viernes 7 de agosto de 2020

Omar y Carlos Sperdutti ya no estarán al frente del proyecto deportivo de la entidad botellera. Foto: José Gutiérrez
+ Deportes

Se acerca el desembarco económico

Deportivo Maipú firmará esta semana el convenio con el grupo inversor que asumirá el control del fútbol profesional de la entidad. Detalles de un acuerdo que se extenderá por los próximos 18 meses.

Omar y Carlos Sperdutti ya no estarán al frente del proyecto deportivo de la entidad botellera. Foto: José Gutiérrez

Hay decisiones que, aunque el corazón diga otra cosa, deben pasar exclusivamente por la cabeza. Es que para conducir los destinos económicos y futbolísticos de una entidad, el amor a veces tiene que quedar a un lado. Por eso, lo que hace un mes atrás parecía apenas una opción para la delicada situación económica que atraviesa el Deportivo Maipú, producto de la pandemia, esta semana se volverá una realidad. En los próximos días, la dirigencia botellera firmará un convenio mediante el cual cederá, por los próximos 18 meses, la conducción futbolística del plantel que disputa el Torneo Federal A, así como todo lo referido a ingresos de televisión y sponsors.

Será una cesión de estos aspectos por el próximo año y medio. Nosotros vamos a concentrarnos en todo lo referido a divisiones inferiores y vamos a funcionar como una Subcomisión de Fútbol, la cuál va a ser consultada en determinados momentos, aunque la última palabra siempre la van a tener ellos”, explicó Hernán Sperdutti, vicepresidente de la entidad.

Carlos Sperdutti sería el nuevo Coordinador General del club.Jose Gutierrez | Jose Gutierrez

Aunque en un primer momento se había confirmado que la firma de acuerdos se iba a realizar en la jornada de hoy, ambas partes explicaron que se dilatará por unos días, “aunque ya hay un acuerdo total en todos los aspectos”, tal como explicaron desde la entidad.

Los detalles conocidos hasta el momento hablan de una total dependencia por parte del grupo inversor, que estaría comandado por Mauro Menseguez, titular de la agencia M&M Soccer, a la hora de elegir entrenador y jugadores, así como manejo del dinero que pueda ingresar desde el Municipio y otras entidades públicas de la provincia. “Ellos van a tener la última palabra, claramente. Nosotros seremos como una Subcomisión de Fútbol, donde seremos consultados por la experiencia que tenemos, pero siempre ellos serán quienes definan los detalles. Lo mismo va a pasar con el dinero que ingrese; se van a encargar de todo el fútbol profesional del club”, amplió Sperdutti.

La firma de este acuerdo, implica un contrato con garantías, con una duración que podrá ser extendida si es que ambas partes coinciden en dar continuidad a la relación.

En lo futbolístico, las partes coinciden que la oportunidad es inmejorable para llegar a la Primera Nacional. “Estamos muy cerca”, suelen repetir en la Comisión Directiva. Por eso, uno de los aspectos acordados en el contrato que próximamente será firmado, figura la conformación de un plantel de igual o más jerarquía que el tenía el Botellero cuando la pandemia obligó a parar todo. “Queremos el ascenso a la Primera Nacional, no es ningún secreto y todos vamos a encolumnarnos detrás de este nuevo proyecto”, explicó el vicepresidente cruzado, quién será el nexo conector entre la dirigencia y la nueva conducción.

Mientras, desde el grupo inversor prefirieron ahorrarse detalles sobre lo que vendrá. La elección del nuevo entrenador y quienes serán los jugadores que conformen el plantel quedará para las próximas semanas, cuando el Consejo Federal empiece a entregar referencias sobre cómo se disputará el ascenso a la Primera Nacional 2021/2022.

Respecto de la continuidad de Carlos Sperdutti en la entidad, trascendió que el experimentado entrenador estaría de acuerdo en seguir abocado a todas las divisiones menores. “Sería el coordinador; una referencia para todos a la hora de consultar”, finalizó el directivo.

Sin certezas ni detalles sobre cómo se define el torneo

No hay ni fechas ni señales en el horizonte que permitan ser optimistas de cara al reinicio de la temporada. Aquellos que en un principio confiaban en que todo reanudaría en la segunda semana de agosto, hoy brillan por su ausencia. Mientras, las contradicciones están a la orden del día: algunos equipos desarmaron sus planteles por completo y otros están iniciando negociaciones para contratar. No hay formato probable ni quiénes serán los protagonistas de la definición por el ascenso a la Primera Nacional. El futuro, una incógnita.