miércoles 21 de octubre de 2020

Matías "Tutti" Baielli jugador de hoeky patín mendocino en Francia.
+ Deportes

Matías ‘Tutti’ Baielli: “Mi equipo está obligado a ganar todo lo que juegue”

Hockey Patín. El defensor mendocino del SCRA Saint-Omer habló de su presente en Francia y dejó en claro sus metas para la temporada 2020-21.

Matías "Tutti" Baielli jugador de hoeky patín mendocino en Francia.

Matías “Tutti” Baieli continuará esta nueva temporada en el francés SCRA Saint-Omer, último campeón de liga gala y, en pocas semanas, tendrá la semifinal de la Copa Francia que quedó postergada por la pandemia. En tanto el 26 del corriente arrancará la liga de primera, la cual se denomina N1 Elite, y por eso desde hace tiempo Baieli se prepara junto a su equipo para estar en optimas condiciones ante el quinteto de Al Ergue Gaberic que será su rival en el debut.

Baieli tiene una interesante carrera. Empezó como defensor, luego fue delantero, pero en las últimas épocas volvió a la retaguardia, aunque se define como “un defensor con profunda llegada y gol” algo muy importante en el hockey patín moderno, donde no hay posiciones fijas. Deportivamente, este mendocino vistió, desde que juega en el Viejo Continente, las siguientes camisetas: Molfetta de Italia, Alcoy (España), Scandiano (Italia) y desde la temporada pasada esta en Saint-Omer de Francia. Además jugó en Petroleros YPF y en Godoy Cruz Antonio Tomba, este último elenco donde se inició a los 4 años.

Recordemos que Tutti fue integrante del glorioso plantel de Petroleros- YPF que ganó entre el 2012 y 2015 la Liga Nacional, el Sudamericano y el Campeonato Argentino, además de disputar dos Intercontinentales en el 2010 ante Reus de España y 2014 frente al Barcelona, y en ambas fue plata.

-¿Firmaste otra por temporada?

-Sí, en marzo arreglé por un año. Ahora hay que abocarse a entrenar mucho, porque tenemos la obligación de ganar todo lo que disputemos. Queda la semifinal ante La Vendenme por la Copa Francia que no se pudo disputar por la pandemia y después inicia la liga.

Sobre el SCRA Saint-Omer, expresó: “Es uno de los cuatro equipos más fuertes e históricos de Francia y en las últimas temporadas estuvo disputando todos los campeonatos. En lo personal estoy muy contento porque es mi primer campeonato en Primera desde que juego en Europa”. Resumiendo la última temporada de su equipo, agregó: “Cumplimos el objetivo que nos trazamos, que era ganar la Liga y la Supercopa de Francia. El campeonato de liga no se dio de la forma que deseábamos y por el tema del Covid tuvo que finalizar antes. Pero en este caso fuimos justos vencedores, por el año que hicimos, ganamos contra todos los rivales directos. Nos dieron por ganado el torneo. y no es la misma sensación que ganar en forma normal, pero lo merecíamos por el trabajo que hicimos durante toda la temporada. Hacia siete años que el club no ganaba la N°1 Elite”.

-¿Las metas para este nuevo desafío?

-Volver a ganar el torneo de Liga N°1 Elite, la Copa Francia y pasar de fase en la Euroliga de Campeones, donde el año pasado hicimos un papel satisfactorio en un grupo muy complejo y duro.

-¿Lo mejor del Saint-Omer?

-Tenemos un arquerazo y jugadores de mucha experiencia. Nos entendimos bien en la pista. Es un equipo muy humilde y que nos hacemos muy fuertes en nuestra pista, donde va mucha gente a alentarnos y siempre buscamos ser protagonistas, aunque también la idea es serlo como visitantes.

-¿Cómo es el hockey patín francés?

-La verdad que me sorprendió bastante bien. En Europa antes era lejos la cuarta nación en importancia, pero desde hace seis años a esta parte, que empezó a mejorar con la llegada de extranjeros. Hay muchos portugueses, españoles, argentinos e italianos, lo cual levantó notablemente el nivel de competencia de todos los equipos. Se trabaja en forma seria y a nivel selecciones, Francia, creció mucho. Es un hockey dinámico, muy físico y algo muy destacable es que a los partidos la gente concurre en gran número. Me sorprendió que el público alienta y canta durante todo el partido. La calidad del torneo está en ascenso y pareciera no tener techo.

-¿Dónde vivís en Francia?

En Saint-Omer que es bien al norte de Francia. Estamos a dos horas de París y a 3 de Londres cruzando el Canal de la Mancha, digamos que más pegados a Bélgica. Me sorprendió porque es muy linda ciudad y hay muchos lugares históricos de la Primera y Segunda Guerra Mundial. La gente es muy amable y en los meses que tuvimos que quedarnos acá debido a la pandemia, nos atendieron y apoyaron mucho. A la Argentina no pudimos volver con mi novia. Nos íbamos a casar el sábado 15 de agosto y tuvimos que posponer la fecha para el próximo año. Lo positivo es que por primera vez en cinco años disfrutamos un verano porque siempre que terminaba de jugar me volvía a Mendoza.

-¿Cómo te ha ido con el idioma?

-El francés es muy complicado y eso que estudié antes de venirme para Francia. Ahora estoy entendiendo mucho más. En el equipo hay muchos españoles y terminamos hablando castellano, aunque durante el confinamiento seguí estudiándolo más horas para estar mejor preparado.