sábado 31 de octubre de 2020

Saltar el cepo: cómo ahorrar en dólares sin tener que recurrir al blue o “comerse” el cupo
Economía

Saltar el cepo: cómo ahorrar en dólares sin tener que recurrir al blue o “comerse” el cupo

Cómo funciona bitcoin y otras criptomonedas a la hora de ahorrar.

Saltar el cepo: cómo ahorrar en dólares sin tener que recurrir al blue o “comerse” el cupo

Cada vez más argentinos se están volcando al mundo de las criptomonedas, tanto como ahorro como para proteger sus valores y alejarse de monedas volátiles como el peso. De hecho, según una reciente encuesta, un 73,4% de los argentinos prefiere usar a las criptomonedas por encima del dólar, el euro y el peso argentino al momento de proteger su patrimonio y ahorrar.

Tomando como base de estudio a 1113 encuestados de entre 18 a más de 55 años, Paxful ha publicado los resultados de un estudio en el que se confirma que un alto número de argentinos evalúa positivamente el ahorro con criptomonedas.

Además de la consideración positiva al ahorro con este activo, en el estudio preguntó de forma concreta a los encuestados si habían hecho algún tipo de inversión en criptomonedas en alguna oportunidad. Según lo que mencionan en los resultados finales, se determinó que un 69,5% respondió que había comprado criptomonedas por lo menos en una oportunidad. Entre aquellos que habían respondido que sí, se demostró que un 42,7% lo había hecho para protegerse contra la inflación. Un 32,7% llegó a responder que lo había hecho para probar. Sin embargo, la percepción sobre el miedo o la inseguridad no son mayoritarios. El estudio también reveló que un 67,8% respondió de forma afirmativa ante consideración de si invertir en criptomonedas era una práctica segura. Un 26,9% no tiene una posición al respecto con esta pregunta y expresaron que no tenían conocimiento.

También se preguntó cuál es la característica más importante de Bitcoin para los argentinos, un 53,9% eligió la opción de “Globalidad” que fue la más considerada, mientras que su “Descentralización” con un 50,6% fue la segunda opción más votada y la “Seguridad” con un 49,1% fue la tercera opción.

¿Cómo se guardan?

Pero no todo es tan sencillo, si bien el ecosistema Bitcoin ha mejorado mucho en los últimos años en lo que refiere a usabilidad y facilidades, comenzar a ahorrar en bitcoins u otras criptomonedas no es tan sencillo.

Uno de los puntos problemáticos para el bitcoinero recién iniciado es cómo escoger entre las distintas ofertas de billeteras o “wallet” para gestionar sus criptomonedas. En pocas palabras, una wallet de monedas digitales es la herramienta informática que permite las transacciones de bitcoins. Este software permite a los tenedores de bitcoins tener una dirección privada donde proteger y transaccionar sus bitcoins. La función de la billetera de Bitcoins es poder acceder a la blockchain (una suerte de gran hoja de cálculo pública, distribuida y virtual donde están asentados todos los movimientos de las criptomonedas desde que se creó Bitcoin). La wallet es la herramienta que permite tomar control de una porción de esos datos (lo que se compre o se “mine”) y guardarlos como ahorro, venderlos, regalarlos, gastarlos o usarlos en sitios de apuestas.

Dentro del cripto mundo, existen varios tipos de wallets. Encontramos las wallets frías, que no se encuentran conectadas de ninguna forma a Internet, sino en pendrives, códigos QR y otros elementos físicos imposibles de hackear. Las wallets de escritorio, menos seguras que las wallets fría, pero todavía con un nivel bastante de alto de protección a tus Bitcoin, como es el caso de Exodus. Las wallets online, basadas en una página web como Blockchain.com, que cuentan con menos seguridad que las frías y las de escritorio, pero que siguen siendo más seguras que el último tipo de wallet. Y nos referimos a las exchanges, o mercados de criptomonedas, que permiten almacenar criptomonedas dentro su plataforma. Pero al no ser su negocio prioritario, no poseen toda la seguridad de un wallet fría, de escritorio o siquiera online.

Al igual que sitios como PayPal u otras fintech usan correos electrónicos para gestionar los saldos de los usuarios, en el caso de las critpomonedas como Bitcoin, en vez de usar tu correo, se usa una dirección especial única e irrepetible. Un ejemplo de este tipo de direcciones sería: 1DgTsw8THYhC4XGqaCMdcGS3p9g3dhb9Ru. Estas direcciones tienen una clave relacionada matemáticamente con la clave privada que se generan cuando se inicia nuestra wallet. Basta decir que las direcciones que se pueden crear son prácticamente infinitas, lo que ayuda a mantener la privacidad y seguridad. Cada vez que se genera una nueva dirección, se puede usar para recibir pagos y, gracias a la contraseña, es posible administrar el saldo siempre que se requiera.

De la misma manera, es más que recomendado usar otras medidas de seguridad como factores de doble autenticación. Hay infinidad de servicios web que los usuarios normalmente creen que son wallet pero en realidad funcionan como “bancos” de Bitcoin, ya que la empresa tiene las claves privadas y no los usuarios. Y en estos casos se desconocen las normas de seguridad que protegen los activos, además de que el proceso no depende del usuario poseedor de bitcoins. Ocurre lo mismo con las “wallet” de los exchanges, que tienen un rico historial de permeabilidad a ataques de hackers que se quedan con los fondos de los usuarios, desde Mt.Gox hasta Bitfinex.

¿Sirve para ahorrar?

Los activos de refugio tradicionales, como los metales preciosos, tienen un enorme poder para resguardar valor, ya que sus cotizaciones no fluctúan a gran velocidad. Sin embargo, esa “seguridad” que ofrecen en cuanto a valor tiene como contrapartida la dificultad para almacenarlos y, sobre todo, a la hora de moverse a un activo más líquido. En el caso de las criptomonedas, ya existen miles de alternativas a Bitcoin por lo que la facilidad de moverse de una moneda a otra está garantizado.

Info Tecnhology