jueves 5 de agosto de2021

Fincas

La Asociación de Viñateros de Mendoza manifestó su preocupación porque aún no hay acuerdo de diversificación

La Asociación de Viñateros de Mendoza manifestó su preocupación porque aún no hay acuerdo de diversificación
La Federación de Viñateros alerta sobre los precios de la energía eléctrica.

También planteó el temor de que la suba del precio de la uva y del vino, favorable para el productor, impacte en el consumo en los próximos meses

La Asociación de Viñateros de Mendoza analizó la cosecha 2021 y expresó su preocupación porque el Gobierno de San Juan no ha respondido aún sobre los puntos del acuerdo de diversificación propuesto por la provincia de Mendoza. En este sentido, manifestaron su acompañamiento a la propuesta de fijar un aumento de la contribución obligatoria para las bodegas que no diversifiquen, con el fin de evitar que se torne inoperante este acuerdo. Es que plantearon que, dado los valores del vino y del mosto, conviene pagar la multa y no diversificar. Y también se expresaron a favor de adoptar todas las medidas necesarias para evitar la importación de vinos.

“No nos equivocamos cuando propusimos y defendimos destinar como mínimo un 22% de uva  a diversificación, teniendo en cuenta los quintales de esta cosecha próxima a terminar y la marcha de los despachos en este primer trimestre y las perspectivas a futuro”, plantearon en un comunicado. Así, detallaron que esta cosecha será un poco mayor a la del año pasado, pero mucho menor al promedio general, y que encuentra al sector con equilibrios en los stocks, dado el excepcional 2020 en cuanto a consumo interno y exportaciones, traccionados sobre todo por el despacho granel.

Esto ayudó, señalaron, a que todos los productores que decidieron vender sus uvas esta temporada tuvieran un valor más significativo que el año anterior. Pero desde la Asociación de Viñateros de Mendoza se mostraron preocupados por aquellos que decidieron elaborar sus uvas en vino y aseguraron que siguen con mucha atención la marcha del consumo interno y de los despachos de vinos al exterior en este primer trimestre, con la expectativa de que mejoren a la fecha de liberación del vino nuevo.

“Sabido es que lo que se le paga al productor primario representa, aproximadamente, entre el 6% y 9% del valor del envase que paga el consumidor, con lo cual preocupa en demasía que estos aumentos del producto primario se trasladen al valor en góndola, repercutiendo en el comprador, sumado a la constante pérdida del poder adquisitivo que pauperiza el bolsillo del consumidor, y como consecuencia, en la potencial caída del consumo”, detallaron. Y confiaron en que, en caso de ser necesario, el Banco de Vinos de Mendoza activará su estructura a fin de equilibrar stock.

Por otra parte, aunque destacan que la difusión, en todos los oasis de la provincia, del precio de base para la venta uvas fue una herramienta concreta de apoyo al productor, que favoreció obtener un incremento considerable respecto al año anterior, subrayan que la mayoría de los pequeños productores no obtiene la rentabilidad necesaria. “Los viñedos, paulatinamente, van perdiendo productividad, haciendo cada vez más difícil la rentabilidad en la ecuación ‘kilos de uvas producidos por hectárea versus costos de producción’”, plantearon.

Esto ha llevado, indican a que más de 3 mil productores vitivinícolas mendocinos hayan abandonado sus fincas en los últimos años, como consecuencia de años de precios bajos de la materia prima; excesivos valores en los insumos, los servicios y la energía; y la escasez de políticas genuinas de ayuda a los productores primarios, mientras algunos eslabones de la cadena obtienen grandes ganancias con el esfuerzo del viñatero.

Hoy podés ser parte de Los Andes y acceder a todos los beneficios

Convertite hoy en suscriptor de Los Andes y accedé a todas las noticias en forma ilimitada, contenido exclusivo, newsletter y podés comentar las notas. También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en más de 500 marcas.

Quiero ver las promociones vigentes