Pepe Mujica se metió en la grieta del Frente de Todos y aconsejó qué se debería hacer

"Pepe" Mujica dijo que "Argentina está desquiciada" y le recomendó a los dirigentes leer el Martín Fierro. - Gentileza/ Gentileza
"Pepe" Mujica dijo que "Argentina está desquiciada" y le recomendó a los dirigentes leer el Martín Fierro. - Gentileza/ Gentileza

El expresidente de Uruguay brindó declaraciones radiales y contó sobre experiencias similares que vivió en su carrera política como miembro del Frente Amplio.

El expresidente de Uruguay, José “Pepe” Mujica, habló sobre la pelea interna dentro del Frente de Todos, que se conoció públicamente entre el presidente Alberto Fernández y la vicepresidenta Cristina Kirchner, tras la derrota del partido en las elecciones Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) celebradas el domingo en el país.

El histórico dirigente del Frente Amplio hizo foco en la discusión interna actual que estalló en el Frente de Todos. “Hace falta que se encierren un mes a tomar mate, discutiendo y no puteándose por la prensa, para generar media docena de cosas centrales como políticas de Estado”, agregó el expresidente oriental apuntando a la experiencias personales en la política.

“Recomiendo leer el Martín Fierro, los hermanos sean unidos porque si no se los comen los de afuera. Lo que más necesita la Argentina es la unidad, unidad con la diversidad, pero unidad. No es momento de peleas internas, por el contrario, el compromiso es muy grande”, comenzó en su declaración Mujica en Radio 10.

“Hay que apechugar con la realidad y tratar de cambiarla y poner moralmente todo el esfuerzo y dejar las cuestiones secundarias y las vanidades humanas que aparecen en estos momentos. ¿Por qué? Porque lo necesita el pueblo argentino”, agregó el dirigente.

Luego, Mujica continuó y opinó que “el gobierno tiene que gobernar y gobernar lo mejor posible, pero más en el mediano plazo precisaría un cónclave de gente útil de todas partes tomando mate durante un mes y discutiendo y no puteándose por la prensa. Y tiene que lograr una media docena de cosas centrales como políticas de Estado que se mantengan a lo largo de los años”.

Consultado respecto a su visión sobre nuestro país, el presidente no dudó en dar su tajante postura respecto a la política que preside desde hace años en nuestro país: “La Argentina es maravillosa, por los recursos que tiene pero está desquiciada. En el sistema político tienen que dialogar mucho más, no hay democracia sin diálogo, y el diálogo significa bajar los decibeles no putearse tanto por la prensa y conversar más”.

Finalmente agregó: “Tiene que haber un programa mínimo de unidad nacional y después todas las diferencias que quieran, porque esa es una responsabilidad del gobierno y de la oposición. No se puede estar refundando el país cada dos o tres años”.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA