jueves 15 de abril de2021

Bernardo Monk y el guitarrista mendocino Agustín Leal.
Espectáculos

Jazz de alto vuelo: Bernardo Monk vuelve con una mini gira por Mendoza y San Juan

Es la primera vez que el saxofonista toca en vivo después del parate pandémico. La semana que viene toca en el Colón, en un homenaje a Piazzolla.

Bernardo Monk y el guitarrista mendocino Agustín Leal.

Jazz y vino: esa es la primera propuesta de esta visita fugaz del eminente saxofonista Bernardo Monk por tierras cuyanas. La primera, en realidad, desde que comenzó la pandemia, y en la que se engarzan varios festejos en un solo “sunset”: un disco a punto de ser editado, un concierto en el Teatro Colón que será de antología, y un brindis para reencontrarse.

Pero vamos por partes. Lo cierto es que Bernardo Monk no toca en vivo desde febrero del año pasado, por lo que esta mini gira por Mendoza y San Juan le sirve para volver al ruedo y también para entrar en calor, porque el jueves de la semana que viene tocará en el Colón, en el marco de los conciertos homenaje a Astor Piazzolla que motivaron la reapertura del coliseo, después de los meses fríos de pandemia.

Hoy se prepara para un concierto a dúo en la bodega Trez Wines. Es un plan más “intimista”, define Monk, o más “soft”, apunta su compañero, el guitarrista mendocino Agustín Leal.

¿Qué podemos esperar de este encuentro? “Tratamos de darle un perfil lo más intimista posible, por la formación de dúo - apunta Monk-. Buscamos los tipos de temas que funcionarían mejor para esa formación, pero también temas que nos gusten tocar. En ese sentido, también surgió la idea de tocar algo de bossa nova, porque es un repertorio que de por sí ya es intimista y se presta para esta situación. Es decir, lo diseñamos en torno a algo que nos guste hacer, y esperemos que la gente lo perciba”.

Pero al margen de lo artístico, hay también un brindis entre ellos, porque “es el primer concierto en vivo que hago desde febrero de 2020, no hice nada más desde ese mes”, recuerda, no sin sorpresa, el saxofonista, que navega igualmente por las aguas del jazz y el tango. “Hice un show por streaming, pero ésta es es en realidad la vuelta a tocar en vivo. Tengo muchas ganas de hacerlo, y en un lugar que me gusta tanto como Mendoza”.

“Hemos tocado durante la cuarentena en eventos por streaming y la verdad es que es raro tocar para tres cámaras”, agrega por su parte Leal, también integrante de la banda mendocina TocaYozz. “Aun así, le hemos puesto todo, pero no es lo mismo la conexión que se genera con el público”, admite, agradeciendo la posibilidad de tocar en vivo.

“En el jazz la canción se arma en el momento”, explica. “Más allá de que toques un clásico del jazz, no es un cover. Estás tocando con otra impronta, hay una interacción en el escenario entre los músicos que va a llevar a que se toque de una manera o de otra. Hay variaciones rítmicas, a veces rearmonizaciones... entonces, es otra canción. Y más sobre todo la parte de la improvisación: cada uno tiene su momento para improvisar y los otros tienen que estar atentos”.

Por eso, el vivo es irreemplazable: “Todo eso que se genera de esa manera, armando el tema en vivo, cuando hay público ayuda a que sea de otra manera. Se genera el contacto de querer brindarle a la gente lo mejor, que cuando hay una cámara es algo medio raro”.

Monk desliza que ha hecho algún streaming, pero remarca que la cuarentena fue prolífica en otro sentido: desde su casa en Buenos Aires, aprovechó el tiempo para grabar un disco sobre Carlos Gardel y, además, empezó a escribir un libro.

Su próximo material lo tiene entusiasmado: “Iba a salir el año pasado, pero por razones de pandemia no se pudo hacer. Ahora, en el año de Piazzolla, yo saco un disco sobre Gardel, lo cual también puede ser un gesto muy piazzollero”, dice con media sonrisa.

Mago, viaje al universo Gardel” tendrá ocho temas, con arreglos hechos por él mismo para su octeto. Saldrá en plataformas el 7 de mayo, pero antes habrá dos simples: el 16 y el 30 de abril.

Pero como “en menos de una semana suceden más cosas que todo lo que sucedió el año pasado”, Monk también ya tiene la cabeza puesta en el concierto del próximo jueves en el Colón. Un acontecimiento histórico, pues además de lo que significó la reapertura con los protocolos, se programaron 13 conciertos para celebrar el centenario del marplatense.

Él es integrante del Juan Carlos Cirigliano Quinteto, liderado por el pianista, nombre asociado al octeto electrónico de Piazzolla. Lo acompañan Sergio Vainikoff (teclado), Juan Fracchi (contrabajo), Adolfo “Fito” Cirigliano (batería) y el propio Cirigliano en piano.

La ruta

Hoy, a las 19. Sunset en Trez Wines (Cobos 3318, Luján de Cuyo). Dúo con Bernardo Monk (saxo) y Agustín Leal (guitarra). Entrada: $500 (incluye copa de vino, y en el lugar se puede comer), en www.eventbrite.com.ar.

Mañana, a las 19. Sunset en Ilinca (Moron Sur 1031, Rivadavia, San Juan). Tocarán en formación de quinteto.

El lunes, a las 22. En People Bar (Arístides Villanueva 451). En formato cuarteto, en el marco del ciclo de jazz de los martes (excepcionalmente se pasa para el lunes 15). Entradas: $300 (cupo limitado de 60 localidades), en www.eventbrite.com.ar.