sábado 5 de diciembre de 2020

El filántropo y cofundador de Microsoft, Bill Gates. / Archivo
Mundo

“Los mosquitos no usan tapabocas”: Bill Gates advirtió sobre otra pandemia debido a la atención exclusiva en el Covid-19

El filántropo se mostró preocupado por el desinterés de los gobiernos en atender otras enfermedades. "No hay elección entre salvar vidas de Covid-19 o salvar vidas de malaria", evaluó.

El filántropo y cofundador de Microsoft, Bill Gates. / Archivo

El filántropo Bill Gates, una de las figuras clave a través de su fundación para financiar el desarrollo de vacunas y tratamientos contra la Covid-19, advirtió sobre el avance de la malaria, mientras las autoridades sanitarias se preocupan solamente de frenar y combatir la pandemia de coronavirus.

En un artículo publicado en su blog, el cofundador de Microsoft se expresó acerca de la potencial expansión de un brote de malaria, una enfermedad que se controla, año tras año, a través de una agresiva campaña que involucra desde angeos para mosquitos, hasta diagnósticos masivos y tratamientos farmacéuticos. Esto es esencial sobre todo en países vulnerables de África y Asia, donde el sistema de salud es insuficiente.

“Los mosquitos pican todas las noches e infectan a millones de personas con malaria, una enfermedad que mata a un niño cada dos minutos de cada día”, alertó el magnate, quien destacó que el mosquito “no usa mascarilla” y es el “animal más mortífero del mundo”.

“La mayoría de estas muertes ocurren en los países más pobres con los sistemas de salud más débiles. Ahora, enfrentan la carga adicional de detener el coronavirus. Y en muchos de estos países, es probable que los casos de Covid-19 alcancen su punto máximo en el peor momento posible: el apogeo de sus temporadas de transmisión de malaria”, evaluó.

Gates recordó que, durante el brote de ébola de 2014 en África occidental, enfermedades endémicas como la malaria, la tuberculosis y el VIH / SIDA contribuyeron a muchas más muertes que el ébola porque esta epidemia interrumpió los sistemas de atención de salud locales. En comparación, los funcionarios de salud temen que pueda suceder lo mismo con Covid-19.

Pese al progreso de los últimos años para combatir la malaria, Gates compartió un análisis de modelos reciente de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el cual descubrió que si los servicios esenciales de prevención y tratamiento de la malaria se ven gravemente interrumpidos por la pandemia, las muertes por malaria en África subsahariana alcanzarían niveles de mortalidad no vistos desde 2000. Ese año, unas 764.000 personas murieron por paludismo en África, la mayoría de ellos niños.

No hay elección entre salvar vidas de Covid-19 o salvar vidas de malaria. El mundo debe permitir que estos países hagan ambas cosas. Los funcionarios de salud deben afrontar urgentemente el desafío de controlar la pandemia y, al mismo tiempo, asegurarse de que la malaria, así como otras enfermedades como el VIH y la tuberculosis, no sean desatendidas”, consideró el genio informático.

Además de algunas recomendaciones para la tarea, Gates dio un mensaje esperanzador: “Librar al mundo de enfermedades prevenibles y tratables como la malaria salvará millones de vidas y conducirá a comunidades más saludables y prósperas. Y eso los preparará mejor para enfrentar nuevos desafíos de salud, como el Covid-19, en el futuro”.