domingo 13 de junio de2021

Sólo suscriptores
Más de la mitad de los mendocinos se jubila sin los años de aporte exigidos
De acuerdo al Anses, el haber medio de los beneficiarios de la provincia es de $32.666, menos que la media nacional. / Foto: Ignacio Blanco
Economía

Más de la mitad de los mendocinos se jubila sin los años de aporte exigidos

Al cierre del primer trimestre, el Sistema Integrado Previsional Argentino contaba con más de 175 mil mendocinos con plan de pago vigente.

Más de la mitad de los mendocinos se jubila sin los años de aporte exigidos
De acuerdo al Anses, el haber medio de los beneficiarios de la provincia es de $32.666, menos que la media nacional. / Foto: Ignacio Blanco
Sólo suscriptores

El Sistema Integrado Previsional Argentino (Sipa) cubre a 319.464 a mendocinos, según datos difundidos por la Administración Nacional de Seguridad Social (Anses) actualizados a marzo de 2021. Lo llamativo, es que más de la mitad de los jubilados debieron acceder a una moratoria para completar sus aportes, por lo que todos los meses sufren un descuento sobre el total a cobrar.

Lo mismo ocurre a nivel nacional. Del informe se desprende que del total de jubilaciones pagadas por el SIPA en el país (6.566.509, para 5.415.549 de personas, porque algunas pueden cobrar más de un beneficio), el 65% requirió una moratoria, porque no había alcanzado los años de aportes que exige la ley para acceder al beneficio.

En lo que respecta a la situación particular de Mendoza, Seguridad Social informó que el 53% de los mendocinos jubilados accedió a una moratoria (175.910) y el 47% restante, se jubiló al finalizar los años de aportes requeridos por ley o luego de haberlos superado (156.537).

Lo cierto, más allá de la estadística, es que la forma en la que se accede a la jubilación incide luego en cuánto se va a cobrar mensualmente. De acuerdo con el informe del organismo, el 87% de quienes accedieron a un plan de pago para completar sus años de aporte, lo hicieron para percibir el haber mínimo ($20.571,44, más $1.500 compensatorios por inflación en algunos casos). Así, quienes cobraron por moratoria, en marzo accedieron a prestaciones, en promedio por $21.721 (aunque una gran cantidad de beneficiarios rondó un monto de $17.000).

Por otro lado, quienes se jubilaron por el régimen general, con 30 años de aportes o más, perciben en promedio (a nivel nacional) $38.502 al mes. En Mendoza, medido entre el universo total de beneficios, el haber medio alcanza los $32.666, por encima del haber medio de todo el sistema ($31.618), pero por debajo del total nacional.

Jubilaciones y haber mínimo

En el total de Argentina, si se analiza el universo de pagos del SIPA, alcanzaron un beneficio previsional por medio de un plan de pagos o moratoria, 3.463.846 personas. En tanto, un total de 3.102.663 contribuyentes se jubilaron dentro de los términos habituales.

A estos datos, hay que enmarcarlos en un año en el que las gestiones en Anses se vieron retrasadas, debido a las diferentes medidas de aislamiento y cierres temporales provocadas por la pandemia del coronavirus. De hecho, los resultados del organismo nacional indican que el año pasado disminuyó el número de jubilaciones cubiertas por el organismo. En detalle, en 2020 se contaban 6,68 millones de prestaciones puestas al pago cada mes, y en 2019, poco más de 6,73 millones.

Por otro lado, el número de beneficiarios no es igual que el número de beneficios, debido a que hay quienes cobran dos prestaciones. A marzo, entre jubilados y pensionados se contaron 5,47 millones de personas, mientras que en 2020, en promedio mensual, eran 5,57 millones.

Los factores económicos

La necesidad de acceder a una moratoria es reflejo de los problemas del mercado laboral, según advirtió el abogado y presidente de la Federación de Jubilados Mendocinos, Edgardo Civit Evans. En parte -aseguró el experto- se debe a la informalidad que existe y en parte, a los altos niveles de desempleo. “La gente no reúne los 30 años mínimos de aporte, y se produce un desbalance del sistema. Para conocer la situación real, a la cantidad de jubilados por moratoria habría que agregarle el dato de cuántos años son los que realmente adeudan”, agregó el especialista.

Por otro lado, el abogado destacó que “los tiempos de los jubilados no son los mismos que los de las personas en actividad”, y señaló que, cuando alguien inicia un juicio para reclamar por el pago que debería recibir por sus años de aporte, no tiene 10 o 15 años para esperar una sentencia firme y el reintegro de sus haberes. “Pensar que hay más de 150 mil mendocinos que realmente aportaron y no están recibiendo el dinero acorde a lo que cobran los trabajadores en actividad, es pensar en un problema mayúsculo, que debería ocupar a la clase dirigente por encima de cualquier pelea”, añadió.

Para el titular de la Federación de Jubilados, las jubilaciones de privilegio, y las jubilaciones para quienes no aportaron, o lo hicieron en menor medida, “son dos caras de una misma moneda que afectan al sistema previsional argentino”, y no le permiten estabilizarse “como se ha hecho en países como Noruega, Suiza o Finlandia, en donde los jubilados gozan de la estabilidad y la tranquilidad de haber cumplido”. Por eso, insistió, es un tema que debería ser prioritario para el gobierno.

Plan de pago especial para mujeres

En julio del próximo año vence el plan especial para que las mujeres (ley 26.970) regularicen aportes entre el 1 de enero de 1955 y el 31 de diciembre de 2003, de manera que entre ellas, quienes hayan nacido en 1961 podrán regularizar hasta 24 años de servicio (para ingresar deben haber aportado al menos por 6 años o mas, luego de 2003).

Con 30 o más años de aportes, una jubilación puede alcanzar entre el 60% o el 65% del sueldo promedio de un trabajador en relación de dependencia (promedio del salario alcanzado en los últimos diez años). Por el contrario, quienes no tienen aportes de ningún tipo, al cumplir los 65 años pueden acceder a la PUAM (Pensión Universal al Adulto Mayor) que equivale al 80% de la jubilación mínima.