Gabriel Cartañá, esta noche en el Teatro Mendoza: “Se puede vivir sin amor pero no vale la pena”

Gabriel Cartaña
Gabriel Cartaña

El psicólogo y panelista de Bendita TV se presenta esta noche con un unipersonal llamado “Qué digo cuando digo Te amo”, en el que aborda temas de pareja, amor y desamor en un formato que él denomina “café concert catedrático”

Ecléctico, verborrágico, mediático son al menos tres adjetivos que le caben a Gabriel Cartañá, licenciado en Psicología, conocido por sus intervenciones como panelista en Bendita TV, sus cápsulas de psicología en Youtube junto a Dani La Chepi y algunos dichos polémicos, entre ellos, uno que lo confrontó legalmente con Nahir Galarza, quien fue su paciente.

Pero también es perito forense del Poder Judicial, docente universitario, escritor y conversador. Tanto, que decidió armar un espectáculo llamado “Qué digo cuando digo Te amo”, homónimo de su primer libro, en el que plantea temas de amor romántico, para luego abrirse a un juego de preguntas y respuestas con el público.

Justamente es este espectáculo el que presenta esta noche, en el Teatro Mendoza, de Ciudad, a las 21. Las entradas se pueden adquirir en la boletería del teatro.

En entrevista con Los Andes, habló de su espectáculo, de sus dichos polémicos acerca de tener relaciones con una paciente y del amor romántico.

Gabriel Cartaña, psicólogo.
Gabriel Cartaña, psicólogo.

¿Cómo es esta presentación en torno al tema del amor?

Te cuento como viene la historia: Hace unos años yo hacía un unipersonal que se llamaba “Cuando la terapia no alcanza” que tenía particularidad que la última media hora, luego de una hora y media de charla, hacía prender las luces de la sala y me dedicaba a responder preguntas al público, lo que me quisieran preguntar, siempre en psicología, obvio. El 90% de las preguntas tiene que ver con el amor y con el desamor, entonces con la productora nos dimos cuenta que era un tema que a la gente le interesaba mucho más que otros. Entonces a partir de ahí, escribí el unipersonal “Qué digo cuando digo Te amo’', y de ahí me di cuenta que había muchísimo más material que no entraba en el encuentro, entonces escribí el libro.

Este unipersonal es de una hora y media más o menos, donde estoy hablando del amor romántico, tipos de pareja, amor tóxico, cómo reparar una pareja cuando se rompe, cuáles son las características de una pareja sana. Y lo que busqué fue que el encuentro fuera lo más interactivo posible con el público, no es que me va a contar sus problemas, pero juego e interacciono mucho en los encuentros.

Es una presentación teórica pero con algo de stand up desde el punto de vista de la interacción, pero no del humor.

Ahora voy a delatar mi edad: yo lo veo más como un café concert catedrático.

Gabriel Cartañá en "Bendita". (Captura)
Gabriel Cartañá en "Bendita". (Captura)

Vos hiciste, hace tiempo, un comentario respecto a la posible relación con una paciente, y a raíz de eso, muchos opinaron negativamente acerca de tu profesionalismo. ¿Qué pensás de esto?

No, en realidad lo que pasó fue que hay muchos portales que necesitan el big click, es decir que no es que la persona entre a la nota, porque cada click le genera determinado algoritmo que le aumenta el valor, entonces titulan escandaloso y después, en el cuerpo de la nota no hay tanto escándalo. El problema es que el que se quedó con el titular y no vio el cuerpo de la nota cree que yo me acostaría con una paciente. Pero el cuerpo de la nota decía que solo me acostaría con una paciente el día que considerara que necesita dormir con su terapeuta, que es lo mismo que decir “el día que las vacas vuelen”. Pero la gente que solo vio el titular y no leyó el cuerpo de la nota cree que yo me acostaría con una paciente. Entonces salieron a decirme “eso no es ético, no está bien”... obviamente no está bien y lo que yo decía es que eso jamás ocurriría. Pero cuando lo estaba diciendo pensé “lo van a sacar de contexto”, dicho y hecho.

¿Cómo te llevás con la fama?

Yo siempre digo que no hay que creer mucho. Dany (La Chepi, con quien Cartaña tiene segmentos de preguntas y respuestas en Youtube), siempre se angustia con los haters y yo le digo que la mejor manera de que no te afecte el comentario agresivo y descalificador, es que tampoco te importe demasiado el elogio. Cuando el elogio pasa a ser importante la crítica también lo es, ese es el mejor entrenamiento para que las críticas te importen algo, pero no mucho. ¿Por qué digo “algo”? Porque a veces la crítica es bien intencionada y está bueno escuchar lo que tienen los demás para decir, pero la crítica mal intencionada no hay que prestarle mucha atención ni darle importancia. Tampoco darles demasiada importancia al elogio, es decir, agradecerlo.

¿Pero en el creerte el elogio no está, en parte, la construcción de la autoestima?

No, la autoestima no se construye por el elogio desmedido del otro, tiene que ver con lo que yo creo que valgo, más allá de lo que logré. Valgo por lo que soy no por lo que logré, en cambio el elogio viene por lo que logré.

¿Me puedes adelantar algo de “Qué digo cuando digo Te amo”?

Te puedo decir a quién le puede servir el encuentro y a quién no. Le va a servir al que está en pareja y está mal y tal vez algo de lo que descubre en el encuentro le puede ayudar a estar bien. También para el que está en pareja y está bien, pero descubre algo para estar mejor. O por ahí para el que no está en pareja pero quiere estar, y puede descubrir qué necesita para estar en pareja bien.

Ahora te digo a quien no le recomiendo ir: a toda persona que no está en pareja ni quiere estar y no le interesan los asuntos del amor. En ese caso, Netflix tiene mejores opciones que venir a verme.

Gabriel Cartañá
Gabriel Cartañá

¿Vos crees que hay gente que no está interesada en el amor?

Sí, sí hay. Mira, yo estoy escribiendo el tercer libro que es “Las mil preguntas sobre el amor” porque la cosa si yo en el segundo libro quise agregar 100 preguntas al público, entonces tiré en las redes sociales que me hicieran preguntas sobre el amor romántico, que yo iba a seleccionar cien al azar y las iba a responder en el libro. Yo pensé que me iban a mandar 200 preguntas, pero me mandaron 6.700. Entre las que seleccioné para el libro recuerdo una que era “¿Se puede vivir sin amor?” y mi respuesta fue: “Sí, se puede, pero no vale la pena”.

Pero a veces eso no es una decisión, sino que no encuentran con quién hacer pareja

Sí, pero eso es una circunstancia, es cuestión de tiempo. El problema es que muchas personas están en búsqueda de un amor perfecto sin ocuparse ellos de ser el amor perfecto. Porque para una pareja ideal, hacen falta dos. No solamente que encuentres un otro ideal sino que vos también lo seas, porque una vez que lo seas, va a aparecer solo.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA