viernes 23 de abril de2021

Imagen ilustrativa / Archivo
Economía

La venta de autos usados cayó 11,5% en el mes de julio aunque fue mejor que en junio

La Cámara del Comercio Automotor informó que esta baja se debe a las restricciones al comercio y la falta de vehículos. En siete meses, la comercialización bajó 24% en comparación al mismo periodo del 2019.

  • lunes, 3 de agosto de 2020
Imagen ilustrativa / Archivo

La venta de autos usados durante julio fue de 147.252 unidades, lo que representó una baja del 11,5% respecto al mismo mes del año pasado, debido a las restricciones al comercio y la falta de vehículos, informó la Cámara del Comercio Automotor (CCA).

Sin embargo, en el mes de junio se vendieron 128.037 vehículos. Es decir que, comparando ambos meses, se observa una suba en el consumo del 15,01% en el mes de julio con respecto a junio.

Por otro lado en los primeros 7 meses del año se registró la venta de 744,163 automóviles, un 24% menos que el mismo período de 2019 (980.560 vehículos), así lo informó la CCA a través de un comunicado.

El presidente de la Cámara, Alberto Príncipe, afirma que “la baja del 11,5% interanual estuvo dada por los primeros 20 días del mes donde estuvieron cerrados los locales en el AMBA. Esta región representa la mitad de las ventas en el país”.

También, Principe, señaló que “los únicos 10 días en que los comercios de autos usados pudieron trabajar en el AMBA, realizaron operaciones pero no tanto como se pensaba. Hubo muchas consultas pero sobre productos muy específicos”.

En lo que respecta al interior del país, Alberto puntualizó que “en la mayoría de las provincias, las agencias vendieron exactamente igual volumen en un buen mes de enero o febrero. Si no se comercializó más es porque ya no quedaba stock”.

Cómo consideraron en junio, “se consideraron muy bien los autos seminarios y en ciertas localidades modelos desde el 2000 en adelante”.

Sin embargo, continuó Principe, “la reposición está complicada pero en ciertas provincias es crítica. La gente compra con dólares o efectivo. La entrega del auto usado en las transacciones se ha reducido considerablemente y, además, la gente no financiera porque no quiere endeudarse”.

“También estamos bajando en todo el país la venta clandestina, la venta con ´tachito´que durante tantos años prolifero en Argentina. La gente se dio cuenta que tiene que recurrir un negocio establecido por seguridad y garantía en la operación. Esto también contribuye al incremento de ventas en los comercios de autos usados”, concluyó Príncipe.