lunes 23 de noviembre de 2020

AP
Mundo

Madrid decreta estado de alerta por nueva ola de contagios y Alemania evalúa volver a restricciones

Durante 15 días, habitantes de la capital española y ocho municipios de la región no podrán salir de sus localidades salvo para trabajar o motivos de primera necesidad. Merkel esperará 10 días para tomar decisiones.

  • viernes, 9 de octubre de 2020
AP

El Gobierno progresista español impuso hoy por decreto un estado de alarma por coronavirus durante 15 días en Madrid y municipios aledaños, para reinstaurar un confinamiento perimetral revocado por la Justicia tras un recurso del Gobierno regional conservador, al que acusó de “no hacer nada” ante un explosivo avance de la Covid-19. “Hay que tomar medidas para proteger la salud de los madrileños y evitar que esto se propague a otras comunidades autónomas”, dijo el ministro de Salud, Salvador Illa, en conferencia de prensa en Madrid luego de que la medida fuera aprobada en una reunión de gabinete extraordinaria. Con este decreto, el Gobierno aplicará "las mismas medidas”

Hace una semana pero revocadas ayer por un tribunal regional, ante un recurso de las autoridades de la Comunidad de Madrid, entendiendo que la ley empleada por el Ejecutivo no permitía la limitación de " derechos y libertades fundamentales".

Estas restricciones relativas a Madrid y ocho municipios de la región, especialmente golpeadas por un aumento de los contagios. En total, más de 4 millones de habitantes no podrán salir de sus localidades salvo para trabajar o motivos de primera necesidad. Además, la capacidad de los establecimientos quedará limitada y los bares y restaurantes deberán cerrar a las 23. La decisión de la coalición de fuerzas de centroizquierda e izquierda que encabeza el presidente del Gobierno, el socialista Pedro Sánchez, cuenta con el rechazo frontal de las autoridades regionales de Madrid , pertenecientes al conservador Partido Popular (PP), que se oponían a estas restricciones generalizadas.

”La presidenta de la comunidad autónoma de Madrid ha decidido no hacer nada", criticó Illa ante la posición de Isabel Díaz Ayuso, que quería convencer al gobierno de no declarar el estado de alarma.

“La paciencia tiene un límite, no hay más ciego que el que no quiere ver”, agregó el ministro, recordando que otras ciudades europeas tomaron medidas similares con situaciones mucho menos graves que la de Madrid .Illa dio datos sobre la gravedad de la en esta comunidad: más de 60 fallecidos situación en los últimos días, unas 3.360 personas hospitalizadas y 498 “luchando por su vida” en unidades de terapia intensiva.

“La obligación de un Gobierno con alma es doblegar la curva de contagios aunque suponga sacrificios”, dijo. La agencia de noticias española EFE informó que Sánchez se comunicó hoy con Díaz Ayuso para anticiparle la decisión del Gobierno, antes de que Illa hiciera el anuncio oficial.

Según la agencia de noticias, Sánchez habló ayer con Ayuso luego de que el máximo tribunal de la región de Madrid rechazara las medidas que restringen desde el viernes pasado las entradas y salidas de la capital de España y nueve municipios limítrofes de su región, y le ofreció tres escenarios posibles.

El primero, que Madrid dictara una orden con las medidas especiales; el segundo, que solicita la declaración del estado de alarma para que fuera del Gobierno continuamente con la Comunidad quien decidiera y ratificara las medidas en cuestión, o por último, que el Ejecutivo fuera de quien tomara directamente la iniciativa de declarar la alarma. El Ejecutivo intentó durante todo el día llegar a un acuerdo, pero Díaz Ayuso no quiso reunirse con ningún representante. La región de Madrid registra unos 700 casos por cada 100.000 habitantes, frente a los 300 casos por 100.000 del resto de España.

Datos facilitados hoy por Ministerio de Sanidad del coronavirus por regionesque Madrid es la comunidad que registra el mayor número de contagios nuevos, si bien contabiliza 60 casos menos que ayer y 2.265 reportados en la víspera. Además, en los últimos 14 días registró el 31% de los casos de Covid-19 de toda España.

Merkel advierte de nuevas restricciones en Alemania si contagios no se estabilizan en 10 días

La canciller de Alemania, Angela Merkel , advirtió el viernes que su gobierno está dispuesto a imponer nuevas restricciones si los brotes de coronavirus que están surgiendo en todo el país no son atajados en 10 días. “Es notorio que las grandes ciudades, las áreas urbanas, son ahora lugares donde debemos demostrar si somos capaces de mantener la pandemia bajo control en Alemania, como hemos hecho durante meses, o si perdemos el control”, afirmó Merkel , tras una conferencia con alcaldes.Merkel recordó la importancia de usar la mascarilla, respetar el distanciamiento social y “ventilar las habitaciones”.

La dirigente alemana se entrevistó el viernes con los alcaldes de las 11 más grandes ciudades del país, en un contexto de fuerte alza de las infecciones, con más de 4.000 nuevos casos oficialmente registrados cada día, cifra récord desde el inicio de la pandemia en el país.

“Sabemos gracias a las medidas ya tomadas, oa lo que hizo la ciudad de Múnich, que se requieren unos diez días para ver si baja la incidencia”, agregó. Si el aumento no cesa en diez días y el seguimiento de las personas infectadas se vuelve imposible, “otras medidas de restricción específicas serán inevitables”, advirtió la dirigente alemana.

“Nuestro objetivo debe ser mantener las infecciones concentradas en zonas, donde cada contagio pueda ser seguido, la gente sea advertida y se pueda romper de nuevo las cadenas de contagio”, agregó la canciller.

“Las cosas pasaron bien este verano, pero ahora vemos otro cuadro preocupante”, dijo. Insistió en la necesidad de “aplicar y garantizar el respeto” de las medidas ya tomadas, como la limitación de las reuniones privadas. La canciller reiteró la necesidad de mantener la libre circulación en Europa, a diferencia de la primavera pasada, cuando se aplicó el cierre generalizado de las fronteras. Frente a la evolución preocupante de las contaminaciones, varias grandes ciudades alemanas, como Berlín y el centro financiero Fráncfort, impusieron límites al sector de la gastronomía y restricciones a los contactos sociales.

En la capital alemana a partir del sábado y al menos hasta el 31 de octubre, la mayoría de las tiendas, así como todos los restaurantes y bares, tendrán que cerrar desde las 11 de la noche a las 6 de la mañana. A diferencia de varios países vecinos europeos, Alemania no se ha aplicado hasta ahora el confinamiento estricto, inclusive en lo más alto de la pandemia.


Por las redes