jueves 24 de septiembre de 2020

Carlos Villagrán recordó en una entrevista algunas situaciones que vivió con Ramón Valdés
Espectáculos

“Quico” habló sobre la última escena de “Don Ramón” en TV y sorprendió a todos con una revelación

Carlos Villagrán dio detalles sobre una increíble situación que vivió con uno de los personajes más entrañables de "El Chavo del 8″y que falleció de cáncer de pulmón hace varios años.

Carlos Villagrán recordó en una entrevista algunas situaciones que vivió con Ramón Valdés

En las últimas horas, el reconocido actor mexicano Carlos Villagrán, más conocido como “Quico”, relató detalles de una increíble situación que vivió con Ramón Valdés. En diálogo con “Mitre Live”, el intérprete reveló la premonición de la muerte de “Don Ramón”

Villagrán comenzó diciendo: “Con Don Ramón tuve una relación genial. Fue mi mejor amigo. Tu quitas a Don Ramón como pieza de ajedrez y se acaba el programa aunque hubiese estado Quico. Toda la historia giraba en relación a él”.

En ese sentido, manifestó: “Yo hacía un programa que se llamaba ¡Ah qué Quico! y Don Ramón ya estaba muy enfermo. Él murió de cáncer en los pulmones. Por el cigarro, ya sabes. Ya estaba muy mal. Él tenía mucho dolor en la espalda y el director, como fuimos a un cementerio. le dijo que se recostará en el motor home y dejó la escena para lo último. Para no molestarlo”.

Prepararon toda la escena. Era en un cementerio. Las rejas de la escena era de hierro forzado. Como en una película de terror. Formaron todo el ambiente por hielo seco en la noche. Don Ramón entra al panteón y empieza a gritar ´Quico, Quico´. Y se va perdiendo en la bruma. Después de eso muere como en una premonición, entrando en un cementerio”, agregó.

La última charla de Quico con Don Ramón

Cuando murió Don Ramón me acordé de eso, ya sabíamos que su última escena había sido esa. Yo tenía un compromiso firmado para ir a Bolivia y me fui a despedir de él, fui a su cuarto al Hospital y empecé a llorar”, dijo al respecto.

Y agregó: “Y me dijo ´Ya ya ya no llores cachetón, allá te espero, allá abajo´. Y recibí la noticia de la muerte cuando estaba en Bolivia. Me afectó muchísimo aunque ya sabía que estaba muy enfermo