Primer día de paro en Bolivia: cientos de detenidos e incidentes con la policía

Una mujer opositora al gobierno del presidente de Bolivia, Luis Arce, protesta durante la primera jornada de paro indefinido.
Una mujer opositora al gobierno del presidente de Bolivia, Luis Arce, protesta durante la primera jornada de paro indefinido.

La primera jornada de paro indefinido en Bolivia se sintió especialmente en siete de las nueve regiones del país donde la población realizó varios puntos de bloqueo que impedían el paso vehicular.

Los enfrentamientos entre los manifestantes, la policía y grupos que intentaban disipar las protestas, marcaron la primera jornada del paro en Bolivia que terminó con más de un centenar de detenidos y varios heridos, jornada que coincidió este lunes 8 de noviembre con el primer año de Gobierno de Luis Arce.

En las regiones de Santa Cruz, Cochabamba, La Paz, Tarija, Potosí, Oruro y Beni se sintieron más los bloqueos y las protestas que realizaron las personas en rechazo de la ley 1386 de Estrategia Nacional Contra la Legitimación de Ganancias Ilícitas. En la ciudad de Santa Cruz, motor económico del país, se sintió con fuerza el paro indefinido que tuvo las calles cortadas con bloqueos en los que también se registraron algunos enfrentamientos con personas afines al oficialista Movimiento al Socialismo (MAS) que intentaban desbloquear.

Los manifestantes denunciaron que personas encapuchadas salían en camionetas a lanzar petardos para desbloquear las vías y luego se iban. La policía boliviana salió desde temprano a desbloquear las calles y en algunos puntos utilizó gases lacrimógenos, según señalan los medios locales.

El Comité Cívico Pro Santa Cruz manifestó que solo en esa región hay unos 90 detenidos y confirmó que esa zona irá a un segundo día de paro. En Cochabamba se registraron al menos 20 detenciones en distintos puntos en medio de represiones de la Policía. En Tarija, en el sur de Bolivia, también se registraron amagues de enfrentamientos con grupos de choque que querían desbloquear.

En La Paz y Oruro también se reportaron algunos incidentes y la medida fue acatada de manera parcial. “Es un paro sin argumentos”, dijo la viceministra de Comunicación de Bolivia, Gabriela Alcón, y añadió que todos los “temas están siendo atendidos” por el Gobierno.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA