jueves 1 de octubre de 2020

Brand Content

Más de 1.800 puestos de trabajo genera el turismo en Tupungato

El departamento se ganó el corazón de viajeros y turistas de todo el país y el mundo, y esto se debe a innumerables cualidades que lo hacen un destino de excelencia.

Esta realidad creció exponencialmente antes de la pandemia por COVID-19, pero por sobre todo, un dato relevante es que esto no perdió vigencia aún en el contexto actual. El período de aislamiento, hoy distanciamiento social, preventivo y obligatorio, hicieron avivar el deseo de desconexión, las ganas de volver a la naturaleza, de oxigenar cuerpo y mente, de tomar ruta, salir de casa… y Tupungato continúa presentándose como el lugar predilecto. Quienes llegan en busca de montañas, aire fresco y puro, calidez y hospitalidad los encuentran en cada propuesta en la Capital de la Nuez y Los Vinos de Altura.

Ahora, con la situación epidemiológica, muchos pusieron en tela de juicio la apertura del turismo interno por temor a que esta actividad disparara casos positivos, lo que por el momento no ha significado en este departamento un foco de contagio.

La industria del turismo en Tupungato es la fuente económica de cientos de familias y de diversos rubros; la suspensión del turismo interno en esta localidad significa un daño sustancial para las personas y partes involucradas.

La realidad en números

Por su parte, el Municipio a través de la Dirección de Turismo, presentó datos actualizados del relevamiento semestral que realizan sobre el turismo en la comunidad de Tupungato. El mismo arrojó la siguiente información:

  • Actualmente el departamento de Tupungato cuenta con un total de 103 emprendimientos habilitados y relacionados en forma directa al turismo. Entre los que se pueden encontrar los siguientes rubros: 54 de alojamientos, 22 de gastronomía, 11 bodegas y 16 de actividades de transporte.
  • De los establecimientos dedicados en forma directa al turismo se pudo identificar que tienen un promedio de 6 empleados cada uno. Haciendo un total de 618 personas que trabajan en forma directa al turismo.
  • Asimismo, estos establecimientos se proveen de comercios locales. En promedio de 4 proveedores cada uno, haciendo un total de 412 comercios entre carnicerías, verdulerías, panificados, insumos de limpieza, de mantenimientos, entre otros, que abastecen a estos emprendimientos.
  • Por otro lado, hay un grupo de establecimientos que no trabajan en forma exclusiva con el turismo pero si tienen contacto cercano con la actividad. Son aproximadamente 31 emprendimientos relacionados en forma indirecta. Estos son: comercios de productos regionales y artesanales, de venta de frutos secos, vinotecas, locales de comidas rápidas, estaciones de servicio y heladerías, entre otros.

Aporte a la economía local

Según la proyección de los datos -recabados en los últimos fines de semana en los controles de tránsito que el municipio realiza en los principales ingresos al lugar- se pudo evaluar que desde que se habilitó el turismo interno (12 de junio) han visitado el departamento de Tupungato 11.781 personas, haciendo las mismas un gasto promedio de $2.650 por persona. Esto deja un total de ingresos al departamento de $31.219.650 “en plena pandemia”.

Estos ingresos permiten que circule en la zona dinero no perteneciente a las arcas del estado local. Dinero que mantiene sueldos de más de 600 familias (3 personas por familia) en forma directa, pero que en forma indirecta influye en la economía de miles de tupungatinos.

Si se proyectaran estas cifras a nivel anual, el turismo deja en el departamento más de 128 millones de pesos, solo contando la cantidad de personas que visitan este lugar los fines de semana, sin contar que este dinero se multiplica según la cantidad de días que las personas se alojan.

Por lo tanto, detener la actividad, como ya ha sido mencionado, significa un gran golpe para todas las personas que hacen al turismo (sin mencionar que algunos prestadores aún no han podido reabrir sus puertas y que por lo tanto, muchos empleados aún se encuentran sin sus trabajos) y que es importante entender que es un momento en donde la solidaridad es tan importante como el cumplimiento de las medidas de prevención, que son lo que van a evitar realmente los contagios y la caída inminente de la economía.

Por último es importante sumar y recordar que los prestadores de servicios turísticos, gastronómicos y de hospedaje -en un importante porcentaje- ya han sido capacitados e informados sobre las medidas y protocolos que deben cumplir y aquello que deben exigir a los clientes. Muchos de ellos ya cuentan con su sello de “Servicio Turístico Seguro”, programa pionero en la provincia que lanzó este municipio meses atrás. De esta manera Tupungato puede continuar con la alta recepción turística que viene manteniendo y potenciando, para seguir siendo el ya clásico destino preferido por los mendocinos.