Productores de vid del Norte y Este deben hacer aplicaciones contra la lobesia botrana

Lucha conta la Lobesia Botrana o polilla de la vid
Lucha conta la Lobesia Botrana o polilla de la vid

Quienes tengan fincas o viveros con viñedos en estas zonas deberán aplicar los químicos entre hoy y el 12 de diciembre. Luego, será el turno de los del oasis Centro

Desde hoy y hasta el domingo 12 de diciembre, las fincas y viveros que producen vid, ubicados en los oasis Norte y Este de la provincia, deberán iniciar las aplicaciones obligatorias para el control químico de la plaga Lobesia botrana.

Este aviso –también llamado segundo alerta– indica que, ante la proximidad del segundo vuelo de la polilla de la vid, quienes producen vid y se encuentren en las áreas indicadas deberán iniciar las aplicaciones con productos autorizados por el Senasa. Para quienes hayan implementado la Técnica de Confusión Sexual (TCS) y complementado con tratamiento fitosanitario para la primer generación, no es obligatorio realizar el control de la segunda generación.

El Programa Nacional de Prevención y Erradicación de Lobesia botrana, que desarrolla el Senasa a nivel nacionalcontempla sanciones para quienes no cumplan con las aplicaciones obligatorias. Se deben conservar los envases utilizados en la finca (o la factura de compra) junto con la planilla de campo.

En lo que respecta al oasis Centro, próximamente serán informadas las fechas correspondientes para realizar las aplicaciones en dicha zona.

Por otra parte, también desde hoy, el Instituto de Sanidad y Calidad Agropecuaria de Mendoza (Iscamen) iniciará las pulverizaciones para control del segundo vuelo de la plaga en 41.430 hectáreas de vid, en los oasis Norte y Este. La acción beneficiarán, de modo directo e indirecto, a más de 5 mil productores.

La campaña de control 2021/22 trabaja bajo la premisa del manejo integrado de la plaga. Esta metodología busca, mediante la integración de diversas herramientas de control, los mejores resultados con los recursos disponibles y el menor impacto en el ambiente. Incluye cinco etapas:

  • Etapa 1: La asistencia con difusores de feromona, conformando bloques de grandes dimensiones en aproximadamente 20.000 ha de cultivos, a fin de reducir poblaciones del insecto mediante la Técnica de Confusión Sexual
  • Etapa 2: Servicio de tratamientos aéreos de fitosanitarios específicos dirigidos al control de la primera generación de la polilla de la vid, en unas 85.000 ha de los oasis Norte y Este
  • Etapa 3: Asistencia de productos específicos para la aplicación por parte de los productores en 22.800 ha, destinado especialmente a productores del Valle de Uco
  • Etapa 4: Aeroaplicaciones con feromonas pulverizables de larga duración a fin de interrumpir el ciclo reproductivo del insecto, en 14.000 ha de cultivo.
  • Etapa 5: se inicia esta semana e implica el Servicio de Tratamientos Aéreos en 41.340 ha para el control del segundo vuelo de la plaga en cultivos de los oasis Norte y Este.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA