Se reactiva el turismo de congresos y esperan que se extienda a todo el año

Turismo de congresos en Mendoza. Para los algunos especialistas en 2023 muchos eventos volverán a la presencialidad.
Turismo de congresos en Mendoza. Para los algunos especialistas en 2023 muchos eventos volverán a la presencialidad.

Si bien la temporada tradicional es de setiembre a diciembre, por la demanda contenida, podría haber actividades a partir de febrero.

Con la apertura de actividades no sólo se ha reactivado el turismo en general, sino específicamente aquel vinculado a los congresos y conferencias. Si bien durante el aislamiento se habló sobre la posibilidad de que las reuniones se siguieran realizando de modo virtual en el futuro, lo cierto es que en los últimos meses se ha revalorizado la posibilidad del encuentro. De hecho, esto podría generar que este tipo de eventos se desarrolle en la provincia durante todo el año y que también se aprovechen las posibilidades de realizar actividades al aire libre.

Durante el momento más complicado de la pandemia y con el home office y el uso de Zoom u otras plataformas similares en su apogeo, muchos celebraban que, gracias a la virtualidad, se evitaban el tiempo de los traslados para ir a reuniones presenciales. Sin embargo, cuando las condiciones sanitarias permitieron el retorno a las actividades cara a cara, la mayoría ha redescubierto la importancia del encuentro en persona.

Diego Viñolo, gerente comercial del Hotel Casino Cóndor de los Andes (en Intercontinental), coincidió en que hubo un momento en que se pensaba que el sistema virtual había llegado para quedarse. Sin embargo, resaltó que la experiencia ha mostrado que las empresas que desarrollaron eventos virtuales en 2020 y decidieron organizar uno presencial en 2021, han tenido no sólo muy buena convocatoria, sino también un buen nivel de ventas en algunos casos.

Es que la experiencia les mostró que, si bien se respetan los protocolos, la gente está buscando el contacto. “Es cosa humana de encontrarse”. En cuanto al turismo de reuniones, Viñolo señaló que han visto, con los eventos que han recibido, que había una demanda retenida, que las personas tenían muchas ganas de reunirse y que incluso los artistas que han participado en estas actividades estaban deseosos de volver a actuar en vivo. “Se generó una energía muy linda y hemos tenido eventos muy interesantes en septiembre y lo que va de octubre”, expresó.

Pese a eso, indicó que todavía están muy debajo de los niveles de reserva que tenían antes de la pandemia, tanto en porcentaje de ocupación como en tarifa, que se encuentra bastante por debajo de lo habitual. Se debe recordar que el que fuera el hotel Intercontinental –se venció el contrato con esa cadena durante la pandemia y están en el proceso de encontrar un nuevo concesionario- apunta específicamente a los viajeros corporativos y el turismo de reuniones, por lo que fue uno de los más afectados por el cierre de este tipo de encuentros. “Falta mucho por transitar, pero vemos como algo súper alentador lo que ha pasado”, destacó el gerente comercial.

Temporada extendida

Nicael Nasiff, coordinador del Centro de Congresos y Exposiciones Emilio Civit y del Auditorio Ángel Bustelo, señaló que en estos últimos meses se ha estado trabajando en un concepto híbrido, con una mínima presencialidad y otra parte virtual. Pero planteó que el turismo MICE (por sus siglas en inglés, encuentros, incentivos, conferencias y exhibiciones) necesita del contacto, del encuentro, por lo que el desafío es recuperar las actividades presenciales a partir de ahora.

Si bien resaltó que la provincia cuenta con infraestructura apta para poder desarrollar este tipo de eventos y, de hecho, es uno de los destinos más importantes del país dentro de este segmento de conferencias y congresos, aún se necesita recuperar la conectividad internacional. Es que hasta el momento Mendoza ha recuperado cerca del 50% de los vuelos de cabotaje, pero para poder desarrollar este tipo de eventos es fundamental que puedan llegar extranjeros.

Nassif resaltó que la temporada alta para la realización de congresos es de setiembre a diciembre. pero por haber tenido una agenda contenida durante tanto tiempo, es probable que la temporada alta se extienda e incluso que se realice este tipo de eventos durante todo el año.

En este sentido, indicó que ya tienen varias consultas en el Centro de Congresos y Exposiciones Emilio Civit por actividades que se desarrollarían en febrero y marzo, pero que se está esperando saber de qué países se permitiría el ingreso de visitantes, para poder avanzar en la confirmación.

Nassif destacó que el turismo de reuniones genera un derrame sobre otras actividades, ya que cuando un visitante llega a un congreso o una feria, se aloja en un hotel, disfruta de la gastronomía local y suele contactar una agencia de viajes para contratar alguna excursión.

Eventos al aire libre

La semana pasada se realizó en Buenos Aires “Meet Up Argentina”, un encuentro de la industria de las reuniones que incluyó un showroom para que destinos, proveedores, prestadores de servicios y clientes crearan nuevos vínculos y generaran renovadas oportunidades.

Nassif participó de esta actividad, organizada por AOCA (Asociación Argentina de Organizadores y Proveedores de Exposiciones, Congresos, Eventos y Burós de Convenciones), junto con Gisela Valdez, la coordinadora del Centro de Congresos y Convenciones Alfredo Bufano, de San Rafael. Destacó que encontrarse con representantes de otras provincias, después de tantos meses de encuentros virtuales, fue una experiencia grata, que les permitió compartir experiencias y analizar tendencias.

Una de ellas, señaló, es que se espera que ganen terrenos los espacios al aire libre. Esto es, la posibilidad de armar una agenda que incluya actividades en espacios verdes. Sobre eso, indicó que tanto el Centro de Congresos y Exposiciones Emilio Civit, como el Alfredo Bufano, tienen parques en el entorno, por lo que podrían aprovechar esos ámbitos.

Dos años para la recuperación total

Marcelo Quercetti, vicepresidente de Hotelería de la Asociación Empresaria Hotelero Gastronómica y Afines de Mendoza (Aegha), señaló que el turismo de reuniones va a volver con fuerza, pero que es probable que tome un par de años para recuperar los niveles prepandemia. Es que los eventos internacionales se suelen programar con dos años de antelación, o más, por lo que habrá que esperar ese tiempo para que algunos de ellos se reprogramen.

En esta línea, consideró que algunos volverán a la presencialidad el año que viene, mientras que otros podrían recién realizarse de modo presencial en 2023. Y resaltó que Mendoza siempre fue un destino muy importante para este tipo de encuentros –de hecho, llegó a ser la segunda plaza del país-, por lo que cree que se volverá a ocupar ese lugar. Pero también indicó que cuánto demore en lograrlo dependerá de la conectividad aérea ya que, sobre todo en el caso de los congresos y convenciones internacionales, quienes asisten son profesionales que tienen poco tiempo, por lo que suelen venir los días que dura la actividad, y a lo sumo se quedan uno más, y necesitan de buenas opciones de vuelos para llegar y volver a sus países de origen en ese tiempo.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA