El Gobierno afirmó que en 6 años se bajó la deuda total provincial en un 21%

El Ministro de Hacienda de Mendoza Lisandro Nieri. Foto: Orlando Pelichotti.
El Ministro de Hacienda de Mendoza Lisandro Nieri. Foto: Orlando Pelichotti.

El ministro de Hacienda indicó que a fines del 2015 el pasivo era de U$S 1487 millones, mientras que a junio de este año está en U$S 1.173 millones. Críticas del peronismo por la “dolarización” de la deuda durante el gobierno radical.

El Gobierno Provincial salió a mostrar números de una baja en la deuda total de Mendoza en los últimos años, en momentos en los que a nivel nacional el tema del endeudamiento se ha impuesto en medio de la campaña electoral en la provincia de Buenos Aires y también la Capital Federal, con duros cruces entre el Frente de Todos y Juntos por el Cambio.

Según datos que informó el ministerio de Hacienda, hubo una disminución del 21% de la deuda total de la Administración Central de Mendoza en los últimos 6 años, si se mide en dólares. La fecha elegida no es casual, ya que se toma desde el diciembre del 2015, en el fin de la gestión de Francisco Pérez.

No obstante, desde el peronismo salieron al cruce, al indicar que el Gobierno “ha cometido un gran error en confundir la deuda en pesos y en dólares” y aseguraron que el elemento “más disruptivo” fue la toma de U$S 500 millones de financiamiento en 2016.

El ministro de la cartera de Hacienda, Lisandro Nieri sostuvo a Los Andes que cuando el peronismo dejó el poder, la deuda total era de U$S 1.487 millones, mientras que a junio de este año está en U$S 1.173 millones. Hay que dejar en claro que el Gobierno lo que hizo fue presentar el número en dólares, ya que parte del monto adeudado se compone en pesos y otra parte en dólares (ver aparte).

“Si comparamos valores del 2015 con los actuales, no hay forma de hacerlo en pesos, salvo que se pusiera en pesos constantes o deflactados por inflación. Por eso llevamos los números a dólares. Podemos decir con total certeza que nuestra deuda bajó en un 21%”, expresó el funcionario.

Entre las causas, Nieri se jacta de que el radicalismo tiene una provincia “ordenada” y marcó que la baja del déficit durante el gobierno radical correspondió con un creciente desendeudamiento.

Teníamos un déficit del 6,9% del Presupuesto en el 2015. Eso se fue revirtiendo cuando encaramos un proceso de consolidación fiscal, atacando el déficit y por ende bajando la deuda”, afirmó, y añadió que la deuda que ha estado tomando el gobierno radical ha sido “exclusivamente para inversión, no para gastos corrientes”.

También comentó que la calidad de la deuda “es mejor que antes” ya que “no hay que afrontar altísimos intereses como lo fue pagar los descubiertos del banco Nación o el pago a proveedores”. De acuerdo a esta afirmación, puso como ejemplos la renegociación de la deuda en dólares, que tiene intereses ascendentes que arrancan en el orden del 2,7% y que terminarán en un 5,7% (el promedio será del 5%), o la de las Letras del Tesoro, que se tomaron con un interés del 2,8%.

Respuesta opositora

No obstante, el economista Nicolás Aroma, que integra los equipos técnicos del Frente de Todos, salió al cruce de Nieri, al apuntar al radicalismo por el bono de U$S 500 millones tomados en el 2016 durante la gestión de Alfredo Cornejo, en la cual marcó que fue uno de los “mayores elementos disruptivos el haberlo hecho en dólares”. Aseguró además que se va “por un camino negativo si se sigue confundiendo las deudas en dólares y pesos”, y que por el contrario, el punto está en discutir “no el stock sino el costo de la deuda”.

Para el economista, eso se ha visto reflejado en el pago de los intereses, que en los últimos 5 años “superaron los $33.000 millones” y que es por lo menos “un 50% más de lo que se invirtió en obras públicas”, según las partidas de trabajos públicos del Presupuesto provincial.

En este sentido, comentó que se pasó de un 2% histórico de pago de intereses sobre los gastos corrientes, a un 7% como lo fue entre 2016 y 2017, y que se llegó “a un punto máximo del 9% en 2019. El año que tuvo un respiro en intereses fue 2020 y este 2021, luego de la restructuración de la deuda”, confió.

Queda claro que la discusión del stock de la deuda es irrelevante, porque el problema es el costo de la oportunidad de la provincia. Lo que se fue y se va en intereses es lo que no se puede hacer con obras en Salud, viviendas del IPV o escuelas. No aumentó la capacidad productiva”, asestó.

Por último, denunció que casi no hay un financiamiento privado de la provincia. “¿Cuánto apuntalan a las pymes? El problema financiero de la provincia ha hecho que los créditos del Fondo para la Transformación y el Crecimiento otorgados en 5 años no superan los $2.400 millones”.

Perfil de la deuda

Según la información de la deuda pública de la provincia a junio de este 2021, Mendoza tiene obligaciones por U$S 717 millones y $50.060 millones (agregando las Letras del Tesoro, la deuda con el Banco Nación en UVAs y la deuda flotante)

Las deudas en dólares se componen por un lado, por el refinanciado bono Mendoza 2029 (U$S 530 millones); y también se suman créditos a organismos multilaterales como el BID (U$S 155,54 millones) y el BIRF (U$S 31,66 millones).

En tanto, en pesos se le debe al Gobierno Nacional ($ 27.656 millones), al Banco Nación ($ 14.387 millones), que está en Unidades de Valor Adquisitivo, a tenedores de bonos ($ 31 millones solo de intereses) y en Letras de Tesorería ($6.397 millones), que se tomaron en mayo y fue con lo que se “rolleó” el vencimiento del bono en pesos, que era de poco más de $5.000 millones.

Por otro lado, en los U$S 1.173 millones de deuda total, el gobierno también integra la deuda “flotante”, que es la de los proveedores, que actualmente es de $8.017 millones.

En cuanto a la composición de la deuda por moneda, los datos del ministerio de Hacienda marcan que la misma es de un 65,8% en dólares, un 20,4% en pesos y el restante 13,8% en UVAs.

Por otro lado, ya con la renegociación del bono en dólares consumada desde el año pasado, más la del Banco Nación, en la cual la provincia intentará tener una nueva negociación para acceder a mejores condiciones, el próximo desembolso importante será en el mes de mayo del 2022, en el que deberá cancelar los casi $6.400 millones de Letras del Tesoro tomadas en el mismo mes de este 2021.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA