lunes 10 de mayo de2021

Con un tanto de penal de Martín Ojeda, Godoy Cruz derrotó por 1-0 a Central Córdoba en un renovado e iluminado estadio Feliciano Gambarte
Las primeras acciones entre Godoy Cruz vs. Central Córdoba en el estadio Feliciano Gambarte. / Mariana Villa (Los Andes).
+ Deportes

Con un tanto de penal de Martín Ojeda, Godoy Cruz derrotó por 1-0 a Central Córdoba en un renovado e iluminado estadio Feliciano Gambarte

Fiesta completa. El Expreso cantó victoria por 1-0 ante Central Córdoba y logró su primer triunfo desde su regreso a su casa, el estadio Feliciano Gambarte. El único tanto del encuentro lo marcó Martín Ojeda desde el punto del penal.

Con un tanto de penal de Martín Ojeda, Godoy Cruz derrotó por 1-0 a Central Córdoba en un renovado e iluminado estadio Feliciano Gambarte
Las primeras acciones entre Godoy Cruz vs. Central Córdoba en el estadio Feliciano Gambarte. / Mariana Villa (Los Andes).

Godoy Cruz cantó victoria por 1-0 ante Central Córdoba de Santiago del Estero por la Copa de la Liga Profesional, y logró su primer triunfo desde el regreso a su estadio Feliciano Gambarte. Histórico.

Análisis del primer tiempo

Hasta los 15′ fue todo de Central Córdoba, que tuvo dos chances como para ponerse en ventaja. La primera, a los 6′, cuando Hernán López Muñoz (sobrino nieto de Diego Armando Maradona) probó de afuera con un zurdazo potente que encontró bien ubicado a Espínola. Acto seguido, a los 14′ Argañaraz mandó un centro desde la derecha y Riaño cabeceó por encima del travesaño. Clara.

Godoy Cruz, sufrió los primeros minutos, pero después se acomodó y se puso en ventaja. / Mariana Villa (Los Andes).

Godoy Cruz acumuló gente de buen pie en la mitad de la cancha, tenía salida en los centrales pero era absorbido por la presión de los santiagueños en tres cuartos de cancha. Ahí comenzaban los problemas de elaboración de juego en el equipo de Sebastián Méndez, quien se volvía loco dando indicaciones desde el corralito del banco de suplentes.

A los 21′ otra vez Espínola salvó a Godoy Cruz después de un remate de López Muñoz desde afuera del área. Sobre el minuto 26′ se vio lo mejor de Godoy Cruz en esa primera etapa: saque de arco rápido de Espínola para buscar la contra y casi viene el primero. De ese tiro de esquina, el balón cayó en el área y le cometieron penal a Ferrari. Ojeda lo cambió por gol y el Expreso se puso arriba en el marcador: 1-0.

Martín Ojeda ya convirtió y el arquero visitante se resigna. / Mariana Villa (Los Andes).

El valor emocional del gol fue casi determinante. Central Córdoba era más, pero después de la apertura del marcador de Ojeda, Godoy Cruz se soltó y empezó a jugar con más confianza. Eso sí, siguió teniendo problemas en el fondo y en el retroceso, fundamentalmente por el sector derecho de su defensa. Allí por donde López Muñoz y Bay hacían estragos y generaban situaciones.

Sobre los 37′ Espínola salvó la caída de su arco con un manotazo impresionante sobre el ángulo derecho tras un remate de Jonathan Bay, justo un ex Tomba. De ese córner, Riaño anticipó en el primer palo y metió un cabezazo cruzado que cruzó todo el arco y salió desviado. Y en la jugada siguiente, Espínola se pasó en el salto y el Ferroviario casi empata por intermedio de Brochero.

Festejo de los jugadores del Tomba tras el gol de penal de Martín Ojeda. / Mariana Villa (Los Andes).

Los minutos finales del primer tiempo tuvieron a Central Córdoba como protagonista y al Tomba detrás de la línea de la pelota intentando recuperar la pelota para irse ganancioso al descanso. En tiempo adicionado, un centro desde la izquierda del ataque santiagueño cayó en el área porque Dos Santos pareció cometerle penal a Riaño. Pero Penel dijo “siga, siga”. Y así, con sufrimiento y casi sin merecerlo, Godoy Cruz se fue al descanso ganando 1 a 0.

Análisis del segundo tiempo

Sin variantes tácticas, el complemento comenzó con la posibilidad de que el Tomba se pusiera 2-0. Pero el Oso Sánchez ahogó el segundo grito de la noche tras un tiro de esquina cerradisimo del zurdo Martín Ojeda, quien suma tres goles en dos encuentros y empieza a transformarse en un jugador clave.

Los gritos del Gallego pidiendo mayor intensidad hacían eco en la iluminada noche tombina. Y en el campo de juego, mientras los minutos pasaban, el equipo de Méndez le bajaba el ritmo al dinámico elenco santiagueño, que a pesar de las nueve bajas por covid (además del DT Gustavo Coleoni) se las ingenió para mantenerse en partido.

A esa altura, el Tomba había leído bien el partido. En campo propio, con las líneas más juntas que en el primer tiempo y la ventaja en el marcador, el Expreso lucía mejor parado, más equilibrado y su última línea ya no sufría los embates como en el primer tiempo.

Pasado el cuarto de hora, Sebastián Méndez movió el banco de relevos. Mandó a la cancha a Ezequiel Bullaude y Cristian Colmán por Burgoa y Badaloni. Cambió puesto por puesto para intentar darle aire al equipo con jugadores de refresco. La idea era sostener la pelota y tratar de definir el pleito.

La realidad es que Godoy Cruz mejoró. Y si bien estuvo lejos de inquietar el arco defendido por el Oso Sánchez, comenzó a manejar durante más tiempo la pelota. Central Córdoba no se daba por vencido, pero cada vez que quedó de frente al empate, se topó con la seguridad de la gran figura de la noche: Juan Espínola. El arquero del Tomba es otro que empieza a transformarse en una garantía. Yel dato es que anoche terminó con el arco en cero por primera vez en el campeonato.

Godoy Cruz tuvo dos tiros libres al borde del área grande como para liquidar la historia. En el primero, el remate de Matias Ramírez salió cercad del ángulo izquierdo.La segunda chance la tuvo el ingresado ‘Andy’ Henriquez, pero su bombazo de zurda le tiró un beso al travesaño.

Definitivamente, el Tomba estaba destinado a sufrir los minutos que quedaban de partido. Los privilegiados plateístas ya no tenían uñas de tanto comérselas. Ramírez cayó en el área y todos pidieron penal.

Los últimos cinco minutos fueron eternos, casi una vida. Ni hablar luego de que Colmán “perdonó” tras la enorme pared con Tesuri o en ese otro derechazo que controló abajo Sánchez.

El Tomba ganó y, por ahora, es lo más importante.