Domino’s Pizza no pudo contra la competencia local en Italia y cierra todas sus sucursales en ese país

La empresa estadounidense Domino's Pizza se fue de Italia tras perder en venta con restaurantes locales.
La empresa estadounidense Domino's Pizza se fue de Italia tras perder en venta con restaurantes locales.

La reconocida marca estadounidense tuvo que cerrar el último de sus 29 locales en el país italiano. Los clientes prefieren la auténtica pizza italiana y no la de la franquicia.

La empresa estadounidense Domino´s Pizza tuvo que cerrar la última de sus 29 sucursales en el país italiano, debido a que los clientes prefieren la pizza local y auténtica de Italia. Hace tan solo 7 años habían aterrizado al país tano, pero se vieron vencidos por la demanda local.

Domino’s Pizza había llegado a pedir importantes préstamos para el desafío de abrir 880 locales en la cuna de la pizza, sin embargo, no pudo contra los restaurantes locales. Creyeron que con la opción de reparto a domicilio (antes de la pandemia cuando no era tan popular), o agregándole ingredientes norteamericanos como ananá, panceta, u otros lograrían imponerse pero ni aun así lo lograron ya que no funcionó.

Con la pandemia, incluso, muchos restaurantes de todos los tamaños se vieron obligados a aliarse con empresas de delivery como Deliveroo, Just Eat o Glovo para enviarles la comida a sus clientes, mientras permanecían encerrados en sus casas por las restricciones del Covid-19. Lo cual jugó más en contra para los estadounidenses.

Probaron agregando ingredientes norteamericanos como ananá, panceta, hongos, pero eso no funcionó.
Probaron agregando ingredientes norteamericanos como ananá, panceta, hongos, pero eso no funcionó.

“Atribuimos el problema al aumento significativo del nivel de competencia en el mercado de entrega de comida, tanto con cadenas organizadas como con restaurantes individuales que entregan comida, al servicio y a la reapertura de restaurantes tras la pandemia y a los consumidores que ahora salen a gastar”, señaló a fines del 2021 su aliado ePizza Spa, con quien tenían un acuerdo de franquicias.

En el 2020 Domino’s Pizza había llegado a su pico de ventas pero desde ahí había reducido considerablemente sus operaciones en el país, para finales del 2020, la cadena norteamericana tenía una deuda de 10,6 millones de euros, según los últimos informes anuales auditados. El 29 de julio del corriente año ya estaban paralizadas las entregas a domicilio desde su página web.

En abril un tribunal de Milán concedió a la empresa protección judicial contra los acreedores durante 90 días, según explicó ePizza en un comunicado. Esto impedía a los prestamistas exigir el pago de la deuda o embargar activos de la empresa, medida que expiró el pasado 1 de julio.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA