sábado 23 de enero de 2021

Sólo suscriptores
Último aumento. En enero el Gobierno oficializó una suba del 5% para telefonía fija y móvil, internet y tv por cable. Foto: Mariana Villa / Los Andes.
Economía

La canasta tecnológica familiar cuesta hasta 7 mil pesos

Internet, televisión por cable, telefonía celular y streaming son nuevos gastos para la clase media. Cada día están más caros.

Último aumento. En enero el Gobierno oficializó una suba del 5% para telefonía fija y móvil, internet y tv por cable. Foto: Mariana Villa / Los Andes.
Sólo suscriptores

Después de un año de congelamientos y de diversas negociaciones entre el Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) y las empresas de telecomunicación, el Gobierno nacional autorizó aumentos de hasta el 5% para los servicios de telefonía fija y móvil, internet y televisión por cable. La suba asciende al 8% en el caso de las pymes y cooperativas con menos de 10.000 abonados, que no aplicaron incrementos en 2020. En tanto, en el caso de los servicios de streming, se vieron afectados por los incrementos en el dólar, y los impuestos a las monedas extranjeras.

Con todo ello, en la actualidad, una familia necesita más de $ 7.290 para completar una “canasta tecnológica” que incluya telefonía móvil, televisión por cable o satelital, internet, y dos servicios (de música o series y películas) vía streaming.

Dentro de la canasta básica total están enmarcados en el rubro “comunicación” y se trata de un rubro que desde enero ha tenido incrementos cercanos al 11% en la región (variaciones de noviembre con respecto a diciembre de 2019, según divisiones del Indec). Se trata de un rubro que tiene un impacto menor que el resto de los componentes de la Canasta Básica (de 0,02 puntos de inflación), pero no así en los presupuestos de las familias, debido a que cada vez resulta más necesario contratar planes de telefonía, y servicios de internet, sobre todo luego de un año de alta demanda de los mismos, como fue 2020, y especialmente durante los meses de cuarentena dura.

Este cambio en los hábitos de consumo de las familias generó que, a partir de 2021, la telefonía fija, móvil, internet y tv por cable, fueran considerados -por el decreto 690/2020- servicios públicos esenciales. Junto a esta decisión, el Gobierno nacional comunicó que empezarán a regir las prestaciones básicas universales y obligatorias para este sector.

El precio de la tecnología

Tomando en cuenta los precios más bajos de cada compañía de telefonía móvil, habría que considerar un mínimo de $ 4.200 para contratar cuatro abonos ($ 1.050 por cada uno en plan de 1 Gb). Si se quiere contratar planes más completos, de 8 Gb en adelante, hay que considerar en un mínimo de $ 2.730 mensuales por abono. De igual manera, la mayoría de las compañías ofrecen promociones especiales, con descuentos de hasta el 30% por 12 meses, y si se accede a estas, el precio para el grupo familiar bajaría a $ 3.300 aproximadamente.

En tanto que tener internet wifi en el hogar puede significar un costo mínimo de $ 1500 mensuales y un máximo de $ 3.230 (6Mb en zonas rurales), con un proveedor local de amplio alcance en la provincia. A esto hay que añadirle los costos de instalación que, en la mayoría de los casos se pueden prorratear.

Los planes de televisión por cable o satelitales implican un pago superior a los $ 1.590 para contratar el servicio básico ($ 1.290 durante seis meses, a precios promocional). Aunque en algunas zonas de la provincia se puede contratar packs combinados con internet y adquirir ambos servicios por alrededor de $ 2.270 (con un descuento del 30% por 12 meses). El servicio de televisión se encarece en caso de que se busque contratar packs de películas o de fútbol, entre otros.

Con los tres servicios mencionados el gasto mensual sería de $ 7.290 como mínimo, siempre considerando servicios para una familia en la que al menos cuatro integrantes pagan un plan de telefonía móvil, y sin los descuentos temporales que ofrecen las compañías.

Precio de los servicios de streaming

De acuerdo con un informe de la consultora Business Bureau (BB), de los hogares de Amércia Latina que contratan televisión paga (89,4 millones, u 11,01 millones en Argentina), más de la mitad también utilizan plataformas OTT (over-the-top, o servicios que además requieren de una conexión a internet). Esto refleja que ambos son servicios complementarios y representan al 24% de los hogares de América Latina.

Por esta razón, no es de extrañar que servicios como Disney Plus, entre otros, decidieran realizar sus lanzamientos en el país a fines de 2020. La empresa informa en su página un costo mensual de $ 385. En tanto que la más extendida en el país, Netflix, informa valores que van desde los $ 199 a los $ 449, según el servicio al que se acceda.

En todos los casos hay que considerar que estos servicios se gravan con un 8%, en concepto de impuesto País, y un 35% adicional, a cuenta de Ganancias y Bienes Personales. Así, para el primer caso, habrá que considerar un gasto mensual de no menos de $ 551, y para el segundo de $ 285 y $ 642. En tanto, si de música se trata Spotify tiene un costo mensual de $ 239, o $ 342 con impuestos.