jueves 1 de octubre de 2020

Un incendio causó severos daños en una vivienda en Tupungato.
Policiales

Dos incendios causaron una muerte y dejaron heridos graves en San Rafael y en Tupungato

El fuego afectó una casa en Tupungato, donde un hombre rescató a su nieto bebé de entre las llamas. Ambos sufrieron quemaduras. En San Rafael, murió el dueño de una humilde vivienda.

Un incendio causó severos daños en una vivienda en Tupungato.

El fuego hizo estragos en dos viviendas en sendos incendios ocurridos en Tupungato y en San Rafael, dejando una víctima fatal y dos heridos graves. En el departamento sureño las llamas arrasaron con una precaria vivienda hecha con palos y nylon y terminaron con la vida del dueño, quien fue hallado carbonizado cuando los bomberos pudieron controlar el siniestro.

El fuego se originó primero en una casa ubicada en la esquina de Los álamos e Iriarte, en Cordón del Plata, Tupungato. Alrededor de las 19.30 del miércoles una llamada ingresó a la línea de emergencias 911 alertando sobre un incendio activo en el lugar.

Cuando los primeros uniformados llegaron, hablaron con Fabiana Quinteros, la dueña de casa, quien les contó que se encontraba en el patio junto a sus nietos de 7 y 15 años cuando escuchó una explosión que provenía del interior del inmueble.

Segundos después, el fuego comenzó a avanzar sobre la construcción por lo que Martín Ortubia, pareja de la mujer, decidió ingresar para rescatar a un tercer nieto. Afortunadamente el hombre de 48 años logró retirar de entre las llamas al pequeño de un año y siete meses de edad, que estaba en un corralito, precisaron fuentes policiales.

Ya en el lugar, los bomberos lograron sofocar el fuego pero de momento no lograron establecer las causas que lo originaron.

El acto de valentía de Ortubia le provocó severas quemaduras en gran parte del cuerpo, por lo que debió ser trasladado al hospital General Las Heras. Debido a la gravedad del cuadro, el heroico abuelo fue derivado al hospital Lagomaggiore en una ambulancia del Servicio de Emergencias Coordinado.

El pequeño Uriel Fredes pasó de los brazos de su abuelo al hospital Las Heras, donde los médicos determinaron que había sufrido quemaduras en el rostro y en las vías respiratorias. Luego fue derivado al hospital pediátrico Humberto Notti, donde quedó internado en terapia intensiva.

Tragedia entre las llamas

La fatalidad llegó horas después, provocada también por el fuego, pero en San Rafael. Un hombre de unos 40 años fue hallado calcinado en su precaria vivienda luego de que los bomberos lograran sofocar las llamas de un incendio que se había provocado intencionalmente.

Fuentes policiales precisaron que el trágico hecho ocurrió ayer, pasadas las 16, en una humilde edificación ubicada en el cruce de calle Río Negro y Jujuy.

Bomberos voluntarios se encontraban apagando varios incendios en descampados de la zona cuando fueron alertados por vecinos, quienes les indicaron que un hombre que vivía en una vivienda hecha con palos y nylon había sido afectado por el fuego.

Los bomberos se dirigieron al lugar y comenzaron a combatir las llamas, que ya habían ganado el predio. Una vez que lograron sofocar el siniestro encontraron dentro de la vivienda al dueño, completamente carbonizado y sin vida.

Según averiguaciones de los peritos practicadas en el lugar de la tragedia, la víctima fatal habría tratado de apagar el fuego que lo rodeaba de predios cercanos. Para evitar que las llamas llegaran hasta su casa realizó un contrafuego, pero se salió de control y terminó con su hogar y con su vida.

Efectivos de Policía Científica retiraron el cadáver de entre las cenizas y lo remitieron al Cuerpo Médico Forense para que sea identificado.

Una mujer que dijo ser la madre del fallecido llegó al lugar y, debido al shock causado al enterarse del trágico deceso, se descompensó y debió ser asistida por médicos que llegaron en una ambulancia.