domingo 25 de octubre de 2020

Brand Content

¿Cómo se preparó Centuria Seguridad para afrontar los cambios que exigió la pandemia?

La tarea de los vigiladores debió adaptarse, sobre todo en algunos clientes particulares. Cómo fue ese proceso y cuáles son las nuevas responsabilidades del personal de la empresa.

Centuria Seguridad debió adaptarse rápidamente a los cambios que exigió la pandemia. Como en todos los rubros, el contexto mundial obligó a las empresas a realizar modificaciones urgentes en los procesos. Centuria no fue la excepción y lo hizo en cada uno de los objetivos que tiene en la provincia.

El personal de seguridad ha tenido que modificar principalmente la relación con el cliente y con el público interno y externo, como así también comenzar a aplicar procesos diferentes en actividades diarias que realizan junto a sus compañeros de trabajo, con el objetivo de respetar y aplicar las medidas sanitarias correspondientes.

German Santamarina, gerente general de Centuria Seguridad.

El desafío más importante de la empresa durante la pandemia ha sido con uno de los clientes más importantes y que trabaja con Centuria Seguridad hace algunos años: el Hospital Español. Los vigiladores que prestan servicios en ese objetivo han tenido un protagonismo muy fuerte, ya que, en plena pandemia, tuvieron que desarrollar funciones en uno de los frentes de batalla.

“Tuvimos que preparar al personal para lo más importante en este momento, que es la relación con el público, la atención, contención de personas que vienen ansiosas, con poca información y a veces con miedo”, destacó Julio Cabrera, supervisor de la empresa. “Se está afrontando esta crisis con dedicación, responsabilidad, esfuerzo individual y colectivo, y por sobre todas las cosas, con un gran sentido de honestidad e integridad por parte de todos los integrantes”, agregó.

Mientras tanto, Luis Quiroz, también supervisor de Centuria, reconoció que “el personal de guardias se adaptó rápidamente a la nueva realidad y ha sido muy colaborativo a la hora de responder. Obviamente al principio hubo dudas debido a lo desconocido de la situación. Pero a partir de la toma de conciencia de lo que estábamos enfrentando, demostraron una gran capacidad de adaptación y un compromiso profundo hacia la empresa y los clientes”.

Y añadió: “Hubo que cambiar costumbres y en algunos casos hasta la forma de viajar, ya que en varios objetivos dejó de pasar el transporte público. A pesar de las dificultades y de los temores lógicos al contagio, quedó demostrado que el recurso más valioso de la empresa sigue siendo el humano”.

La pandemia, además, ha generado crisis y la crisis, más robos. En ese sentido, Centuria Seguridad continúa trabajando con el mismo compromiso que el del día cero.

Uno de los sectores más fuerte de penetración que tiene la empresa es el vitivinícola, que no paró nunca su actividad durante la pandemia, por lo que obligó a continuar e incluso incrementar el trabajo en la mayoría de los casos. Esto, sumado a la implementación de los protocolos estrictos para el ingreso y egreso del personal y, principalmente, el de los transportistas, con el objetivo de garantizar la sanitización.

“Estamos recibiendo muchas cotizaciones de clientes actuales para reforzar sus objetivos, pero también en clientes nuevos que están mirando la situación para el 2021 un tanto compleja en materia de seguridad y por ello, están anticipándose”, comentó German Santamarina, gerente general de Centuria Seguridad, respecto al crecimiento de la cartera de clientes para el próximo año.

Y completó: “Apostamos fuertemente a la relación de largo plazo tanto con nuestros clientes como con nuestros colaboradores, y es por ello que estamos adaptando nuestro servicio permanentemente a las necesidades de nuestros clientes y, sobre todo, acompañándolos en estos momentos tan difíciles”.