Carne: no subirán las retenciones, pero sigue caliente el debate por los precios internos

Orlando Pelichotti / Los Andes
Orlando Pelichotti / Los Andes

Kulfas aclaró dichos de Feletti. En Comercio Interior continúan las negociaciones con los eslabones de la cadena. Domínguez promete más exportación. Los empresarios desconfían.

El Gobierno nacional ha decidido, al menos por ahora, no subir las retenciones a las exportaciones de carne e incluso evalúa “un nuevo esquema exportador” para poner en marcha en enero, tras el vencimiento de las actuales restricciones, con lo que intentará motorizar la producción y una mayor oferta también en el mercado interno.

Mientras tanto, siguen las conversaciones con los distintos eslabones de la cadena para intentar frenar las subas de precios de, al menos, los principales cortes populares en el mostrador en una época de alto consumo por las fiestas de fin de año.

Alberto Williams, presidente de la Asociación de Propietarios de Carnicerías de la Capital Federal, confirmó a este medio que estuvo dialogando con el secretario de Comercio Interior, Roberto Feletti, para buscar medidas que morigeren las subas. Y en las próximas horas será el turno de frigoríficos y carnicerías.

“La carne ha aumentado 30% en poco más de una semana. Los nuevos precios son inalcanzables para el consumidor”, dijo Williams y señaló que el principal problema está en los supermercados, que acuerda poner cortes a precios accesibles y luego “ofrecen dos tiras de asado a un valor acordado y 50 al precio de ellos, que es más alto”.

Para Williams, no hay alternativa: lo único que puede descomprimir la situación es que descienda el precio de la hacienda en pie. El fin de semana largo se registró una baja considerable en la venta de carne, dado que parte del público no convalidó los aumentos. Tras ello, el valor de los novillos bajó hasta 7% en tres días.

No suben retenciones

Matías Kulfas, ministro de Desarrollo Productivo y jefe directo de Feletti, dijo que se está avanzando “en el sentido correcto” para garantizar el acceso de los consumidores a la carne vacuna, que es un “bien emblemático y cultural”.

“Cuando el precio subía sin parar, el reclamo decía ‘qué barbaridad el Gobierno no hace nada’. Bueno, hubo una decisión que consistió en administrar el saldo exportable. Ahí vino la crítica: ‘qué barbaridad trabar parte de las exportaciones’”, se quejó el funcionario nacional.

Por otro lado, descartó que se vayan a incrementar las retenciones a las exportaciones. “En la entrevista que concedió el domingo a un diario, Feletti estaba analizando opciones, estaba teorizando. A lo mejor tuvo una actitud que no es la más indicada porque al ser un funcionario, esto de pensar en voz alta no es lo más apropiado”, dijo Kulfas.

Y aclaró: “De ninguna manera hay una decisión tomada al respecto. Lo que se está analizando son diferentes alternativas que permitan calibrar una estrategia para seguir aumentando la producción, esta etapa de recuperación, y que haya mecanismos que permitan bajar la inflación, sobre todo en el caso de los alimentos. Se busca tener algunos productos con precios más controlados, que permitan ir reduciendo la pobreza que es un tema central”.

Esquema exportador

Kulfas señaló que las exportaciones de carne de este año estarán “muy por encima” de los años previos, “salvo 2020 cuando hubo récord”. En este escenario, lo que se busca sobre algunos productos como el asado, “que es un bien cultural”, es que haya una “política específica que se vaya mejorando y calibrando, siempre pensando en aumentar la producción”.

En un brindis de fin de año organizado por las cadenas de cultivos en la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, el ministro de Agricultura, Julián Domínguez, dijo que las restricciones a las exportaciones de carnes concluirán a fin de año y señaló que está trabajando para definir un “nuevo esquema”, sobre el cual no dio detalles.

Lo escuchaban allí representantes de la cadena agrícola: Luis Zubizarreta (Acsoja), Enrique Moro (Asagir), Miguel Cané (Argentrigo) y Alberto Morelli (Maizar). A este encuentro los dirigentes del sector habían llegado con temor por la posibilidad de que se esté evaluando una suba de retenciones no solo a la carne sino también al maíz, alimentos de engorde de las vacas.

“La plataforma del crecimiento y del desarrollo es el diálogo”, dijo Domínguez para intentar despejar dudas sobre la posibilidad de que el Gobierno sorprenda con una nueva medida que disguste a los productores. “El sector claramente demostró estar preparado para incorporar en nuestro país los desafíos que nos presenta el nuevo orden global”, afirmó.

Las declaraciones de Domínguez fueron después de que el vicepresidente del Consorcio de Exportadores de Carne ABC, Carlos Riusech, reclamara al Gobierno la “normalización” de las ventas al exterior. En el sector desconfían de los cambios que promete el funcionario. “Damos por descontado que el año que viene vamos a empezar con algún tipo de política administrada. Pero nosotros pretendemos la normalización” de las exportaciones, dijo Riusech en declaraciones a la prensa.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA