La producción orgánica de vinos mantiene su crecimiento

La producción orgánica de vinos mantiene su crecimiento.
La producción orgánica de vinos mantiene su crecimiento.

Los vinos elaborados sin el uso de agroquímicos, crecen con una idea de sustentabilidad y ahora también apuntan a las ventas locales. Hay más de 7.300 hectáreas certificadas en todo el territorio nacional.

En una tendencia que viene desde hace años y que aumentó durante la pandemia, el sector orgánico gana adeptos en Argentina con unas 251 fincas y 76 bodegas certificadas como orgánicas. El sector ya ocupa a nivel país unas 7.312 hectáreas.

Bajo la ley nacional 25.127 de Producción Ecológica, Biológica u Orgánica, esta producción se trabaja de manera oficial desde hace 30 años. Es un sistema de producción agropecuario, con su correspondiente agroindustria (en este caso, finca y bodega), que hace un manejo racional de los recursos naturales y evita el uso de productos de síntesis química. Debe incrementar o mantener la fertilidad de los suelos y la diversidad biológica.

La ventaja es un mayor cuidado del medio ambiente y cierto “marketing” a la hora de vender el vino. Algunas desventajas son contar con otros costos (principalmente la certificación) y que hay un menor rendimiento. Además, se deben esperar en general tres años de “transición” para pasar de un sistema tradicional a uno orgánico certificado.

Para Alejandro Bianchi, fundador y director general de Finca Dinamia (San Rafael), la pandemia concientizó a muchas personas sobre su consumo: “La gente se dio cuenta de que la alimentación es clave para mantener una buena salud, y ofrecer un alimento libre de agroquímicos, pesticidas y herbicidas incluye una ventaja comparativa y competitiva”.

Las dificultades en poder exportar (principal destino de estos vinos) hicieron desviar la mirada hacia el consumidor local. Bianchi explicó que era un mercado al que no le habían dado mucha relevancia, pero muchas personas que se quedaron sin trabajo se ofrecieron a venderlo, ya sea de manera personal o a través de dietéticas.

“Se armó una especie de red de distribución que nos ayudó a todos para vender vinos sustentables, orgánicos y biodinámicos”, apuntó el fundador de Finca Dinamia. Además, señaló que esto también afectó a empresas grandes, como Bodegas Bianchi, que tuvo entre sus vinos más vendidos al Famiglia Bianchi Malbec Orgánico.

La producción orgánica de vinos mantiene su crecimiento.
La producción orgánica de vinos mantiene su crecimiento.

Un interés creciente

El ingeniero agrónomo Mauricio Castro, referente en producción orgánica, trabaja con bodegas de Luján, Maipú y Valle de Uco. En su mirada, “es muy interesante ver cómo aumenta el interés por la certificación de viñedos y bodegas. En grupos de agrónomos veo muchas consultas y búsqueda de vinos orgánicos”.

Las estadísticas de Senasa validan su mirada personal. Para fines de 2019, el organismo nacional había registrado (según datos de certificadoras) unas 4.870 ha de vides orgánicas en el país. Ese número creció a 7.312 ha para fines de 2020, último dato disponible.

Castro aseguró que la tendencia del crecimiento se da a nivel mundial, especialmente en países europeos como Francia, España e Italia. “En 2019, el 15% de sus viñedos ya estaban certificados como orgánicos. Si ves la curva de las hectáreas certificadas país por país, se encuentran altibajos, pero en el mundo completo crece”, afirmó este ingeniero agrónomo.

Para Patricia Folgarait, investigadora del Conicet y de la Universidad Nacional de Quilmes, muchos productores se pasan a la producción orgánica por un cambio de filosofía: “Creo que no sólo cambian su forma de producir por el valor agregado que pueda tener el vino producido orgánicamente, sino también por una cuestión filosófica, de creer que hay que impactar menos el suelo, generar más equilibrio y ser sustentable a largo plazo”.

Al respecto, Castro considera que algunos productores hacen el cambio por un tema comercial, otros por convencimiento y la mayoría por un poco de ambas cosas. Además de producir la uva de manera orgánica, se debe elaborar el vino a través de una bodega certificada como orgánica, con trazabilidad, utilizando insumos permitidos y sin mezclar con otros vinos.

La producción orgánica de vinos mantiene su crecimiento.
La producción orgánica de vinos mantiene su crecimiento.

Vinos biodinámicos

Un paso más allá de lo orgánico es la producción “biodinámica”, más restrictiva en cuanto a insumos y que busca “un mayor entendimiento” de la naturaleza. Después de lograr la certificación orgánica (que puede demorar alrededor de dos años) y mantenerla durante un año, se puede iniciar el proceso de certificación biodinámica, que implica otros dos años.

Así lo explicó Alejandro Bianchi, que hace diez años lanzó al mercado argentino el primer vino biodinámico: Buen Alma Malbec. Su producción implicó el uso de preparados naturales en la finca y utilizó un calendario astronómico. La certificación es de la Fundación Démeter Argentina y se estima que en el país hay alrededor de 12 bodegas de este tipo.

“Esta tendencia es un camino de ida. No creo que quien decidió empezar a tomar estos vinos vuelva a consumir lo mismo que antes. Se trata de cambios de hábito”, opinó Bianchi.

Castro, coordinador del grupo Vinodinámicos, consideró que se trata de una mirada integradora que incluye desde microorganismos hasta el cosmos: “Es una certificación especial que exige previo ser orgánico y restringe más el uso de insumos. Hay fertilizantes que están permitidos en la orgánica, pero en la biodinámica no”. “Lo biodinámico te pide un involucramiento mayor con la finca y que conozcas los procesos que se desarrollan en ella”, afirmó. En su opinión, el crecimiento es menor al de los vinos orgánicos, pero igual existe: “Si hay 7.300 hectáreas de orgánico, unas 450 pueden ser biodinámicas. El convencimiento tiene que ser muy alto. La mayoría de los productores lo hace por convencimiento”.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA