domingo 17 de enero de 2021

Sólo suscriptores
La discusión política por la falta de acuerdos en el presupuesto provincial se trasladó a las comunas.
Política

Los intendentes también buscan aprobación para poder endeudarse

En algunas comunas la oposición ya aprobó la toma de deuda, como en Maipú. Y en otras hubo rechazos, como en Alvear.

La discusión política por la falta de acuerdos en el presupuesto provincial se trasladó a las comunas.
Sólo suscriptores

Los coletazos de la pelea por el Presupuesto provincial llegan a los municipios. Luego de que el peronismo no avalara en Diputados la propuesta de roll over y toma de crédito para obras, por U$S 350 millones, que solicitó el gobernador Rodolfo Suárez, en algunos municipios la situación se repite, aunque en otros hay consensos con la oposición.

A horas del revés sufrido por el oficialismo en la Legislatura, la UCR de Maipú aprovechó para diferenciarse luego de aprobar, a la gestión del peronista Matías Stevanato, una pauta de gastos con un financiamiento de $ 400 millones para obra pública y otras inversiones. En un comunicado firmado por Mauricio Pinti, presidente del bloque radical, destacaron que es necesario “trabajar en conjunto entre todos, tal como nos ha pedido el gobernador Rodolfo Suárez”.

Bajando la efusividad del radicalismo, desde la comuna destacaron que el administrador municipal “supo explicar para qué se tomarán los créditos propuestos. Es decir, tuvo la transparencia y la vocación de diálogo de explicitar claramente los beneficios y la razonabilidad del endeudamiento y alcanzar los acuerdos y consensos necesarios”.

El radicalismo también remarcó que han tenido la misma postura en otra administración justicialista, como la de Tunuyán. Ante el silencio del municipio a la consulta de este medio, la oposición marcó el contrapunto con los legisladores peronistas. Aún no ingresa la Ordenanza Tarifaria, clave en la estructura del presupuesto municipal, pero ya hubo aval para tomar deuda. “Hace unos 40 días aprobamos a (Martín) Aveiro un endeudamiento de 17 millones por el Covid-19. Necesitaban dos tercios para obtenerlos y votamos todos juntos”, indicó el concejal Paulo González (UCR). Recordó que en ese Concejo Deliberante hay 7 ediles oficialistas y 3 opositores, entre los que él se encuentra.

San Rafael, otra comuna peronista bajo la conducción de Emir Félix, está con las planillas en estudio por parte de la oposición, aunque no hay pedido de endeudamiento. Sin embargo, algunas cláusulas le hacen ruido a Cambia Mendoza, que tiene 5 concejales contra 7 oficialistas y debe aportar votos para llegar a dos tercios en algunos ejes, como el pedido de $ 40 millones para La Pulpera municipal. “Tenemos la voluntad de que el municipio tenga su presupuesto”, dijo el edil Martín Serrano (Cambia Mendoza).

En Santa Rosa se están trabajando los números, aunque los radicales sí recordaron el revés que propinaron a la gestión de Flor Destéfanis meses atrás, cuando la comuna intentaba acceder a la línea de créditos por $ 70 millones que ofrecía el Gobierno nacional a través del Programa de Emergencia Financiera.

En las otras dos comunas del PJ, La Paz y Lavalle, no hay certezas con respecto al presupuesto. Desde la primera aclararon que “pedido de endeudamiento no habrá”. Mientras Lucas Luppo, concejal radical lavallino, aseguró que “en los últimos años no ha venido pedido para tomar deuda, el último fue hace algunos años para compra de máquinas y el radicalismo se lo aprobó”.

Radicales y aliados

En las comunas que gobierna Cambia Mendoza la situación varía. El oficialismo de Luján asegura que la relación con el peronismo no tiene inconvenientes por lo que estiman que el tratamiento del presupuesto municipal no tendría complicaciones. El intendente Sebastián Bragagnolo indicó que “al presupuesto lo estamos enviando en estos días. No prevemos endeudamiento”.

En Alvear, las pautas de gastos se aprueban en marzo por lo que el ejercicio actual tiene rodaje hasta el próximo año. “En mayo presentamos un endeudamiento de $ 50 millones porque se había conseguido una muy buena tasa del Banco Nación y lo íbamos a destinar para activar obra pública. El peronismo no acompañó y nos quedamos sin el crédito”, se quejaron desde el oficialismo.

En San Carlos administra el massista Rolando Scanio. Ya se aprobó el presupuesto y se aprobaron autorizaciones de endeudamiento con el voto de un peronista, Pedro Fernández, no así del kirchnerista Juan Torres.

Otras comunas como Capital y Godoy Cruz tienen amplias mayorías en sus Concejos Deliberantes. “No hay pedido de endeudamiento, aunque existe la autorización de la herramienta si hiciera falta en un futuro”, sostuvieron desde el segundo municipio.

Una situación similar se da en la Ciudad de Mendoza. El presupuesto se tratará la próxima semana y se pide autorización para hacer uso de un crédito, que equivale a cuatro masas salariales, con el agente financiero. Y si existen tasas convenientes en el mercado también se permite hacer uso del crédito para destinarlo a infraestructura, equipamiento, gestión ambiental, renovación del parque automotor liviano y/o pesado y modernización municipal con Organismos Multilaterales, Entidades Bancarias y/o Instituciones Financieras, Estado Nacional y Provincial.

Marcelino Iglesias, intendente de Guaymallén, aseguró que “la relación con el peronismo es institucional” y recordó cuando a poco de asumir “me aprobaron la deuda porque era la que venía de la gestión anterior, después nunca han acompañado”.

Concejales del PJ piden por el hospital

Concejales del peronismo en Luján salieron a reclamar que los legisladores oficialistas no acompañaron la propuesta del Frente de Todos en la Legislatura, que incluía la terminación del Hospital de Luján en el presupuesto 2021.

Hernán Valenzuela, Sonia Quiroga y Paloma Scalco manifestaron su rechazo ante la negativa del oficialismo provincial de incluir los cambios propuestos por el Frente de Todos en la pauta de gastos que pretende aprobar Cambia Mendoza en la Legislatura. “La obra no está contemplada en la pauta enviada por el gobierno provincial”, se quejaron los ediles lujaninos tras el fracaso de las negociaciones en Diputados.

El Hospital de Luján fue proyectado durante la gestión provincial de Francisco Pérez y la obra comenzó a ejecutarse en 2014. Sin embargo, por falta de fondos se paralizó y después, en el gobierno de Alfredo Cornejo, se le rescindió el contrato a la empresa constructora y se rediseñó el proyecto, menos ambicioso. Sin embargo, tampoco se terminó.