domingo 7 de marzo de 2021

La actriz fue clara respecto a su postura.
Da La Nota

Stefi Roitman contestó las acusaciones de maltrato animal por el cocodrilo amordazado

La modelo se refirió a los dichos que la involucran a ella y a Lele Pons a través de unas Stories con un largo texto.

La actriz fue clara respecto a su postura.

“La repercusión que tuvo en las redes la historia con las imágenes de Mylo, un lagarto de 4 años en una piscina, con su familia de adopción, donde yo estuve compartiendo un rato del día, merece algunas aclaraciones”, comenzó poniendo Stefi Roitman cobre las imágenes que trascendieron en la que ella y sus amigos Lele Pons y Guaynaa nadaban en una pileta con un cocodrilo al que se había amordazado con cinta adhesiva.

“Los comentarios negativos que he recibido me llevan a la necesidad de reflexionar y siempre estoy dispuesta a hacerlo”, dijo respecto a los mensajes que se escribieron por redes. “Es entendible que la imagen pueda ser cuestionada, criticada, analizada y hasta defenestrada (...), pero para hacerlo lo ideal es contar con toda la información”, explicó.

“En este sentido, los responsables de tener el cocodrilo deciden la forma en que interactúa con ellos y con otras personas, qué medidas de seguridad se adoptan y cuáles no son necesarias, cómo lo rescatan y lo cuidan, etc. y siempre lo hacen con dos objetivos en claro: la seguridad de las personas y el bienestar del animal”, dijo respecto a su justificación de que el cocodrilo podría morderlas si no tenía la cinta en el hocico.

“Cualquiera podrá cuestionarlo, y estar en desacuerdo, pero es ese, ni más ni menos, el hecho en cuestión. No es mi mascota, ni tengo poder de decisión alguno sobre los cuidados que se le brindan, pero sé que son los correctos y necesarios. Caso contrario, jamás se me habría ocurrido participar en ese momento”, escribió sobre su participación y defendiendo a su amiga influencer, de quien trascendieron las fotos.

Como aclaración final, Stefi dejó en claro que nunca lastimaría a ningún animal: “El maltrato animal está fuera de toda discusión. No adhiero a ningún tipo de conducta que lo instigue, que lo avale o que lo promueva, jamás se me ocurriría hacerlo y nunca en mis redes han visto algo siquiera cercano que permita vincularme a una situación de maltrato. No creo ni siquiera necesario aclararlo, pero sí es preciso resaltar esta idea. Luego ustedes podrán o no modificar su forma de pensar, pero para poder ejercer esa libertad de expresión es preciso contar con toda la información”.