lunes 1 de marzo de 2021

Científicos siguen de cerca la trayectoria del meteorito Apophis, que podrá verse este año y pasará muy cerca en 2029.
Mundo

Astrónomos lograron fotografiar un asteroide que pasará cerca de la Tierra a finales de la década

El meteorito fue bautizado como ‘Apophis’, en homenaje al dios del caos egipcio.

Científicos siguen de cerca la trayectoria del meteorito Apophis, que podrá verse este año y pasará muy cerca en 2029.

Finalmente se pudo tomar una imagen del asteroide Apophis, el meteorito que científicos del todo el mundo siguen con mucha atención debido a que a finales de la década pasará extremadamente cerca de la Tierra.

Se trata de un asteroide de 40 metros de diámetro y que pasará a 30 mil kilómetros del nuestro planeta el 13 de abril de 2029. Sin embargo, integrantes del proyecto de telescopios terrestres Europe’s Virtual Telescope Project logró tomar una foto del objeto en su trayectoria a nuestro sistema solar.

Si bien la distancia no genera temor en los investigadores, muchos siguen con atención la posibilidad de que se produzcan cambios de importancia en la órbita del cuerpo.

Según Sergei Naroyenkov, del Instituto de Astronomía de la Academia de Ciencias de Rusia, la órbita del asteroide podría variar después de su vista dentro de una década, lo detalla Página 12.

No es necesario esperar a 2029 para ver el asteroide. El próximo 6 de marzo de este año Apophis será más brillante para los telescopios, ya que se situará a su distancia mínima de la Tierra. Se calcula que pasará a unos 15 millones de kilómetros de nuestro planeta, sin mayores complicaciones.

Los últimos estudios arrojaron una menor posibilidad de que el asteroide represente un riesgo significativo de impacto con el planeta en 2029, no así para 2068.

Se podrá ver antes

Cálculos establecidos por los expertos establecen que Apophis pasará a unos 15 millones de kilómetros de la Tierra y podrá verse con telescopios.

Dave Tholen, astrónomo de la Universidad de Hawái, descubrió Apophis en 2004 y aseguró que nuevas observaciones a principios de 2020 “muestran que el asteroide se está alejando de una órbita puramente gravitacional a un ritmo de 170 metros por año, lo que es suficiente para mantener abierto el escenario de impacto en 2068”.


Por las redes