miércoles 2 de diciembre de 2020

Sólo suscriptores
Gremios como ATE, SUTE, Judiciales y Fadiunc dejaron de lado diferencias ideológicas para unirse y enfrentar al Gobierno. Foto: Orlando Pelichotti / Los Andes
Política

Estatales refuerzan el frente sindical para salir a enfrentar a Suárez

Afirman que el Frente de Unidad Estatal concentra el 85% de la representación. Harán huelga el 4 de noviembre para exigir reapertura de paritarias, pases a planta y más presupuesto.

Gremios como ATE, SUTE, Judiciales y Fadiunc dejaron de lado diferencias ideológicas para unirse y enfrentar al Gobierno. Foto: Orlando Pelichotti / Los Andes
Sólo suscriptores

Tal como se gestó a comienzos de año, varios gremios estatales unieron fuerzas y se pusieron en pie de guerra frente al Gobierno provincial, con la conformación del Frente de Unidad Estatal. Según aseguran sus miembros, concentra el 85% de la representación de los trabajadores del Estado, y pusieron fecha a un paro para el 4 de noviembre, con el intentarán ganarle la pulseada a la gestión de Rodolfo Suárez al exigir –entre otras cosas- la reapertura de las paritarias, en medio de una crisis económica pocas veces vista, producto de la pandemia del coronavirus.

El frente es variopinto, tanto en la representación de cada gremio como en lo ideológico. Lo que los une, naturalmente, es que representan a trabajadores estatales (aunque uno de ellos depende de la Nación), pero también la necesidad de unir fuerzas para poder lograr sus objetivos e imponerse ante la resistencia del Gobierno, que sostiene que aún no puede reabrir paritarias, teniendo en cuenta la grave crisis económica que ha mermado la caja provincial.

Las agrupaciones que lo conforman son la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), el Sindicato Unido de Trabajadores de la Educación (SUTE), Judiciales, la Unión Personal de Juegos y Casinos de Mendoza (UPJCM), la Asociación del Personal de Empleados Legislativos de Mendoza y también Fadiunc, el gremio de docentes de la Universidad Nacional de Cuyo.

Respecto al plano ideológico, efectivamente, la unión ante el Poder Ejecutivo ha primado por sobre estas diferencias, ya que converge el ala kirchnerista -representada por ejemplo en el gremio de casinos con Martín Caín- con un peronismo “clásico” de ATE -con su vínculo a la CTA Autónoma nacional de Ricardo Peidró- y hasta los partidos de Izquierda, que hoy conducen al SUTE con Sebastián Henríquez.

Si bien los gremios han realizado medidas de fuerza durante este 2020, la pandemia no ha sido una aliada para presionar contra el Gobierno, teniendo en cuenta que en pocas actividades hay trabajo presencial y las concentraciones, si bien se realizaron en algunas oportunidades, no son promovidas desde el ámbito de la Salud por la posibilidad de contagio de coronavirus.

Roberto Macho, secretario general de ATE, sostuvo que el frente de Unidad Estatal “está compuesto por más del 85% de los trabajadores estatales”, y destacó que “no fue creado por una coyuntura”, sino que “tuvo que pasar por lo menos un año de acuerdos políticos”.

El paro del 4 de noviembre

Hoy las justificaciones por las que realizarán las medidas de fuerza los gremios son las mismas para todos: reapertura de paritarias, aumentos salariales, mayor presupuesto para atender los problemas de cada sector (Salud y Educación, por ejemplo) y el pase a planta más ágil de los trabajadores contratados.

La concentración se realizará a las 9 en la zona del hospital Central y desde allí se marchará hasta Casa de Gobierno.

“Los compañeros están pasando momentos muy delicados porque sufren el abandono sistemático del Gobierno en cuanto a sus condiciones laborales y salariales. Sin apertura de paritarias no tenemos aumentos salariales, siendo que la recaudación de 2020 supera a la del año anterior”, destacó Macho ayer en conferencia de prensa .

Además, el dirigente sindical sostuvo que los “recursos de los mendocinos”, más allá de la crisis de la pandemia, “están en los $8.000 millones que les pagan a los empresarios del Transporte”.

Por otro lado, Pablo Massutti, representante gremial de SUTE, destacó que el Frente “ya se manifestó en las calles con el rechazo al proyecto de ley que buscaba privatizar el sistema educativo. Ahora solicitamos más presupuesto para Educación y Salud”, pronunció.