Estar “conectados” demanda casi $ 8.000 mensuales

Estar “conectados” demanda casi $ 8.000 mensuales
Planes de internet, televisión por cable, servicios de streaming y telefonía celular son los ítems que componen la “canasta de tecnología”.

Planes de internet, televisión por cable, servicios de streaming y telefonía celular son los ítems que componen la “canasta de tecnología”.

En plena pandemia, mediante un Decreto de Necesidad y Urgencia, el Gobierno Nacional declaró “servicios públicos esenciales” a la telefonía (móvil y fija), a Internet y a la televisión por cable. Sin embargo, para acceder a la “canasta tecnológica” completa una familia requiere hoy de casi $ 8.000 mensuales.

Dentro de la medición del Índice de Precios al Consumidor (IPC), los servicios mencionados están enmarcados en el rubro “comunicación”, que a mayo, muestra un incremento del 18% acumulado en el año para la región Cuyo, de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec).

El organismo discrimina las subas registradas en transporte por un lado y en comunicaciones por el otro. Esto permite observar en detalle que los servicios tecnológicos tuvieron un incremento del 23% entre mayo de 2020 e igual mes de este año, por debajo de las subas registradas en rubros como transporte (70,20%), salud (53,9%) y alimentos (52,3%) en Cuyo, y por debajo del nivel general acumulado en el año (52%).

En Mendoza, en cambio, las mediciones incluyen los aumentos en combustibles (“transporte y comunicaciones”). Las subas no pasaron desapercibidas, ya que en cinco meses se registró un aumento del 21,5% en la provincia, según la Dirección de Estadísticas e Investigaciones Económicas de la provincia (DEIE).

En Cuyo el 85,9% de la población de 4 años y más, utiliza celular, y el 85% internet. Foto: José Gutierrez / Los Andes.

El precio de la tecnología

El informe de “acceso y uso de tecnologías de la información y la comunicación” del Indec para el cuarto trimestre del último año, muestra que en Cuyo el 85,9% de la población de 4 años y más, utiliza celular, y el 85% internet. De manera que si tomamos una familia tipo de cuatro personas, en la que cada uno de ellos cuenta con un abono con acceso a internet, se puede concluir que se requerirían al menos $ 3.752 para cubrir el costo de cuatro abonos ($ 938 por un plan de 1,5 GB, a precio promocional por 12 meses, siendo el más económico del mercado). Si se quiere contratar planes más completos, de 10 Gb en adelante, hay que calcular un mínimo de $ 2.653 por abono al mes.

En tanto, tener internet wifi en el hogar puede significar un costo mínimo de $2.270 por 5 mbps. Si bien existen combos que permiten sumarle a este servicio televisión satelital o por cable, se tomó en cuenta un servicio simple domiciliario de amplio alcance en la zona Este de la provincia de Mendoza, una región con dificultades para tener conexión, por la baja densidad de población.

Los planes de televisión por cable o satelitales implican un pago superior a los $ 1.800 para contratar el servicio básico (con un descuento promocional del 45% por 6 meses), aunque en algunas zonas de la provincia se puede contratar packs combinados con internet y adquirir ambos servicios por alrededor de $ 4.000 (fibra óptica de 100 megas, con un descuento del 40% por 11 meses). El servicio de televisión se encarece en caso de que se busque contratar packs de películas o de fútbol, entre otros.

Con los tres servicios mencionados, el gasto mensual sería de $ 7.822 como mínimo, siempre tomando como referencia una familia en la que cuatro integrantes pagan un plan de telefonía móvil.

También por streaming

De acuerdo a un estudio mundial de CompariTech centrado en Netflix, la Argentina es el segundo país que más horas destina a este pasatiempo. De acuerdo con el mismo, los argentinos han consumido un promedio de 110.459 minutos de Netflix desde que abrieron su cuenta. Esto equivale a 1.840 horas o 76 días, un 50% más que el promedio mundial.

Esto es solo una muestra de la incidencia que tienen las plataformas de contenido por streaming en la vida de las familias argentinas, y por ello también hay que considerar sus costos, dentro de la “canasta tecnológica o electrónica”.

Así, por ejemplo, Amazon cuesta $ 319 por mes, más impuestos, lo que implica el pago mensual de $523 (con el Impuesto al valor agregado (IVA) de 21 %, el Impuesto PAIS de 8% y el Impuesto del 35%); Netflix, $ 457,56 por el Plan Básico, Estándar cuesta un total de $ 752,76, y el plan Premium $ 1.097,16; y Disney, $ 385 finales al mes, o una suscripción anual por $ 3.850 finales al año.

Los servicios de streaming están gravados por impuestos al dólar que encarecen la tarifa mensual. Foto: José Gutiérrez / Los Andes

Futuros aumentos

El Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom), a través de la Resolución 862/2021, estableció que “los Licenciatarios y las Licenciatarias de Servicios de Comunicaciones Móviles (SCM) podrán aplicar un aumento, retroactivo al 1° de julio de 2021 y de hasta un 5%, en el valor de los precios minoristas de cualquiera de sus planes en las modalidades pospagas y mixtas”.

De igual manera, el organismo, a cargo de Claudio Ambrosini, fijó en $ 25, el valor máximo que se puede cobrar por recarga de 50 MB de datos móviles por día, y en $0,38 el valor máximo del precio del segundo de voz. Además, se puso un techo de $ 5 para el precio del SMS, para servicios móviles en la modalidad “prepaga pura”, en todos los casos “con impuestos incluidos”.

Hasta la fecha se han autorizado dos incrementos generales, uno del 5% en enero y otro del 7% en febrero. Algunas empresas les comunicaron a sus clientes ajustes por arriba de esos porcentajes, por lo que ahora deberán realizar un reintegro con intereses.

La conectividad en Mendoza

El Enacom informó que durante el último año se observó un incremento del 8,61% a nivel nacional en la cantidad de accesos a Internet fija-conexiones domiciliarias- entre marzo 2020 y diciembre del mismo año.

“En este sentido, y en términos reales, observamos que los accesos a Internet fijo declarados a marzo de 2020 arrojan un total nacional de 8.812.426, mientras que a diciembre de 2020 el total ascendió a 9.571.562 (último período publicado por Enacom); por lo que hubo un aumento de 759.136 accesos (8,61%)”, indicaron. Para Mendoza señalaron que el comportamiento de los usuarios estuvo por encima del promedio nacional y la conectividad se incrementó en un 17,44% en el mismo periodo.

En concreto, en la provincia se calculan 215.453 casos de acceso a Internet Fija, 272.266 de acceso a televisión por suscripción, 2.521.715 de comunicaciones móviles, y 196.390 de telefonía Fija.

La penetración de internet en los hogares mendocinos alcanza el 39%. Foto: Ignacio Blanco / Los Andes

Pequeños proveedores de internet

Más allá de los costos básicos que tienen que afrontar las familias mendocinas, existen otras que se enfrentan a un problema mayor, y es que de acuerdo con un informe de la Cámara Argentina de Internet (Cabase), la penetración de internet en los hogares mendocinos alcanza el 39%.

Es decir que 61de cada 100 hogares de la provincia no cuentan conectividad fija a internet. Para ellos son aun más importantes los planes de datos de las compañías de telefonía móvil, que muchas veces se constituyen en la única fuente de conexión.

Y de acuerdo con Cabse, las Pymes que ofrecen el servicio en las localidades más alejadas de los centros urbanos, “nacidas en muchos casos por el empuje emprendedor de un vecino de esa misma localidad”, sufren de problemas de rentabilidad por los retrasos de los precios.

Es que explican que, con una inflación que en 2020 superó el 36%, los pequeños proveedores de internet no tuvieron posibilidad de adecuar los precios de sus servicios durante todo el año pasado. Con esta pesada mochila, el Enacom ha autorizado solamente aumentos por 8% en enero, 7% en febrero, 7% en marzo, y 5% en julio aplicables sobre valores que en la mayoría de los casos no se ajustaban desde fines de 2019.

“Este es el combo explosivo que se combina con costos que no paran de crecer, en principio por la mera evolución de la inflación, del tipo de cambio, de los costos laborales y hasta del precio de la nafta, pero también por un consumo mucho mayor de ancho de banda por parte de los usuarios del servicio, que dispara una mayor erogación en conectividad mayorista, haciendo imposible cualquier intento de equilibrar la ecuación económica”, sostuvo sobre esta delicada situación Rodolfo Bianchi, vicepresidente de la Cámara Argentina de Pequeños Proveedores de Internet (CAPPI).

Yo cubro barrios que están a 20 o 30 km del centro de operaciones, barrios chicos, con una torre para 12 clientes, donde somos el único proveedor que llega allí con servicios de internet. Cuando hay un corte o un servicio técnico en zonas alejadas, quizá hay que hacer 40 o 50 km de ida y vuelta y ocupar medio día de un técnico para levantar un cliente y ese costo laboral y de combustible no se paga con el abono mensual que tiene ese cliente”, aportó Jesús Gil, Director Netix, ISP de Tunuyán, provincia de Mendoza.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA