sábado 16 de enero de 2021

El pozo donde fue encontrada Dora Hidalgo.
Policiales

Femicidio en Maipú: buscan pruebas en los teléfonos y en un hacha que puedan comprometer al imputado

José Moreira es investigado por el crimen de Dora Hidalgo.

El pozo donde fue encontrada Dora Hidalgo.

Un hacha y el teléfono de José Daniel Moreira Leyes (37) -detenido e imputado por femicidio- son algunos de los elementos sobre los cuales se están realizando pericias para determinar cómo y por qué fue asesinada Dora Hidalgo (67), quien fue encontrada sin vida en un pozo de un salón de eventos de Coquimbito, Maipú.

Los familiares de Dora perdieron contacto con ella el lunes pasado y luego de ser buscada por el predio del salón de eventos y por la zona, un inusual revuelo de mosca señaló a un pozo de agua que está dentro del predio donde víctima y presunto victimario trabajaban.

El viernes, minutos antes de las 18, observaron manchas de sangre alrededor de un pozo de extracción de agua a unos 500 metros hacia el Sur en el interior del predio, cerca del salón de fiestas, y llamaron al 911.

En la mañana del sábado los peritos solicitaron el apoyo de bomberos de la Policía provincial para verificar el estrecho pozo porque ya habían encontrado rastros de cuero cabelludo y cabello entrecano en la superficie. A 30 metros de profundidad los expertos hallaron más cabellos y 80 metros más abajo lograron dar con el cadáver de Hidalgo.

Algunas pistas de crimen

Según ha trascendido, Dora no tenía muy buena relación con los empleados ni con algunos familiares que también trabajan en el salón de fiestas. La relación era especialmente tirante con Moreira, quien iba acompañado a veces por una mujer. A Dora esa situación le molestaba y, eso, creen algunos investigadores, podría tener que ver con crimen.

Sin embargo Moreira, luego de que Dora desapareciera, siguió concurriendo a su trabajo, incluso con la mujer, con normalidad. Salvo el lunes de la desaparición de Dora, cuando no marcó la salida.

Por lo pronto, los investigadores están a la espera de las pericias del teléfono de Moreira y del teléfono de Dora para ver si arrojan alguna información sobre el crimen. También esperan ver si se pueden extraer muestras de ADN en un hacha vieja que fue secuestrada en el predio. La mujer habría sido degollada y el hacha podría ser el arma utilizada.