Rechazo a la carga tributaria sobre los envases

La Unión Industrial de Mendoza (UIM) se expresa en contra del proyecto de ley propuesto por el Gobierno Nacional para aplicar un nuevo gravamen.
La Unión Industrial de Mendoza (UIM) se expresa en contra del proyecto de ley propuesto por el Gobierno Nacional para aplicar un nuevo gravamen.

La Unión Industrial de Mendoza (UIM) se expresa en contra del proyecto de ley propuesto por el Gobierno Nacional para aplicar un nuevo gravamen.

La Unión Industrial de Mendoza (UIM) se expresa en contra del impuesto del 3% que pretende gravar los envases, por considerarlo una medida confiscatoria que en nada contribuirá a mejorar la situación de las personas que viven del reciclado pero que, en cambio, sumará inflación a los consumidores ya que el impuesto será trasladado de manera directa.

Desde la UIM y la Cámara de Fruta Industrializada de Mendoza (Cafim) –una entidad ligada a la Copal (Coordinadora de Productores de Alimentos)- solicitamos a los legisladores nacionales por Mendoza que eviten la aprobación de dicha propuesta y trabajen para elaborar una ley de reciclado con fundamentos, objetivos y pasos claros que contribuyan a mejorar la situación de quienes allí trabajan, con la vista puesta en el mediano plazo así como la posibilidad de crear una industria que brinde trabajo digno a todos quienes hoy se encuentran en situación precaria.

Es preciso recordar que –según el Instituto Argentino de Análisis Fiscal (Iaraf), entre el 26% y el 48,2% del precio de alimentos y bebidas es carga tributaria y, en un contexto altamente inflacionario, sumar un impuesto más implica agregar otro costo a una canasta que aumenta a la par de los índices de pobreza e indigencia.

Con la mencionada y excesiva carga impositiva, el Estado debería brindar de manera sobrada los servicios que le corresponden ya que la verdadera discusión, para la UIM, tiene que ver con cómo hace el Estado para achicar su peso sobre la economía sin mejoras concretas ni de fondo y, en lugar de ampliar el empleo público, el gasto, los impuestos o los subsidios de corto aliento; trabajar para aumentar la matriz productiva, el trabajo privado genuino y la producción como los verdaderos motores de la economía.

En este sentido, se pide una verdadera ley para el reciclado de envases, en lugar de un impuesto que castiga a la producción, al trabajo y a los consumidores.

Es preciso, además, pensar en etapas de educación de la ciudadanía, sistemas de separación de residuos así como tener en cuenta a qué industrias se pueden direccionar los distintos materiales reciclables. Esto es previo a la creación de un impuesto sobre el que no existe claridad, entre otros puntos, sobre el modo en que se distribuirá ya que no está explicitado en la ley.

Hasta ahora el proyecto sólo indica que se va a dar apoyo a cartoneros y recicladores a través de los municipios. Sin embargo, cuando hace más de 10 años que no se crea trabajo privado de calidad en el país, creemos que esto servirá para engrosar la lista de empleados públicos sin que la situación de fondo se modifique.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA