La previa de la Fiesta de la Ganadería tuvo un alto condimento político

La previa de la Fiesta de la Ganadería tuvo un alto condimento político
Alfredo Cornejo no dejó pasar la oportunidad de cortar un costillar. / Prensa

Los precandidatos de distintos espacios políticos se sumaron al lanzamiento de la fiesta ganadera y cada uno hizo su juego para no pasar inadvertido. Sobresalió la interna en Cambia Mendoza y no faltaron las críticas al Presidente y la política nacional.

La presentación de la Fiesta Nacional de la Ganadería se realizó este sábado a falta de una semana para las PASO, por lo que los tradicionales costillares que se sirvieron en el almuerzo estuvieron sazonados con sal, una pizca de pimienta y abundante política.

La movida de funcionarios de gobierno y precandidatos a la legislatura y el Congreso fue tal, que hasta el presidente de la Cámara alvearense, Andrés Vavrik, aprovechó la oportunidad y lo que siempre es un simple discurso de bienvenida y al vez invitación para la fiesta mayor (será del 6 al 10 de octubre) lo transformó en un mini discurso con reclamos hacia la política.

“Por favor regálennos a todos los argentinos un gran acuerdo político que nos permita salir de este pozo y ver el horizonte lo más pronto posible. Ese es mi pedido y el de todos los sectores que me toca representar”, fue el final del discurso del presidente de la entidad.

Como actores repartidos en un film de larga duración, los funcionarios locales y provinciales más los precandidatos cumplieron roles diferentes pero apuntados hacia el mismo lugar: atraer agua para su molino pensando en las PASO.

Carlos Iannizzoto, precandidato a diputado nacional por el partido Federal, estuvo casi como en su casa ya que su pasado reciente en Coninagro lo tuvo en gestiones comunes con la Cámara de Comercio de Alvear.

Para hacer la movida aún más afin, a Iannizzotto lo acompañó el alvearense Gustavo Majstruk, con quien comparte lista, ya que va como precandidato al senado nacional.

El pastor Víctor Doroschuk y Gustavo Majstruk, precandidatos por el Partido Federal.

En la vereda de enfrente pero en una situación exactamente igual se lo vio a Rodolfo Vargas Arizu, que compite en la interna de Cambia Mendoza como precandidato a senador nacional.

Lo mismo fue con Mauricio Badaloni, también hombre de Cambia Ya. Ambos son referentes, del sector productivo y de las cámaras empresarias, se movieron como pez en el agua.

El oficialismo en Alvear y la provincia también hizo su parte dentro de la película. El primero que entró en escena fue el intendente Walther Marcolini con los funcionarios del gabinete y por supuesto sus precandidatos al concejo y la legislatura.

Minutos después arribaron el Ministro de Economía Enrique Vaquié y la alvearense Mariana Juri, ministra de Turismo y Cultura, que también aspira a llegar al Congreso nacional.

Rodolfo Vargas Arizu nodejó de sacarse una selfi durane el almuerzo /

Todos realizaron su juego, acaparando en particular la atención de los medios de comunicación.

El último en aparecer fue un ex gobernador pero que al parecer aún maneja los hilos dentro del oficialismo. Alfredo Cornejo no hizo más que poner un pie en el predio donde estaba a punto de comenzar el almuerzo que el intendente Marcolini, Mariana Juri detrás, salieron a recibirlo y saludarlo. Por supuesto y unos minutos después, cuanto radical había en el lugar también se le acercó.

Entre los principales ausentes en la jornada fueron los Justicialistas del Frente de Todos y los demócratas de Vamos Mendocinos.

Juntos pero separados

Luego de las PASO, hay una probabilidad que la lista de Cambia Mendoza quede conformada por precandidatos de las dos líneas que compiten internamente y, de cara a las elecciones generales, deberán batallar por el voto de la gente hombro a hombro.

Pese a que van por el frente oficialista en las elecciones primarias, fue indisimulable que los límites están demarcados: están juntos pero bien separados.

Por un lado estuvieron los integrantes la lista 503 A de Cambia Mendoza que baja de Casa de Gobierno con el gobernador Rodolfo Suarez y el diputado nacional Alfredo Cornejo como líderes.

En la mesa de al lado, pero retirada estaban los referentes de Cambia Ya, la lista 503 B, que encabezan Vargas Arizu y Mauricio Badaloni en la provincia.

Salvo algunas miradas, no cruzaron más que eso. Pero para ponerle un poco más de picante a la interna en el frente oficialista, en Alvear, escenario de la presentación de la Fiesta, la puja por el voto traspasó la barrera de las ideas y propuestas y se instaló en un terreno en el que la discusión ya no es cerebral sino decididamente intestinal.

Todos le pegaron duro

Los distintos precandidatos al Congreso Nacional que pasaron por el Día de Campo de la Fiesta de la Ganadería salieron a marcar terreno y hacer cada uno su juego, sin embargo a la hora de las declaraciones todos coincidieron en el mismo punto, las fuertes críticas al presidente Alberto Fernández y su gobierno.

Carlos Iannizzotto optó por hacer un mix, le pegó al Gobierno nacional pero también aprovechó el momento y le dio duro al radicalismo.

“Uno lleva muchos años trabajando en el cooperativismo y en la actividad gremial empresaria pero hoy tengo que estar en un ámbito que de alguna manera en porque la política no ha funcionado por 40 años. Estamos cansados de esta política, estamos cansados de dos fuerzas que han derrotado al sector productivo. Son dos caras de la misma moneda que están vinculadas al acuerdo político, al acuerdo electoral y no al acuerdo para hacer políticas de Estado para que crezca la producción y el empleo”, lanzó el ex presidente de Coninagro.

Rodolfo Vargas Arizu se presentó como un hombre mesurado que “viene a cambiar la forma de hacer política” pero no hizo falta más que nombrar al Presidente que esa prudencia al declarar desapareció inmediatamente.

“No puedo ser mesurado con alguien que primero no es republicano, que no defiende a su país, que pone leyes que él no cumple. Creo que acá (Día de campo) tenemos varios partidos políticos y nos podemos sentar y hablar de lo mismo pero no sí con el kirchnerismo y el populismo. Nuestro gran problema es el populismo en Argentina”, sostuvo.

Alfreo Cornejo y a su lado el intendente Walther Marcolini.

Alfredo Cornejo, después de criticar por arriba y abajo al Jefe de Estado, pidió el voto de la gente porque “creemos que si el gobierno sale derrotado se verá obligado a hacer un cambio, a darle más agilidad a los temas y dejar de meterle miedo a la gente todo el tiempo en vez de resolver los problemas, de hacer un cambio de política económica”.

“Nosotros esta elección la vemos como la oportunidad que tiene el ciudadano para influir sobre el poder político nacional y el poder político lo maneja Cristina (Fernández) y Alberto, bueno más Cristina que Alberto pero Alberto es el que firma los decretos”, agregó.

*Este texto fue publicado originalmente por Via San Rafael. Se reproduce aquí con la autorización correspondiente.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA