miércoles 24 de febrero de 2021

Grand hotel Punta del Este
Mundo

Por la escasez de turistas, los hoteles de Punta del Este comenzaron a cerrar su puertas

La situación del turismo en el balneario uruguayo es crítica y de hecho muchos lugares decidieron directamente no dar inicio a la temporada.

Grand hotel Punta del Este

Debido a la escasez de turistas extranjeros varios hoteles de Punta del Este cerraron sus puertas. Por ejemplo, en la página web del Grand Hotel de Punta del Este ya no aceptan reservas para febrero.

La situación del turismo en el balneario uruguayo es crítica y de hecho muchos hoteles y posadas decidieron directamente no dar inicio de la temporada.

Según informó La Nación, algunos lo hicieron solo por los fines de semana mientras que otros tantos salieron a probar suerte a sabiendas de que la ecuación económica resultará negativa.

Héctor Araújo, asesor de esa asociación del Centro de Hoteles de Punta del Este, dijo a El País que el panorama es más crítico de lo que se preveía. La afirmación de Araujo se dio tras un relevamiento que hizo el Centro para evaluar la situación.

“Les pedimos a todos los socios los números de cómo había sido la facturación de diciembre de 2020 en comparación con diciembre de 2019. Eso dio que en promedio la facturación de los hoteles en diciembre de 2020 fue el 14% de la de 2019. Es decir que si en 2019 facturaste 100 dólares promedio, este año facturaste 14 dólares. Eso da la pauta de la situación nuestra en la hotelería”, comentó el empresario del rubro.

En tanto, el subsecretario del Ministerio de Turismo, Remo Monzeglio dijo que en conversaciones previas entre las autoridades del Ministerio y los representantes de la cadena Grand Hotel, se había planteado la intención de abrir durante la primera parte de enero, para luego analizar la posibilidad de continuar operativos o suspender de forma preventiva los trabajos.

Cabe destacar que se trata del segundo hotel en importancia en Punta del Este, con 114 habitaciones y una categorización de cinco estrellas. En el lugar trabajan alrededor de 80 personas, que a partir del 1° de febrero se sumarán al beneficio del seguro de desempleo.

“La realidad es imposible. Nosotros trabajamos con 80% de clientes extranjeros. Al estar las fronteras cerradas no se puede vivir con un 20% de turismo interno”, puntualizó Araujo. Frente a esta situación, los hoteleros pidieron ayuda financiera al Gobierno para seguir funcionando.

El sector turístico hay que salvarlo. Para nosotros el trabajo va a empezar en octubre o noviembre del 2021. El Estado tendría que tirarnos un salvavidas como lo ha hecho al agro y a otras industrias. Somos un sector importante y necesitamos ese salvavidas para poder sobrevivir”, remarcó el asesor del Centro de Hoteles de Punta del Este.