuperación de materiales y desechos. En total, se espera que en estas 68 actividades sean alcanzados unos 13.932 contribuyentes, y el costo fiscal estimado será de $1.309 millones, del cual las actividades relacionadas con el turismo se llevará la mayor parte de los beneficios ($914 millones) seguido por la industria del software ($139 millones).

Avalúo

En esa línea, Donati remarcó que los avalúos de las propiedades se ajustan en un 33% “siguiendo la pauta de inflación del Presupuesto Nacional. Las escalas de tributación son las que se vienen aplicando en los años anteriores, tratando de mantener la equidad tanto vertical como horizontal en lo que hace a la liquidación del Impuesto Inmobiliario”.

Cabe recordar que “el Avalúo Fiscal resultante, constituye la base imponible del Impuesto Inmobiliario - año 2.022 - de los bienes objeto del gravamen, y en el Impuesto de Sellos, en la transferencia de los bienes raíces, que se celebren en el transcurso del período fiscal señalado”.

Impositiva

En los fundamentos, la Ley Impositiva 2022 indica que “se fijan las alícuotas, mínimos, límites y coeficientes para la determinación de la base imponible de los impuestos establecidos en el Código Fiscal y sus modificatorias, como así también, los valores de las Tasas Retributivas que perciben las dependencias el Estado Provincial por la prestación de los servicios, todo ello con el fin de procurar los recursos financieros necesarios que plantea el presupuesto de la Provincia para la atención de las necesidades básicas que demanda la población en educación, seguridad y salud entre otras”.

A su vez, aclara que “estas propuestas han sido formuladas teniendo en cuenta la realidad económica actual, los efectos de la Pandemia provocados por el Covid 19 y la necesidad de adecuar algunas disposiciones legales”, conforme a diversos criterios.

Con respecto al Impuesto Inmobiliario, “se mantiene la estructura general del impuesto utilizada en los años anteriores”, a los que se les ajusta el avalúo fiscal respecto del ejercicio anterior en un 33%”, con lo cual “se establece un incremento del impuesto determinado para el ejercicio 2022 de hasta el 49% respecto al ejercicio 2021″.

Por otra parte, tendrán un beneficio aquellos inmuebles destinados a servicios de alojamiento con certificado expedido por el Ente Mendoza Turismo (E.M.E.T.U.R), los cuales “abonarán un cincuenta por ciento (50%) del impuesto determinado para el ejercicio 2022 en la medida que no registren deuda por el ejercicio 2019 y anteriores”.

Sellos

Para el caso del Impuesto de Sellos, se ha propuesto mantener para el próximo año, las exenciones que se incorporaron en la Ley 9.277, aunque actualizando los montos de los rangos “de tal forma que las locaciones para vivienda de hasta $ 26.000 mensuales quedarán exentas del tributo, y también las locaciones comerciales de hasta $86.600 por mes”.

Asimismo, indican los fundamentos que “con la intención de beneficiar a los tomadores de créditos bancarios para la construcción o compra de sus viviendas, se propone ajustar los montos para la exención de este impuesto para los créditos hipotecarios de hasta $3.088.260, y se mantiene una alícuota disminuida para los montos superiores”.

Automotores

En relación al Impuesto a los Automotores, “no experimenta modificaciones en cuanto a la forma de cálculo, otorgamiento de beneficios para los contribuyentes ni modelos que se rigen por la valuación de la Dirección Nacional de Registros Públicos Automotores (D.N.R.P.A.)”, establece.

En esa línea, se prevén límites en caso de “un posible aumento de la valuación de los automotores por la D.N.R.P.A.”.

Se propone a tal fin, “establecer límites con respecto al impuesto determinado para el 2021, teniendo en cuenta la valuación del automotor: hasta $1.400.000: 33%, desde $1.400.001 hasta $2.700.000, 39%; desde $2.700.001 en adelante, 49%”.

Por otra parte, se elimina “la categoría de vehículos del grupo entre los años 1990 a 1996, dejando a los mismos como no alcanzados para el pago de este impuesto y manteniendo para el cómputo los automotores de una antigüedad no mayor a 26 años”.

Beneficios para Inmobiliario y Automotor

Asimismo, rescata que “con la finalidad de beneficiar al contribuyente que ha cumplido con sus obligaciones en los años anteriores, y de propender al cumplimiento voluntario del pago de impuestos, se propone un beneficio escalonado, que tenga en cuenta el comportamiento previo de cada uno, favoreciendo más a quien hubiera cumplido en los últimos dos años, respecto de quien sólo cumplió el año anterior”.

Se otorga así un beneficio adicional a quien abone el impuesto anual de Automotores en un único pago, al igual que en el Impuesto Inmobiliario.

Sobre este punto, el descuento en este tributo podría llegar al 25%. El contribuyente que no posea deuda al 31 de diciembre de 2021, obtendrá 10% de descuento y un adicional del 10% si también estuvo al día al 31 de diciembre de 2020. Además, obtendrá un beneficio extra del 5% si abona la cuota anual 2022 en término.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA