jueves 3 de diciembre de 2020

La joven quiere entrar al Cantando
Da La Nota

Morena Rial confió su peso máximo y habló de su nuevo estilo de vida: “Llegué a pesar 145 kilos”

La hija de Jorge Rial respondió preguntas de sus seguidores de Instagram y reveló: “Cuando me agarran los bajones pienso en lo que pude lograr y me siento súper orgullosa de mí”.

La joven quiere entrar al Cantando

A mitad del año 2016, Morena Rial decidió realizarse un by pass gástrico y casi al final del 2017 volvió a pasar por el quirófano para reconstruir su cuerpo ya que había bajado más de 40 kilos. Su confianza cambió en un 100%, eso lo demostró frente a cámara y en sus redes sociales. Hoy está orgullosa de sus logros y lo comunicó públicamente.

La hija de Jorge Rial se dedica a tiempo completo de la crianza de su hijo Francesco, además de mantener siempre activo su perfil de Instagram. Y en las últimas horas abrió la chance de que sus seguidores le hicieran preguntas y ella contestó unas cuantas. La que hoy la tiene en la tapa de los portales hace referencia a su fortaleza para enfrentar todo lo que vivió en los últimos años y su gran cambio físico e interior.

¿Cuánto fue tu peso máximo? Sos una guerrera, ¡te admiro!”, escribieron y Morena contestó sin filtros: “Yo llegué a pesar 145 kilos. Por eso mismo, los comentarios de mierda que me hagan ya no me afectan”. Recordemos que en repetidas ocasiones, la joven madre ha sido víctima de haters.

Aunque, a veces, me llegan a herir porque soy humana. Cuando me agarran los bajones pienso en lo que pude lograr y me siento súper orgullosa de mí”, destacó.

Captura de pantalla

En septiembre, Morena compartió una conmovedora carta acompañada de varias postales suyas en las que se veía su transformación física: “Puedo observarme pasando frente a un espejo sin agachar la mirada. Me celebro posando en una foto grupal sin sentir la necesidad de esconderme detrás de alguien más. Me abrazo todas esas veces que sonrío al ver una foto mía en lugar de llorar. Sí, sucedía. Lo hacía”.

“Posiblemente crecer tenga que ver con ser más fuerte, aunque me gusta darme el mérito por eso. Ni los demás, ni los años, ni el tiempo… fui yo. Fui yo queriéndome sentir mejor; fui yo peleando conmigo misma. Fui yo luchando por poder conseguir aceptarme. Porque un día me grité tanto, me insulté tanto, que pensé ese era el fondo de mi pozo. Ese fue el instante en que contemple (que) se había ido la luz, pude preguntarme si quería vivir así”, continuó.

Rial cerró la carta de una manera emotiva: “Si algo tengo que decirle a esa More de hace unos años, es pedirle perdón. Y prometerle que seremos más fuertes y felices”.

Captura de pantalla

Por las redes