Casi la mitad de los ex legisladores seguirán en la función pública

Mendoza 01 de mayo de 2022

Apertura de Sesiones Ordinarias en la Legislatura.
Gobernador de la provincia Rodolfo Suarez
Foto: Orlando Pelichotti / Los Andes
Mendoza 01 de mayo de 2022 Apertura de Sesiones Ordinarias en la Legislatura. Gobernador de la provincia Rodolfo Suarez Foto: Orlando Pelichotti / Los Andes

De los 43 senadores y diputados salientes, 21 continuarán su desempeño en otros cargos del Estado provincial. Hay 9 que renovaron mandatos en las bancas y 12 que continuarán como asesores, concejales o en otros puestos.

Como cada dos años, la Legislatura de Mendoza renueva la mitad de sus lugares. De las 86 bancas, cambiaron de dueño 43. Algunos renovaron mandato y otros, pasaron de una Cámara a la otra. Pero hay varios ahora ex legisladores que seguirán en otros cargos del Estado provincial.

El futuro laboral de algunos ex legisladores ya está resuelto, incluso algunos integraron listas para continuar como concejales y otros vuelven a sus cargos de planta, mientras algunos aun conversan por la continuidad. En casi la mitad de los casos, seguirán percibiendo sueldos del sector público.

“Es difícil soltar la teta del Estado”, dice indignado un dirigente que jura no jubilarse en la política. Ya sea por la resistencia al sector privado o por la construcción de una carrera política con la intención de roducir cambios en la vida de la ciudadanía, desde el 1 de mayo hay ex legisladores que siguieron nuevos rumbos.

Así es que sobre las 43 personas que terminaban sus mandatos, Los Andes relevó que nueve continuarán por 4 años en la Legislatura por ser reelectos. Se trata del senador Alejandro Diumenjo, la diputada Cecilia Rodríguez y el diputado Jorge López (UCR); Mauricio Torres (Unión Popular-Frente Renovador) y Guillermo Mosso (Demócratas en el Frente).

Diego Costarelli y Claudia Salas por el oficialismo y Natalia Vicencio por el Frente de Todos terminaron su mandato como senadores, pero fueron electos diputados por 4 años más. También por el PJ, dejó la banca de diputado Helio Perviú para asumir como senador.

CAMBIA MENDOZA: EDILES Y CARGOS RESERVADOS

De los 34 casos restantes ex legisladores, casi un tercio ya tiene confirmado cargo fuera de la Legislatura. Por el lado de Cambia Mendoza hay 10 casos; uno de ellos es el de Gustavo Pinto, quien asumió al frente del Hospital Arturo Illia en La Paz, a días de dejar su banca en el Senado.

Por su lado, la compañera de banca Carina Lacroux regresa a su cargo reservado en el Ministerio de Salud, por ahora no se sabe qué funciones cumplirá.

En tanto, Laura Contreras tiene una situación similar en la Municipalidad de Tupungato, precisamente el Área de Recursos Humanos. Gladys Ruiz espera por su jubilación como empleada municipal, pero mientras tanto cumplirá funciones en la Casa de Malargüe ubicada en San Rafael.

Los ahora ex diputados y diputadas tienen definiciones. Ana María Andía regresa a su cargo de planta del Ministerio de Salud. “Ingresé por concurso hace varios años. Estuve muchos años haciendo guardia en el Lagomaggiore, y después pasé a tareas de gestión, en especial en salud sexual y reproductiva, con el mismo cargo”, afirmó a este medio.

Jorge Sosa, en tanto, regresó a desempeñar funciones en la Secretaría de Obras Públicas en la Municipalidad de Junín, cargo que ejercía antes de ser diputado provincial.

Tamara Salomón (UCR), a su turno, figura como asesora del Senado de la Nación dentro de la nómina de Alfredo Cornejo con un salario básico A3, es decir de $143.827,31. Mientras que Marcela Fernández y Silvina Anfuso (Cambia Mendoza) asumieron como concejales de la Municipalidad de Godoy Cruz.

Cabe recordar que Anfuso estuvo pocos meses en la Cámara de Diputados ya que su desembarco, y su salida de la Dirección de Género y Diversidad provincial, se debió a que Álvaro Martínez fue electo diputado nacional y debió jurar en diciembre.

La santarrosina Claudia Bassin también tiene resuelto el futuro, aunque no dio detalles. “Luego de terminar la banca tenía necesidad de descansar un poquito, cosa que no va ser posible porque voy a retomar mi anterior trabajo. Lo cual me llena de felicidad porque va ser un poco continuar lo que me ha quedado pendiente como legisladora”, dijo a este medio la ex funcionaria de la gestión de Norma Trigo.

Hay dos que aun no firman, pero lo harían. Uno es Juan Carlos Jaliff quien sigue yendo a la Legislatura a colaborar de acuerdo al compromiso que asumió con el vicegobernador Mario Abed. Todo indica que seguirá como asesor.

El sanrarfaelino Lucas Quesada no tiene definiciones, pero no habría que sorprenderse si empieza a cumplir funciones en otra repartición estatal aunque no hay detalles aun.

El Frente de Todos aporta 3 continuidades en la gestión pública. Dos ex senadores asumieron como ediles: Samuel Barcudi en San Rafael y Silvina Camiolo en Malargüe. Adolfo Bermejo había dejado su banca para asumir como diputado nacional y en su lugar ingresó Miriam Gallardo, quien era asesora. Con el mandato cumplido, regresará a sus funciones de asesora con Alejandro Bermejo.

Alejandro Abraham, en cambio, vuelve al estudio jurídico que fundó varios años atrás. Por las funciones públicas que desempeñó no siguió con el ejercicio, pero ya empezó los trámites en el Colegio de Abogados para retornar a la actividad.

Por el lado de los ex diputados y diputadas, Silvia Stocco inició los trámites de jubilación como docente (era supervisora) dado que mientras cumplía su mandato reunió los requisitos. Los mismos pasos sigue su ex compañero de banca Carlos Sosa, de extracción sindical, quien espera jubilarse mientras cumple funciones en la Obra Social Ferroviaria.

Docencia y la vuelta al sector privado

Lautaro Jiménez y Mailé Rodríguez como representantes del Frente de Izquierda y los Trabajadores (FIT) dejaron sus cargos en el Senado y la Cámara de Diputados respectivamente, y volvieron a la docencia.

Daniel Galdeano (Partido Intransigente) y aliado del Frente de Todos, deja el Senado para retornar a la actividad privada en lo que respecta a alquiler de andamios y maquinarias para la construcción.

En el sur también hay “desapego” de los sueldos públicos. La ex diputada alvearense Marisel Arriaga (Cambia Mendoza) seguirá acompañando la gestión del intendente Walther Marcolini y dentro de sus planes personales está “enfocada en la sommelerie, carrera que comencé a estudiar en plena pandemia de manera asincrónica, dijo”. Aseguró no tener ningún cargo al que volver.

Su coterráneo, pero de último paso por el Partido Federal Gustavo Majstruk, también ex diputado, vuelve a su profesión. “Me dedico a la informática, programación y sistemas de internet. Además soy productor agropecuario. Vuelvo a lo privado”, comentó a este medio.

A su turno, la ex diputada Hebe Casado (Cambia Mendoza) seguirá con su consultorio médico en la especialidad de inmunología en San Rafael. En esas mismas tierras vive Gustavo Ruiz, también ex diputado oficialista. Licenciado en Comercio Internacional y cuyo trabajo se enfoca principalmente en la ciruela, retomará la actividad y colaborará con Alfredo Cornejo, aunque no hay certezas de un nuevo cargo para él.

Hay otro abogado que retorna a la actividad: Mario Vadillo quien ingresó por Protectora y luego del divorcio con José Luis Ramón, se enroló en el Partido Verde.

Uno de los primeros en abrirse del líder de la frazada fue Héctor Bonarrico, el pastor evangelista de MasFe quien seguirá con sus funciones en el templo además de los negocios que desempeñaba antes de ser senador.

Pablo Cairo se quedó flameando la bandera de Protectora en medio de la disputa de los líderes, pero luego de dejar su banca como diputado volverá como gerente de ventas de una compañía de seguros.

Andrea Blandini también formó las filas verdes -y se alejó del Frente de Todos- que hoy tienen a Emanuel Fugazzotto como representante en la Cámara de Diputados. “Antes, durante y después seguiré con los trabajos remunerados que familiarmente he realizado como también mi trabajo docente de los que tengo 32 años de servicio”, dijo a este medio.

Pasando en limpio, de las 43 bancas que se renovaron, hay 9 que continúan en cargos legislativos. De los 34 ex legisladores restantes, hay al menos 12 (un tercio) que seguirán en la función pública ya sea como concejales o en cargos reservados. Podrían sumarse algunos más si se confirman designaciones. Hay 4 entre jubilaciones y docentes, además de los 10 que confirmaron su regreso a la actividad privada.

Los que clavaron el visto

La consulta de Los Andes sobre el futuro laboral fue respondida por la mayoría de ex legisladores, pero hubo casos en donde las dos tildes azules quedaron como registro del silencio y abren dudas sobre algún cargo en el corto plazo.

Así entonces es incierto el destino de María Cristina Pérez, Marcelo Aparicio y Gustavo Perret (Frente de Todos) quien había reemplazado a Liliana Paponet cuando asumió en diciembre como diputada nacional.

Lo mismo corre para el ex diputado Eduardo Martínez Guerra que llegó por el Partido Intransigente y el año pasado, sobre el cierre de listas, abrochó su alianza con Cambia Mendoza.

El ex senador Marcelo Romano tampoco respondió la consulta, por lo tanto no se sabe si regresará como asesor al Senado de la Nación en donde ostenta la categoría salarial más alta. Un salario A1 (básico) es de $200.551,28 según el último dato de julio del año pasado.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA